la fusión permitirá crear sinergias

¿Quién gana y quién pierde con la creación del 'holding' europeo de Mediaset?

La fusión permitirá a Mediaset convertirse en un operador paneuropeo para competir con Netflix y Amazon. No obstante, el canje de acciones no es atractivo para los accionistas de la división española

Foto: Torre de Mediaset en Milán, Italia. (Reuters)
Torre de Mediaset en Milán, Italia. (Reuters)

Mediaset Italia y Mediaset España anunciaron el pasado viernes la creación de MFE-MediaForEurope, un gigante audiovisual con sede en Holanda con el que quieren plantar cara a 'players' como Netflix, HBO o Amazon. El nuevo 'holding', resultado de la fusión de ambas compañías, tiene todavía que ser votado por los accionistas de ambas partes. Y es aquí donde pueden surgir los problemas.

Para empezar, el canje de acciones para los inversores de la división española no resulta especialmente atractivo. "Cada accionista de Mediaset Italia recibirá un título de MFE, mientras que cada accionista de Mediaset España recibirá 2,33 acciones de MFE. Esto supone valorar las acciones de Mediaset España a 6,28 euros/acción [-9,1% vs. cierre del viernes, -1,2% vs. cierre del jueves]", apuntan los analistas del Banco Sabadell. "A primera vista, parece que la ecuación de canje no es muy atractiva para los accionistas de Mediaset España, que además verían reducida su retribución [desde niveles del 15% al actual 9%]".

Renta 4 mantiene una tesis similar y este lunes ya advertía de que esperaba una reacción negativa de la cotización "en la medida en que el canje no parece muy atractivo para los accionistas y los 6,28 euros/acción en los que se la valora están un -9% por debajo de los niveles que alcanzó el viernes antes de que la CNMV suspendiera su cotización". Esta previsión se ha cumplido y la compañía ha caído este lunes un 5,35%, hasta los 6,5 euros por acción. Del panel de analistas consultado por Bloomberg, solo siete apuestan por comprar, frente a una decena que se inclina por mantener posiciones y otros 10 que creen que es el momento de vender, todo ello al cierre de la sesión de este lunes, la primera tras anunciarse la operación. Este comportamiento en el parqué madrileño contrasta con la matriz, que ha subido más de un 4% en la Bolsa de Milán.

Mediaset cree que esta fusión le permitirá crear sinergias tecnológicas, de ahorro de costes y también en la negociación de grandes contenidos

La fusión efectiva será sometida a votación el próximo 4 de septiembre y existe la "posibilidad real" de que no se realice, según apunta Renta 4, en el caso de que al menos el 8,4% de los accionistas de Mediaset España diga que no. Según las condiciones acordadas, el rechazo entre los accionistas de ambas compañías no puede exceder los 180 millones de euros en pagos a los accionistas que ejerzan su derecho de oposición. Los accionistas de Mediaset España que voten en contra de la fusión recibirán 6,5 euros por título, un 5% menos con respecto a la cotización del pasado viernes.

Y si los accionistas españoles pueden torpedear el acuerdo, en Italia no quitan ojo a Vivendi. El gigante audiovisual francés tiene el 28,8% del capital de la matriz, lo que lo convierte en el segundo accionista por detrás de la familia Berlusconi, con quien mantiene una relación complicada desde hace tiempo. El grupo galo, que ha declinado comentar la operación a preguntas de El Confidencial, puede poner en peligro la alianza si decide no secundarla, lo que a su vez conllevaría un pago de 900 millones por parte de Mediaset. Este escenario, no obstante, no parece preocupar a los italianos. "No pensamos en Vivendi, pensamos en crear valor", ha explicado este lunes Marco Giordani, director financiero del grupo. "Pueden ejercer su derecho de oposición, pero si abandonan el proyecto porque no creen en él, habrá otros accionistas interesados en ocupar su lugar".

En un comunicado difundido el pasado viernes, Mediaset señaló que "la actividad operativa de las dos sociedades permanecerá en sus actuales localizaciones, del mismo modo que las sedes" y que "los impuestos se seguirán pagando de forma íntegra en Italia y en España según el caso". Ambas compañías prevén sinergias "en la gestión tecnológica, en la negociación de grandes contenidos y en los costes".

Además, la fusión europea generará un ahorro de costes que se moverá entre los 100 y los 110 millones de euros. Esto equivale "a menos de un 4% de la estructura de costes agregada, lo que parece escaso teniendo en cuenta que ambas compañías pertenecen al mismo grupo", apunta Renta 4. Hace unas semanas, Mediaset anunció la compra del 9,6% de ProSiebenSat.1, uno de los principales grupos de medios alemán, un movimiento que dejó claro el plan de los italianos para convertirse en un 'player' determinante en el mercado audiovisual.

Mercados

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios