Ayuso presenta sus presupuestos sin Vox: 23.000 millones y rebaja histórica del IRPF
  1. España
  2. Madrid
Sin acuerdo en la negociación

Ayuso presenta sus presupuestos sin Vox: 23.000 millones y rebaja histórica del IRPF

Las primeras cuentas de Ayuso como presidenta están todavía pendientes del visto bueno de Vox, con un incremento de 1.500 millones de euros en Educación y Sanidad

Foto: Enrique Ossorio y Javier Fernández-Lasquetty durante la presentación de los Presupuestos. (EFE)
Enrique Ossorio y Javier Fernández-Lasquetty durante la presentación de los Presupuestos. (EFE)

La Comunidad de Madrid ha aprobado este miércoles en el Consejo de Gobierno su proyecto de Presupuestos para 2022 con una cifra récord: más de 23.000 millones de euros (la más alta de la historia de la región) y un incremento de la inversión del 14,8 por ciento respecto a los de 2019, todavía vigentes. Las cuentas, presentadas sin haber cerrado aún un acuerdo con Vox, recogen la promesa electoral de rebajar un 0,5 por ciento el tramo autonómico del IRPF para todos los madrileños y ninguna de las exigencias de su socio necesario, que insiste en derogar las leyes de género y LGTBI e implantar la educación gratuita de 0 a 3 años. Pese a ser los primeros con el sello de Isabel Díaz Ayuso, la presidenta no ha estado presente en el acto.

La ley de Presupuestos, que se registrará esta misma semana para su tramitación parlamentaria, dedica un 88 por ciento al gasto social, con un incremento en Educación y Sanidad de 1.500 millones de euros (casi 800 y 700 millones más, respectivamente). Así, la inversión para la primera sube un 16,4 por ciento, hasta los 5.723 millones de euros, y un 8,6 por ciento para la segunda, que dispondrá de 8.783 millones de euros. Entre las partidas que se prevén para Educación se incluye un refuerzo de más de 5 millones de euros para la educación de primer ciclo en los centros públicos, lo que supone un 18,6 por ciento más.

Pero ni siquiera esto se percibe desde la formación de Rocío Monasterio como algo cercano a sus pretensiones o como un acercamiento, lejos de la cobertura total que demandan y sin duda en sintonía con la argumentación expuesta por Sol en los últimos días para rechazarlo, relativa a que ya existen becas y ayudas y que es inviable económicamente. Lo mismo ocurre con los programas presupuestarios de la Consejería de Educación, Universidades y Ciencia para la Formación Profesional (FP), que pasa de 17,7 a 40.1 millones de euros. El portavoz regional y también consejero del ramo, Enrique Ossorio, ha matizado que no se aplicará la educación gratuita con carácter general como reclama Vox, sino que se busca reforzar lo que ya existe desde 2019 y que beneficia a 4.000 alumnos.

Foto: La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso. (EFE)

Ossorio ha presentado las cuentas junto al consejero de Economía, Hacienda y Empleo, Javier Fernández-Lasquetty, cuyo equipo lidera las conversaciones con el de Monasterio desde hace semanas. Lasquetty, que ha mostrado su voluntad para lograr un acuerdo, ha hecho hincapié en que se trata de unos presupuestos que cubren las necesidades de los madrileños y “para la recuperación económica, las familias y la creación de empleo”. En ese sentido, ha reiterado el compromiso de la Comunidad de Madrid por cumplir con la estabilidad presupuestaria y con el control de la deuda sin subir los impuestos. El consjero ha dado cuenta de que el presupuesto se ha engordado en más de mil millones de euros procedentes de los fondos europeos.

El proyecto de ley ya aprobado contempla la aplicación con carácter inmediato del compromiso adquirido de bajar los impuestos. Así, el consejero de Hacienda ha anunciado que el Ejecutivo regional aprobará en el próximo Consejo de Gobierno, que se celebrará el miércoles 3 de noviembre, la anunciada rebaja del IRPF y la ley que suprime todos los impuestos que dependen de la Comunidad de Madrid. En torno al tema fiscal y en alusión a las críticas de otras comunidades autónomas a Madrid por sus circunstancias, Lasquetty ha recordado también que en el próximo ejercicio la región destinará casi 5.000 millones de euros al fondo de garantías. “Así es porque así tiene que ser, pero que no se diga que Madrid es un agujero succionador”, ha declarado. La única partida se que reducirá es la de Telemadrid, fruto de la negociación paralela que ya mantuvieron con Vox y que reduce el montante para el ente público en un 10 por ciento.

Las cuentas madrileñas dedican un 88% al gasto social, con 1.500 millones más en Educación y Sanidad

La Sanidad acapara de nuevo la mayor parte de los Presupuestos y centra las inversiones en la mejora y construcción de los centros hospitalarios, como la reforma del Doce de Octubre o la edificación del futuro Hospital de La Paz, y en la reducción de las listas de espera. Así, Lasquetty ha detallado que se implantarán mejoras en la telemedicina y se desarrollará un nuevo Plan de Salud Mental y Adicciones enfocado sobre todo a niños y adolescentes.

Plan de natalidad

Otro de los ejes destacados por Ossorio y Lasquetty es la familia. Por tanto, el Gobierno de Ayuso ha incluido por primera vez una partida específica, dotada con casi 30 millones de euros, para el desarrollo del Plan Natalidad. La idea, apuntan fuentes regionales, es incrementarla en los años siguientes y según las necesidades. El planteamiento es que las mujeres gestantes de menos de 30 años tengan acceso a una ayuda mensual de 500 euros desde el quinto mes de embarazo, extensible hasta que el bebé cumpla dos años. Bastará con estar empadronada desde hace más de diez años en la comunidad en el momento del embarazo, con el requisito de que las solicitantes no puedan tener ingresos anuales superiores a los 30.000 euros.

Se trata de los primeros Presupuestos de la Comunidad de Madrid en tres años. La demora en el acuerdo de Gobierno, la irrupción de la pandemia y, ya en último término, el adelanto electoral del año pasado obligaron a prorrogar sucesivamente las cuentas que dejó Ángel Garrido en diciembre de 2018. Ahora, no obstante, el proyecto presentado debe ser avalado por la formación que lidera Monasterio, que al menos hasta la fecha mantiene sus exigencias. En el caso de que haya acuerdo, cualquier modificación deberá hacerse por vía enmienda antes de su votación en el Pleno de la Asamblea.

Foto: Rocío Monasterio e Isabel Díaz Ayuso, durante una reunión. (EFE)

Como ha informado El Confidencial, la negociación pivota en paralelo en torno a tres cuestiones independientes pero estrechamente relacionadas: las cuentas, la derogación de las normas de género y LGTBIfobia aprobadas por Cristina Cifuentes y la gratuidad de la educación de 0 a 3 años, el Bachillerato y FP en la región en todos los centros, ya sean públicos o privados. Desde Vox insisten en las últimas cuestiones, hasta el punto de que ya han registrado en la Asamblea su alternativa con el proyecto de la denominada como Ley de Igualdad y No Discriminación, además de las enmiendas a la Ley Maestra de Libertad Educativa. Lasquetty ha señalado durante su intervención en que las conversaciones se abordan “sin líneas rojas y con la mejor actitud”, pero ha deslizado que las posiciones de fuerza cambiaron el pasado 4 de mayo respecto al Gobierno anterior, y que el PP suma ahora más diputados (65) que las tres izquierdas juntas (58). Así, le bastarían 4 abstenciones para sacar adelante sus Presupuestos, aunque buscará que los 13 representantes de Vox voten a favor, considerados como "socio preferente".

Las cuentas se enmarcan en un contexto positivo para la Comunidad de Madrid en su comparación con España. Javier Fernández-Lasquetty ha explicado que la previsión de crecimiento para la región es del 6,1 por ciento, en torno a un punto más que la media nacional. Además, calculan que en el próximo ejercicio se crearán solo en Madrid 105.000 nuevos empleos, lo que permitirá rebajar la tasa de paro del 12,9 por actual al 10,8. "Cada euro se aprovecha al máximo", ha subrayado.

Isabel Díaz Ayuso IRPF