AL VOLANTE DE LA TERCERA GENERACIÓN

Suzuki Swift, un urbano moderno y asequible

Gracias a su nueva plataforma es 120 kg más ligero, más amplio en su interior y el maletero alcanza los 265 litros, 55 más que su antecesor

Foto: Estilo moderno en el nuevo Swift
Estilo moderno en el nuevo Swift

Pocas semanas después del lanzamiento del nuevo Ignis, Suzuki pone a la venta otro nuevo modelo, la tercera generación del Swift, un compacto del segmento B que llega completamente renovado y con un bagaje de 5,4 millones de unidades vendidas desde que en 2005 se lanzara al mercado su primera generación.

El nuevo Swift es más corto (3,8 metros) y más bajo que el anterior, pero también es más ancho y dispone de más distancia entre ejes. Todo ello enfocado a ofrecer un coche con un estilo más juvenil y deportivo y sobre todo confortable. Además, estrena una nueva plataforma que ha permitido reducir su peso en 120 kg, lo que le aporta una mayor ligereza y mejora los consumos y emisiones.

En la primera toma de contacto que hemos podido realizar con este nuevo modelo, hemos encontrado un vehículo con un espacio interior más amplio que el anterior y con un maletero que ha crecido 55 litros con respecto a su predecesor. Ahora, el Swift dispone de un espacio de carga de 265 litros, lo que le sitúa en muy buena posición en su segmento, y que es ampliable hasta los 579 litros abatiendo los asientos traseros.

Esta nueva generación del sub-compacto de Suzuki se fabrica en Japón pero es un vehículo que se ha desarrollado para el cliente europeo, y ello se nota en sus dimensiones más dinámicas y también en un interior más equipado, con una mejor terminación que su antecesor y numerosos huecos para guardar objetos.

Habitabilidad algo justa
Habitabilidad algo justa

En el exterior, los cambios se notan en todos los flancos, tiene una línea bien marcada, con los pilares negros y las aperturas de las puertas posteriores integradas. En la trasera, incorpora luces de Led. Las llantas son de aleación de 16”, en el caso de las versiones más equipadas con terminación perlada. La carrocería puede ser bitono, con distintas combinaciones de colores.

En el habitáculo encontramos una terminación en negro con relojes y tomas de aire redondeadas. El volante, con mandos, está achatado por debajo. Dispone de una pantalla en toda la gama de 4,2 pulgadas en el panel de instrumentos y en la que se muestran informaciones sobre el rendimiento del vehículo, como el reparto de par o fuerza G… Asimismo está disponible otra pantalla de 7” pulgadas para la consola central desde la que se pueden integrar el smartphone gracias al bluetooth y permite la utilización de aplicaciones de IOS y Android. También en todas las versiones cuenta con cámara trasera para la ayuda al aparcamiento y aire acondicionado, y en la terminación superior también integra navegador y climatizador.

En cuanto a las motorizaciones, el Swift solo se ofrece con dos opciones de gasolina: un 1.2 de 90 caballos y un 1.0 Turbo de tres cilindros de 111 CV. Con ambos motores se puede combinar el sistema semihíbrido que asiste a la hora de arrancar y acelerar con lo que mejora los consumos y emisiones. Este sistema dispone de un motor eléctrico que utiliza la electricidad generada a través de la frenada regenerativa.

Muy buena visibilidad
Muy buena visibilidad

A los mandos, nos parece que es mejor opción el nuevo 1.0 de 111 CV. Por un lado, porque es más ágil gracias a su mayor elasticidad y su buen funcionamiento desde pocas vueltas y por otro porque su relación entre prestaciones y consumos es bastante mejor. También es recomendable la asistencia semihíbrida con cualquiera de las dos versiones ya que rebaja el consumo medio a 3,8 litros/100 km con la motorización 1.2 y a 4,0 litros/100 km con el 1.0 Turbo. Gracias a esta tecnología semihíbrida, el Swift también es más eficiente, con el motor 1.2 ha homologado unas emisiones de CO2 de 90 gramos por kilómetro, mientras que en el 1.0, es de 97 g/km

El nuevo sub-compacto japonés además está disponible con una versión de tracción total y con cambio automático CVT para la motorización de 90 caballos. Una opción a pensarse si se va a realizar una conducción eminentemente urbana en la que prima el confort y la usabilidad.

Entre el equipamiento, un sistema de detección que combina cámara monocular con sensor laser que ofrece funciones de seguridad como la frenada de emergencia autónoma, la alerta de cambio de carril o el asistente de luces de largo alcance.

Esta tercera generación del sub-compacto japonés se ofrece con dos acabados: GLE y GLX. Desde la variante de acceso se ofrece ordenador de a bordo o asientos calefactables. El alto de gama incorpora arranque sin llave y control de velocidad adaptativo con limitador. La gama se compone de seis versiones gracias a la combinación de estas terminaciones, los dos motores, la versión 4x4 y la opción con cambio automático.

En cuanto a los precios, el nuevo Suzuki Swift, que comienza a venderse a principios de mayo, estará disponible con un precio de partida de 15.250 euros, que se quedan en 12.250 gracias al descuento de lanzamiento de 2.000 euros y a otros 1.000 de rebaja en el caso de que se financie con la propia marca. La versión superior se ofrece por 15.950 con esos mismos descuentos ya aplicados (precio recomendado de 18.950 euros).
Motor

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios