'Rastreadores de covid': Coronavirus y mutaciones en el mundo empresarial
  1. Mundo
la dificultad es hermana de la desigualdad

'Rastreadores de covid': Coronavirus y mutaciones en el mundo empresarial

Pablo Pombo se sumerge en la prensa internacional y selecciona los artículos imprescindibles para estar bien informado sobre la pandemia. Una 'newsletter' diaria solo para suscriptores

placeholder Foto: Imagen: Laura Martín.
Imagen: Laura Martín.

A veces, el vocabulario da la clave de la lógica narrativa. Ansiedad. Zombis. 'Stranger Things'. Nueva era. Líderes con doble cara. Gigantes capaces de removerlo todo. No, no es una película de terror. Es la música de las palabras que las principales cabeceras del planeta emplean para contar lo que viene pasando en el mundo de la empresa en este tiempo de pandemia. Un universo en el que habitan desde las más pequeñas hasta las enormes. Contaremos la historia de la alteración vírica desde abajo hacia arriba. Y terminaremos con una moraleja. Con frecuencia, como ahora, la dificultad es hermana de la desigualdad.

De la preocupación a la ansiedad

Venimos hablando muchos de los cierres en la restauración, el pequeño comercio, el sector cultural. De las pequeñas empresas, en definitiva. Pero… ¿Cómo se sienten los pequeños empresarios? Preocupación y pesimismo mayoritarios. “La confianza de las pequeñas empresas estadounidenses cae a su nivel más bajo en cuatro años”. Bloomberg. Encuesta realizada por el Bank of America entre julio y septiembre que se acaba de conocer. “Solo el 39% de los pequeños empresarios esperaba que su economía mejorase en los próximos 12 meses, frente al 51% de principios de año. Los planes de contratación y las expectativas de ingresos se encuentran en sus niveles más bajos desde 2012 y 2013”. Es prácticamente seguro que la confianza de la pequeña empresa esté en cifras todavía más bajas que estas.

Foto: La crisis se está cebando particularmente con los empresarios de hostelería y ocio nocturno.

Esa preocupación, ese estrés, no puede ser inocua en términos psicológicos, también bajo la misma cabecera: “Aumentan las preocupaciones sobre la salud mental de los propietarios de pequeñas empresas (...) Muchos se han visto afectados por la pandemia y sus múltiples ramificaciones (...) niveles elevados de estrés, ansiedad y depresión (...) Miedo a que la expresión de su incertidumbre personal pueda tener un efecto dominó sobre la viabilidad del negocio”.

Zombis

“La zombificación europea se vuelve aún más aterradora. Las investigaciones reflejan que una quinta parte del panorama empresarial europeo puede estar ahora zombificado”. 'Financial Times'. ¿A qué se refieren los que hablan de zombis empresariales? “Empresas que se mantienen vivas artificialmente mediante la repetida concesión de crédito”, características de periodos de tasas de interés muy bajas o incluso negativas.

Foto: Fotograma de la serie 'The Walking Dead'.

“Muchos tratan de culpar al BCE argumentando que obstaculiza las perspectivas de largo plazo porque mantiene el capital y la mano de obra atrapados en partes ineficientes desde la economía y ahoga la innovación (...) En cualquier caso, hay un nuevo motivo para la zombificación: los apoyos de los gobiernos a las empresas durante la pandemia (...) El Instituto de Investigación Económica de Colonia calcula que la suspensión alemana de la obligación de la pandemia (que se declaró con la pandemia y se prolongó hasta el final de 2020) ha provocado que en aquel país otras 4.300 empresas se hayan convertido en zombis”.

'Stranger Things' y nueva era

Un poco de optimismo. “La pandemia podría dar paso a una era de rápido crecimiento de la productividad. Las empresas han adoptado nuevas tecnologías y procesos, hay indicios de que esto puede dar sus frutos”. 'The Economist'. Después de un breve repaso sobre el fatalismo tecnológico y la posibilidad —respaldada por los hechos esta década que termina— de que los avances propiciados por la tecnología resulten decepcionantes, el texto gira con un: “Y a pesar de todo, ya han ocurrido 'Stranger Things' antes como el 'boom' posterior a la Segunda Guerra Mundial”. Harían falta algunas cosas para que se produzca el salto en productividad que la pandemia podría haber sembrado al acelerar la digitalización. “Aprovechar al máximo las nuevas inversiones del sector privado en tecnología y conocimientos requerirá que los gobiernos diseñen una rápida recuperación de la demanda, que realicen inversiones complementarias en bienes públicos como la banda ancha y que se concentren en abordar las deficiencias educativas que tantos estudiantes han sufrido con el cierre de los centros. Las materias primas parecen estar cayendo en su lugar, de una manera que no se había visto, como poco, en las últimas dos décadas. Incluso, de hecho, la oscuridad de este año podría acercar el amanecer al horizonte”.

Foto:

Líderes de doble faz

“Las empresas más grandes de Estados Unidos vienen floreciendo durante la campaña y poniendo en el paro a miles de personas”. Tremendo análisis elaborado por el 'Washington Post'.

Foto: Una camarera recoge vasos en una barra de bar en Logroño, antes del cierre de la hostelería. (EFE)

"Con pocas excepciones, las grandes empresas están teniendo un año muy diferente al de la mayor parte del país. Entre abril y septiembre, en uno de los tramos más turbulentos de la historia moderna, 45 de las 50 empresas más valiosas que cotizan en bolsa obtuvieron ganancias (...) A pesar de su éxito, 27 de las 50 han realizado despidos este año, recortando colectivamente 100.000 trabajadores. Pantalla dividida (...) Por un lado, los líderes de estas corporaciones promocionan su éxito y se presentan como líderes en el camino hacia la recuperación económica. Por el otro, muchas de sus empresas dejan si trabajo a las personas mientras distribuyen la mayor parte de las ganancias entre los accionistas".

Gigantes

“Algo en lo que están de acuerdo los líderes globales: ir a por las grandes tecnológicas. China, Europa y Estados Unidos quieren restringir el poder de gigantes del tamaño de Alibaba, Google o Facebook”. Bloomberg. “Hay un tema en el que todos los grandes países coinciden: las empresas de tecnología son demasiado grandes, demasiado poderosas y demasiado rentables. Es probable que ese problema se intensifique, lo que está dejando a los gobiernos sin más remedio que encararlo de frente llevando las empresas a los tribunales, aprobando nuevas leyes de competencia e incluso, tal vez, dividiendo los gigantes tecnológicos (...). No es por azar que las cruzadas antimonopolio se hayan acelerado durante la pandemia. Los confinamientos han provocado una dependencia de estas empresas mayor que nunca (...) Los gigantes tecnológicos están asumiendo posiciones cada vez más poderosas en la banca, las finanzas, el comercio minorista y otros mercados, obligando a las empresas más pequeñas a confiar en sus plataformas para poder llegar a los clientes (...). Durante años, solo Europa se ha enfrentado a los gigantes digitales (...) La UE buscará nuevas herramientas (...) Entre las principales prioridades de Biden, está continuar con la demanda por abuso de monopolio que ya está en marcha contra Google (...) China también seguirá intensificando su ataque a las empresas tecnológicas mientras Xi Jinping continúa consolidando su poder”.

A veces, el vocabulario da la clave de la lógica narrativa. Ansiedad. Zombis. 'Stranger Things'. Nueva era. Líderes con doble cara. Gigantes capaces de removerlo todo. No, no es una película de terror. Es la música de las palabras que las principales cabeceras del planeta emplean para contar lo que viene pasando en el mundo de la empresa en este tiempo de pandemia. Un universo en el que habitan desde las más pequeñas hasta las enormes. Contaremos la historia de la alteración vírica desde abajo hacia arriba. Y terminaremos con una moraleja. Con frecuencia, como ahora, la dificultad es hermana de la desigualdad.

Coronavirus
El redactor recomienda