TRAS CAÍDAS HISTÓRICAS, REBOTA EL MARTES

De las latas de conserva a la lejía: los valores de Wall Street que se salvan del coronavirus

La cotizada de comida enlatada Campbell Soup gana un 7% en las últimas dos semanas, junto con la de supermercados Kroger (+8%), y la de productos de limpieza Clorox (+6%)

Foto: File photo: cans of campbell's soup are displayed in a supermarket in new york
File photo: cans of campbell's soup are displayed in a supermarket in new york

Mientras en España ruedan por las redes las imágenes de los supermercados arrasados, en Wall Street los valores de bienes de consumo destacan por su aguante en la cima de las pocas empresas del S&P 500 que han sobrevivido a los desplomes del coronavirus.

La cotizada de comida enlatada Campbell Soup gana un 7% en las últimas dos semanas, junto con la de supermercados Kroger (+8%), y la de productos de limpieza Clorox (+6%). No mucho más abajo, también destacan los supermercados de Walmart (+1%), la única cotizada que consiguió cerrar el ‘annus horribilis’ de 2008 en verde (en particular, con una subida del 20%). También están la fabricante de productos de higiene Kimberly Clark (+0,5%), el conglomerado de marcas de alimentación General Mills (+0,3%), o la cotizada de frutas para untar Smucker (+0,2%).

Justo esta semana el banco de inversión estadounidense Jefferies recomendaba posicionarse en las marcas de venta al por menor “porque el bajo precio del petróleo favorece a sus márgenes”, así como por el temor al coronavirus que está llevando a los consumidores a abastecerse. Asimismo, desde la firma apostaban por Kroger, Costco, BJ’s Wholesale Club, Casey’s General Stores y Murphy USA (que en los desplomes del lunes subió un 3,9%).

[Así te afecta el caos bursátil vivido por el coronavirus]

También Goldman Sachs lo avisaba ya desde el 6 de marzo, en un informe rutinario sobre las valoraciones semanales del mercado, mencionando a Kroger y Campbell Soup junto con las farmacéuticas como los pocos valores que habían conseguido subir desde que se desataron las alarmas por el COVID-19. La firma renegaba, por otro lado, de los valores relacionados con el turismo y con la industria de los semiconductores.

También llaman la atención valores como Autozone (subidas del 7% desde que brotó el coronavirus en Italia) y O’Reilly Automotive (+0,52%), dos empresas que se dedican a las piezas para el mercado secundario de automóviles. El mercado anticipa, pues, un entorno en el que los consumidores no apuesten por coches nuevos ante las malas perspectivas económicas.

Falta de productos en un Walmart este martes. (Reuters)
Falta de productos en un Walmart este martes. (Reuters)

A partir de ahí también brillan los valores relacionados con quedarse en casa. Por un lado está el trader online MarketAxess, que desde el cierre del 21 de febrero aguanta con subidas del 5% en un momento en el que los mercados presentan una volatilidad no vista desde el ‘crash’ financiero. Por el otro, también destaca la cotizada de videojuegos Take-Two Interactive Software (+2,3%). Ya en otro plano, la compañía de alquiler de almacenamiento Public Storage consigue ganar un 1,8% en un entorno en el que los inversores se refugian en la visibilidad de este tipo de negocio inmobiliario frente a posibles choques económicos.

Con todo, los valores que más suben son los más obvios. La biofarmacéutica Regeneron Pharmaceuticals y la gasista Cabot Oil han subido un 18% y un 14%, respectivamente desde el cierre del día 21 de febrero —un periodo en el que el S&P 500 ha caído un 14%—. La primera se encuentra inmersa en el desarrollo de tratamientos contra el coronavirus que espera tener listo en agosto, al igual que el gigante farmacéutico Gilead (+3%), cuyo tratamiento, el remdesivir, ya enfrentó al SARS y el MERS en su día. Cabot Oil se ha beneficiado del éxodo de los inversores desde el petróleo (99% de su cifra de negocio proviene del gas).

Mercados

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios