Convención Nacional del PP: Cifuentes se enroca y no dimite por el caso máster ante una oposición dividida
MOCIÓN, DIMISIÓN Y COMISIÓN DE INVESTIGACIÓN

Cifuentes se enroca y no dimite por el 'caso máster' ante una oposición dividida

La presidenta regional reapareció en el pleno de la Asamblea asegurando que ella sí cursó su máster y defendió el trabajo final. La oposición presiona, pero de forma muy distinta

Foto: La presidenta madrileña, Cristina Cifuentes. (EFE)
La presidenta madrileña, Cristina Cifuentes. (EFE)

Tras dos semanas de silencio Cristina Cifuentes reapareció esta miércoles en la Asamblea de Madrid para comparecer en un pleno extraordinario a petición de la oposición y despejar todas las dudas en torno al máster que habría cursado en la Universidad Rey Juan Carlos hace seis años. La presidenta de la Comunidad aseguró que el escándalo “de un alcance mediático sorprendente” es una “operación política y de descrédito” articulada desde la izquierda, “que no podrá” con ella. De hecho, la dirigente popular afirmó que “jamás” se ha planteado dimitir y no lo hará porque lo único que ha hecho hasta ahora ha sido “actuar correctamente, gobernar, trabajar y solucionar problemas de los ciudadanos”.

Cifuentes aseguró en el pleno y, más tarde, en una comparecencia ante decenas de medios de comunicación que hizo y cursó el máster en 2012, y afirmó que defendió “de manera presencial” el trabajo final en el campus de Vicálvaro de la Universidad Rey Juan Carlos. “Fue una defensa de unos diez o quince minutos, porque para quien no lo sepa no se realiza una lectura total, sino un resumen”. De la misma forma, la presidenta regional aseguró que “no es que no quiera enseñar ese trabajo”, sino “que no lo encuentra” porque en los últimos cuatro años se ha mudado cuatro veces “de domicilio y de despacho”. Aún así, anunció que ya ha autorizado formalmente al centro universitario la publicación del trabajo, “espero que lo encuentren”, porque reconoció que ella lo sigue buscando, “pero que no puede garantizar nada”.

También se pronunció la presidenta sobre la cuestión de que ninguno de sus compañeros recuerde haberla visto en clase pese a que el máster era presencial. “Eso significa únicamente que las clases no son telemáticas”, explicó Cifuentes, para reconocer después que llegó a un acuerdo con su tutor para que le permitiera no asistir a las clases y hallar otra manera de evaluarla y hacer un seguimiento, ya que también reconoció que no hizo los exámenes como el resto de alumnos.

Cifuentes se enroca y no dimite por el 'caso máster' ante una oposición dividida

Durante su intervención, la presidenta mostró de nuevo los documentos que ya publicó en la noche del 21 de marzo cuando eldiario.es destapó las primeras supuestas irregularidades, aunque en esta ocasión las hojas sí contaron con el sello oficial de la institución. Además, Cifuentes adjuntó la autorización de que la Universidad publique el trabajo. Documentos “insuficientes” para todos los grupos de la oposición. En concreto, el portavoz de los socialistas, Ángel Gabilondo, insistió en que lo que hizo la presidenta madrileña fue enseñar documentos “de todo lo que no está en duda”, puesto que es perfectamente creíble que “en algún momento se matriculó, cursó parte del máster y lo pagó”. Sin embargo, en el PSOE, como en el resto de grupos parlamentarios, echan en falta que Cifuentes aclare por qué “hay tantas contradicciones en las fechas y en los procedimientos”. Los socialistas ya anunciaron que presentan una moción de censura que, necesariamente, debe contar con el apoyo de Ciudadanos para prosperar.

En el caso de Podemos, su portavoz, Lorena Ruiz-Huerta, se mostró muy contundente dese el primer momento: exigen la dimisión de la presidenta, le acusan de mentir “con todos los dientes” y afirma que la dirigente popular “nunca presentó ese trabajo” y, por eso, “de nada sirven los documentos presentados”. En el caso de la formación naranja, Ignacio Aguado, anunció que impulsará una comisión de investigación de carácter urgente para forzar nuevas explicaciones de Cifuentes y de todos los implicados en el ámbito universitario: llamarán al rector, a los catedráticos y a las profesoras que figuran en el acta de lectura del trabajo fin de máster. El socio de investidura de Cifuentes insistió en que “ya no puede seguir escudándose” en que “quien debe explicarlo es la Universidad”.

La presidenta regional aprovechó la rueda de prensa para tratar de despejar otras incertidumbres sobre los olvidos y dudas que rodean la cuestión del máster (que no recuerde a qué se corresponde el pago de los seis euros de tasas o que no pidiera la expedición del título hasta años después de haberlo cursado supuestamente), quitándole importancia al curso del que se trataba: “Esto no era una tesis doctoral. Es un trabajo que, en fin, tenía una importancia relativa para mi”, afirmó, para asegurar que su carrera profesional en la Universidad “nunca estuvo vinculada a la docencia” y sí a la administración como técnico. De esta manera la presidenta trató de zanjar las dudas sobre la motivación que habría tenido para estudiar un curso de este tipo pensando en que pudiera acabarse su carrera política y quisiera volver al mundo académico como profesora.

La principal conclusión: Cifuentes no dimite, insiste en que la documentación mostrada es suficiente y “acredita” que ella realizó ese máster en la URJC, achacando el escándalo a una operación montada desde la oposición. A 48 horas de que se celebre la convención nacional del PP, Cifuentes aseguró “haber notado el cariño del partido en todo momento” y afirmó haber hablado recientemente con Mariano Rajoy, “como es habitual”.

Cifuentes se enroca y no dimite por el 'caso máster' ante una oposición dividida

La reaparición pública de la presidenta sirvió fundamentalmente para romper con el silencio practicado hasta este momento, pero todavía quedan incógnitas por despejar. La investigación abierta por la Universidad sigue en curso y, precisamente, a esa investigación se refirió Cifuentes en más de una ocasión esperando, según dijo, “que todo se resuelva” y dejando la pelota en el tejado del centro universitario al afirmar que cuestiones como el acta que contendría al menos dos firmas falsificadas, como publicó El Confidencial en exclusiva, “tendrá que explicarlo la Universidad”.

Madrid

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
28 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios