hechas en octubre

Dos encuestas de PP y Cs (antes de Vox) les garantizan Madrid si pactan el Gobierno

Las dos tienen resultados muy parecidos: gran subida de la formación naranja, entre trece y quince diputados, y un importante desplome de los populares. Aún así ambos sumarían para gobernar

Foto: Ignacio Aguado (izquierda) y Ángel Garrido, en la Asamblea de Madrid
Ignacio Aguado (izquierda) y Ángel Garrido, en la Asamblea de Madrid

Hechas en octubre y entregadas en noviembre. PP y Ciudadanos tienen ya dos encuestas con resultados muy parecidos que garantizarían en la comunidad de Madrid un Gobierno de centro derecha si ambas formaciones pactan. En las dos encuestas el PP perdería entre diez y doce escaños y Ciudadanos subiría entre trece y quince. Y en ninguna de las dos Vox obtendría representación en la Asamblea de Madrid. No es de extrañar ya que están realizadas mucho antes de que el partido de Santiago Abascal irrumpiera con fuerza en el Parlamento andaluz. Tanto PP como Ciudadanos señalan que Madrid no es Andalucía, pero destacan que seguramente encargarán otras encuestas en 2019, antes de las elecciones autonómicas, para conocer "como respira entonces el fenómeno Vox".

La Asamblea de Madrid tiene 129 diputados. Por tanto la mayoría absoluta está en 65. En los comicios de 2015 el PP obtuvo 48, por lo que tuvo que pactar un acuerdo de investidura con Ciudadanos para que sus 17 parlamentarios le dieran el Gobierno regional. El PSOE sacó 37 y Podemos, 27. La legislatura (tormentosa por la dimisión de Cristina Cifuentes) se acaba y Ciudadanos y PP han querido conocer cómo se ha valorado su trabajo político. La encuesta de Ciudadanos refleja una notable mejoría de la formación liderada por Ignacio Aguado, ya que pasa de los 17 escaños actuales a los 30.

PP y PSOE obtendrían un empate técnico, ya que ambas formaciones sacarían entre 36 y 38 diputados. Los socialistas se mantendrían pero el batacazo de los populares sería importante: entre diez y doce escaños. Sería indispensable por tanto la suma de populares y naranjas para alcanzar una mayoría, que diera el Gobierno a unos u otros. Ciudadanos ya ha dejado claro que en esta segunda legislatura ya está preparado para dejar de ser oposición y entrar en Ejecutivos de coalición. La formación de Aguado se convierte así en indispensable, ya que con sus 30 escaños también podría llegar a un acuerdo con el PSOE, como hizo en Andalucía. Podemos perdería cuatro escaños, según la encuesta de Ciudadanos.

La que maneja el PP es muy parecida. Obtendría también entre 36 y 38 escaños, dos más que el PSOE. Ciudadanos también sacaría entre 30 y 32, y Podemos bajaría a la horquilla 21-23. Es decir, gran descenso de los populares e importante aumento de Ciudadanos. Los escenarios serían entonces similares. Los de Aguado serían imprescindibles para formar Gobierno y podrían pactar a la izquierda (con el PSOE) o a la derecha (con el PP). Vox no obtiene representación ni en la encuesta encargada por Ciudadanos ni en la del PP. Para entrar en el Parlamento madrileño hace falta un mínimo del 5% del censo (245.000 votos en 2015) para obtener seis escaños. Hace cuatro años Vox obtuvo 37.491 papeletas.

El líder de Vox, Santiago Abascal. EFE
El líder de Vox, Santiago Abascal. EFE

Ambos partidos reconocen que el escenario político ha cambiado y que las encuestas se realizaron y terminaron cuando la presencia mediática de Vox no era ni de lejos tan fuerte como ahora. Los 12 escaños de la formación de Santiago Abascal en el Parlamento andaluz, que nadie esperaba, han roto los pronósticos. Fuentes de la dirección de Ciudadanos y PP coinciden en destacar que Madrid no es Andalucía. "Aquí no hay problemas de inmigración. Ni el electorado quiere castigar un Gobierno socialista de 40 años", señalan, recalcando que no esperan que Vox tenga en Madrid un caladero de votos tan importante como el que ha obtenido en Andalucía.

Todo dependerá, señalan las mismas fuentes, de cómo sea capaz Vox de explotar en la comunidad de Madrid dos cuestiones relevantes: la corrupción que sí ha salpicado al PP de Madrid y la crisis catalana, una crisis que va para largo. Tampoco esperan que influya el candidato. "Los madrileños votarán en gran medida la marca". Vox y PP son los únicos que no tienen elegido el cabeza de cartel. El PSOE apostará otra vez por Ángel Gabilondo, Ciudadanos por Ignacio Aguado, y Podemos por Iñigo Errejón. A pesar de ello, el PP, por ejemplo, ve indispensable encargar otra encuesta en 2019, antes de las elecciones autonómicas, para ver si el fenómeno Vox ha arraigado también en Madrid.

Los populares también encargaron encuestas en 14 grandes municipios madrileños para intentar elegir el mejor candidato en cada uno de ellos. Cada muestra, realizada por Sigma Dos, tenía el objetivo era determinar el grado de conocimiento que tienen los vecinos de esas localidades de determinados e hipotéticos aspirantes a la alcaldía. Se trata de Alcalá de Henares, Majadahonda, Pozuelo de Alarcón, Villaviciosa de Odón, Getafe, Valdemoro, Coslada, Parla, Alcorcón, Las Rozas, Leganés, Móstoles, Torrelodones y San Sebastián de los Reyes. Actualmente, el PP solo gobierna en seis de ellas. Los resultados señalaron además que Vox solo obtenía representación en Villaviciosa, donde ya tiene tres ediles.

No obstante, si Vox se consolida estas dos encuestas de octubre se convertirán en papel mojado. Ciudadanos está tranquilo y creen incluso que su candidato Aguado aún tiene mucho más margen de mejora. Desde el PP, en cambio, se ha abierto el debate tras la llegada de Vox sobre el perfil que debe tener el candidato a la Comunidad de Madrid, que aún no está elegido. Si es necesario un perfil más duro y conservador para contrarrestar a los de Santiago Abascal, o si hace falta un aspirante más centrista capaz de quitarle votos a Ciudadanos, para algunos "el verdadero enemigo electoral" del PP. Y que sea capaz de explicar que "en Madrid hay un Gobierno del PP que ha hecho bien las cosas y que apuesta por un buen modelo económico. En definitiva, que no hay ningún motivo para que se deje de votar al PP".

Con la irrupción de Vox se ha abierto el debate en el PP del perfil que debe tener su candidato a la Comunidad: más conservador o más moderado

El miedo a Vox es palpable. El actual presidente de la Comunidad de Madrid, Ángel Garrido, que ya ha trasladado a su presidente nacional Pablo Casado que le gustaría ser el candidato, representa la segunda opción. Es el perfil más moderado. Sin embargo, ya deja entrever que no le importaría pactar con Vox si finalmente entran en la Asamblea de Madrid. Un escenario que casi todos manejan en el PP. En una entrevista concedida a TVE Garrido señaló que llegaría a acuerdos con Vox "si no afecta a sus límites programáticos e ideológicos".

Madrid
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
21 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios