Es noticia
Menú
Bitcoin será moneda de El Salvador en dos semanas: nadie sabe lo que pasará después
  1. Mercados
  2. The Wall Street Journal
Criptodivisas

Bitcoin será moneda de El Salvador en dos semanas: nadie sabe lo que pasará después

La empobrecida nación desafía las advertencias contra el uso de un activo digital volátil como moneda oficial junto al dólar estadounidense

Foto: Foto: EC.
Foto: EC.
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

En menos de dos semanas, El Salvador se convertirá en el primer país en dotar al bitcoin del estatus de moneda oficial. Nadie sabe qué pasará después.

El Gobierno de la empobrecida nación centroamericana pretende gastar hasta 75 millones de dólares como parte de un plan para entregar 30 dólares a las personas que se inscriban en una billetera electrónica llamada Chivo. Ese sistema basado en 'software' permitiría a unos 2,5 millones de salvadoreños comprar bienes o pagar servicios en dólares estadounidenses o en bitcoin, las dos monedas oficiales de El Salvador a partir del 7 de septiembre.

Al otorgar este estatus al bitcoin, El Salvador se arriesga a arruinar su economía, de unos 26.000 millones de dólares actualmente. El banco central nacional podría verse obligado a gastar sus reservas de divisas fuertes para comprar bitcoin si el valor de la criptodivisa se desploma y los consumidores se apresuran a refugiarse en la seguridad del dólar. El Gobierno no puede imprimir su propio dinero —el país dejó de usar el colón cuando, hace dos décadas, optó por la divisa estadounidense— y ahora está teniendo problemas a la hora de obtener dólares.

Según Carlos Acevedo, un economista que dirigió el Banco Central de El Salvador entre 2009 y 2013, “convertir el bitcoin en una moneda de curso legal es como subirnos a una montaña rusa”.

Foto: Nayib Bukele. Foto: Reuters.

El presidente, Nayib Bukele, ha declarado que la adopción del bitcoin ayudará a atraer inversión extranjera, a fomentar servicios financieros más baratos y abundantes y a reducir el coste de enviar y recibir remesas, las cuales alcanzaron un máximo de casi 6.000 millones de dólares el año pasado. El presidente, de 40 años de edad, también quiere atraer inversores extranjeros para desarrollar una forma de utilizar la energía geotérmica obtenida de volcanes para suministrar las grandes cantidades de electricidad necesarias para la minería de la criptomoneda.

“Debido al tamaño reducido de su economía, El Salvador solía ir por detrás en lo que a innovación se refiere”, explicó en una entrevista Alejandro Zelaya, el ministro salvadoreño de Hacienda: "Ahora nos estamos convirtiendo en un destino de inversiones".

No obstante, el plan también conlleva una serie de riesgos, ya que el Gobierno ha limitado el acceso a los mercados de deuda y se enfrenta a costes de endeudamiento elevados con una importante brecha presupuestaria. El Salvador y el Fondo Monetario Internacional están en plenas negociaciones acerca de un programa de ayuda financiera por valor de 1.300 millones de dólares, pero, según personas familiarizadas con este proceso, el país centroamericano no consultó al organismo internacional antes de tomar la decisión de denominar moneda oficial al bitcoin.

El FMI ya ha desaconsejado adoptar criptomonedas de carácter muy especulativo como moneda nacional, principalmente debido a que esta divisa, emitida por entidades privadas, no está sometida a los controles de las autoridades y los bancos centrales, instituciones a las que se encomienda la tarea de mantener la estabilidad económica y monetaria

“El país no tiene ni herramientas ni la habilidad para enfrentarse a un ataque especulativo”

Los economistas apuntan que, para la pequeña nación de El Salvador, el sistema descentralizado de bitcoin abre las puertas a transacciones anónimas o ilícitas, como el lavado de dinero o el pago de rescates.

“El país no tiene ni las herramientas ni la habilidad para enfrentarse a un ataque especulativo”, explicó Claudio Loser, exdirector del Departamento del Hemisferio Occidental del FMI.

Athena Bitcoin Global, la operadora de cajeros automáticos con sede en Estados Unidos, tiene intención de invertir un millón de dólares en la instalación de una red de cajeros para bitcoin por todo el país. Los salvadoreños podrán usar el monedero móvil de la 'app' Chivo para escanear un código QR de la pantalla del cajero y comprar y vender bitcoin a cambio de dólares.

El bitcoin es volátil y puede ser vulnerable a las caídas repentinas, cuando las noticias o los rumores de las redes sociales provocan un desplome. Su precio ha oscilado entre los 47.000 y los 50.000 dólares esta misma semana, y alcanzó un máximo de unos 65.000 dólares en abril.

Su uso como medio de intercambio podría dar pie a fuertes fluctuaciones en los precios de bienes y servicios. Los ingresos fiscales de la nación también variarían de forma errática, a la par que el precio del bitcoin.

Foto: EC

El Gobierno de Bukele ha reservado 150 millones de dólares para establecer un sistema que permita cambiar bitcoin por dólares y viceversa a través de Chivo. Zelaya comparó este sistema a la situación que viven los consumidores que viajan al extranjero y compran bienes usando una divisa extranjera, explicando que los consumidores probablemente tendrían que acostumbrarse a la divisa de forma gradual.

Zelaya también explicó que no espera que la volatilidad del bitcoin obstaculice su uso, y que el sistema del Gobierno para permitir la conversión instantánea de bitcoin a dólares debería ser suficiente.

A finales de julio, Moody’s redujo aún más la calificación de la deuda salvadoreña, que ya estaba excluida del rango de inversión, citando como explicación “un deterioro en la calidad de la formulación de políticas” debido a la adopción del bitcoin y otras medidas. También hizo notar las dificultades a las que se ha enfrentado El Salvador a la hora de conseguir acceso a los mercados de créditos en los meses previos a un apretado calendario de devolución de deudas para 2022, así como la inseguridad que rodea las negociaciones sobre nuevas ayudas financieras con el FMI.

Se exigirá a las instituciones financieras que alerten a los consumidores de los riesgos de volatilidad del bitcoin

Según personas familiarizadas con las negociaciones, el acuerdo de rescate con el FMI, que estaba casi cerrado, se estancó después de que los legisladores del partido de Bukele, Nuevas Ideas, sustituyeran al fiscal general y a los magistrados de la Corte de Constitucionalidad en mayo.

La semana pasada, el banco central de El Salvador publicó la normativa financiera para la adopción del bitcoin, que incluye disposiciones para evitar el blanqueo de dinero y otras actividades ilícitas. También se exigirá a las instituciones financieras que alerten a los consumidores de los riesgos de volatilidad del bitcoin. Los proveedores de servicios financieros tienen hasta el 6 de septiembre para presentar comentarios sobre la normativa.

*Contenido con licencia de ‘The Wall Street Journal’.

En menos de dos semanas, El Salvador se convertirá en el primer país en dotar al bitcoin del estatus de moneda oficial. Nadie sabe qué pasará después.

Fondo Monetario Internacional (FMI) Inversión extranjera El Salvador Inversores Bancos centrales
El redactor recomienda