españa no encuentra laboratorio para fiebre tifoidea, rabia y fiebre amarilla

Tétanos, papiloma, hepatitis, neumococo, difteria... Madrid se queda sin vacunas

La Comunidad de Madrid comunica a los centros de salud los problemas de abastecimiento. Para Sanidad, son "puntuales". Madrid recibirá en breve dosis en portugués del virus del papiloma

Foto: La presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, participa en la campaña de vacunación contra la gripe. (EFE)
La presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, participa en la campaña de vacunación contra la gripe. (EFE)

Los centros de salud madrileños están teniendo dificultades para suministrar determinadas vacunas, algunas de ellas obligatorias en el calendario infantil. Difteria, tétanos, tosferina, papiloma, hepatitis A y B, neumococo, haemophilus... La lista es amplia, lo que está obligando a los profesionales sanitarios a racionar algunas vacunas hasta que se reciban nuevas remesas. La Consejería de Sanidad alega que la situación es generalizada en toda España y que "estos problemas puntuales de desabastecimiento no representan un problema de salud pública, sino solo cambios puntuales en la gestión o en la dinámica del trabajo, como por ejemplo el retraso en la administración de algunas dosis de recuerdo".

No es un problema de dinero. De hecho, la Comunidad de Madrid tiene previsto invertir este año 52,2 millones en la compra de vacunas, un 15% más que los 45 millones gastados en 2016. Es un problema de falta de 'stock' en los laboratorios. El Ministerio de Sanidad, por ejemplo, no ha podido encontrar comprador para seis de los 22 lotes que acaba de sacar a concurso en el plan de vacunas 2017-2020. El Gobierno central tenía previsto adquirir 4,7 millones de dosis de difteria, tétanos, tosferina y neumococo, pero no ha sido posible. Son antígenos que ya atraviesan por una situación de desabastecimiento a escala global. Tampoco ha encontrado laboratorio al que comprar vacunas para la fiebre tifoidea, la rabia y la fiebre amarilla.

El pasado 24 de febrero, la Dirección General de Salud Pública de la Comunidad de Madrid envió un comunicado a todos los centros de salud madrileños (hay 265, cifra que se eleva a 430 sumando consultorios y centros adscritos) informando de la delicada situación de algunas vacunas. "Se está trabajando intensamente para que el procedimiento de adquisición y 'stock' sea lo más eficiente posible. Hay que indicar que nos encontramos en un contexto internacional en el que las vacunas son producidas por pocos laboratorios y ocasionalmente se generan problemas de producción", recalcan desde la consejería a El Confidencial.

El escrito revela problemas en nueve vacunas. La primera es la de difteria-tétanos-tosferina de baja carga (DTPa). "Esta vacuna es esencial", señala el director de un centro de salud. Es obligatoria y se pone cuando el bebé tiene dos, cuatro y 11 meses. Hay problemas de abastecimiento desde hace mucho tiempo, ya que el año pasado las autoridades sanitarias recomendaron extender esta vacunación a las embarazadas entre las semanas 27 y 36, algo que hizo sin previo aviso a los fabricantes. La falta de 'stock' ha motivado que la Comunidad de Madrid (y otros gobiernos regionales) haya optado por suspender de manera temporal la dosis de recuerdo que se pone a los niños de seis años para poder vacunar a las embarazadas. "Próximamente, habrá dosis disponibles para poder iniciar la vacunación de los niños de seis años, embarazadas y hacer el 'catch-up' de los niños no vacunados en 2015 y 2016", señala Salud Pública en su escrito. "Próximamente quedará solucionado el abastecimiento", inciden desde la consejería.

El calendario común de vacunación infantil para 2017.
El calendario común de vacunación infantil para 2017.

La falta de esta vacuna ya provocó la destitución el pasado mes de diciembre de la responsable de enfermería del centro de salud San Blas, en Parla. María Goretti Pacheco Rentero escribió por Twitter al consejero Jesús Sánchez Martos para preguntarle cuándo se recibirían nuevas dosis. Había embarazadas citadas para vacunarse y no se las podía atender. El consejero contestó interesándose por el asunto, pero al día siguiente la facultativa fue destituida. El PSOE llevó el asunto a la Asamblea de Madrid y el sindicato MATS denuncia que la enfermera había "agotado antes todas las vías oficiales para poder obtener la información. En el tuit tan solo se hizo una pregunta. En ningún momento se comunicó queja o denuncia alguna. No se entiende la súbita pérdida de confianza alegada por la consejería".

Este episodio ha generado miedo entre los profesionales, que saben que no pueden elevar la voz para quejarse por la falta de vacunas. Yolanda Fuentes, directora general de Salud Pública, también fue destituida a mediados de enero. Sanidad lo argumentó entonces debido "a una reestructuración interna de la consejería". La Asociación de Facultativos Especialistas de Madrid (AFEM) cree que el consejero "debería explicar a la población los motivos del desabastecimiento que ha habido y hay en vacunas importantes, que ha repercutido incluso en el incumplimiento del calendario vacunal de nuestra comunidad, como ha sido el caso de los niños de 6 años y lo va a ser ahora con los de 14. Máxime cuando esta situación se intentó acallar por su parte con el cese de la responsable de enfermería de un centro de salud que le preguntó al respecto. Alguna responsabilidad tendrá la consejería en la falta de previsión y de soluciones ante un tema tan serio de salud pública y de prevención de enfermedades como es la vacunación. Es su deber asumirla".

La segunda vacuna con problemas de abastecimiento es la de tétanos-difteria, que se pone a los chavales de 14 años. "Situación de desabastecimiento a nivel nacional. La Dirección General de Salud Pública ha priorizado la profilaxis de las heridas tetanígenas, por lo que está suspendida temporalmente la vacunación de niños de 14 años", reza el escrito enviado a los centros de salud. Es decir, debido a la escasez de dosis, Sanidad ordena que se aplace la administración de la dosis de recuerdo para los jóvenes y se utilice mejor el poco 'stock' que queda en otros casos de más necesidad, como es el tratamiento antitetánico para determinadas heridas. La tercera vacuna con problemas es la que combate el virus del papiloma humano: "Está previsto restablecer el suministro en el mes de marzo".

Se trata del famoso Gardasil, que se pone a niñas de 14 años y mujeres con ciertas lesiones en el útero. "Estamos en estos momentos en una inminente solución, a la espera de una nueva distribución por parte del laboratorio. Sanidad garantiza la protección de todas las niñas de la Comunidad de Madrid", afirma la consejería. El último comunicado de Salud Pública, del 28 de febrero, informa a los ambulatorios madrileños de que pronto llegarán nuevas dosis, pero en envase escrito en portugués, por lo que "en todos los pedidos que se remitan a los centros se incluye ficha técnica y prospecto en español".

Hepatitis solo para contactos

También hay problemas con las vacunas contra la hepatitis A de adultos e infantil y la hepatitis B de adultos. Se suministran a personas que van a viajar a determinados países, pacientes con problemas renales y familiares de estos últimos. "Hay un número de dosis muy limitado que se distribuirán desde la central de vacunas para la vacunación prioritariamente de contactos. El laboratorio proveedor ha informado de que no tiene dosis de hepatitis A, por lo que todas las vacunas disponibles estarán en la cámara para su utilización en caso de brotes". En cuanto a la vacuna infantil de la hepatitis A, "se interrumpe el suministro. Quedan 600 dosis del contrato que se envían a la cámara para brotes". La vacuna de la hepatitis B de adultos está en "situación de desabastecimiento que se puede prolongar durante varios meses".

Una facultativa, vacunando a un paciente. (EFE)
Una facultativa, vacunando a un paciente. (EFE)

En el listado de vacunas en problemas, está la del neumococo 23 valente. Se suele suministrar a personas con su sistema de inmunidad deprimido, pacientes sin bazo o enfermos que reciben quimioterapia. "Se continúa sin distribuir. Está prevista la firma de contrato para el 9 de marzo", reza el escrito de Salud Pública. También está la de Haemophilus Influenza B, también obligatoria en el calendario para niños pequeños. También se suministra a personas con sistemas inmunes deprimidos y pacientes que han sufrido un trasplante. Otra de las esenciales. "No se está distribuyendo. A la espera de finalizar compra menor para reiniciar la distribución". Según Sanidad, "en relación a las vacunas frente a la hepatitis A y difteria-tétanos adultos, se está a la espera de indicaciones del ministerio ante las incidencias en el suministro, y en las otras se procede a optimizar las dosis para atender las necesidades urgentes".

A nivel nacional, el ministerio está buscando en el extranjero dosis de la vacuna contra el tétanos para poder importarlas a España. En los seis lotes nacionales que se han quedado sin comprar (difteria, tétanos, tosferina, neumococo, fiebre tifoidea, rabia y fiebre amarilla) porque ningún laboratorio ha querido licitar, volverán a salir al mercado cuando las comunidades autónomas liciten sus propios contratos, ya que suelen subir el precio ofertado por el ministerio.

El Bexsero, imposible en las farmacias

El famoso Bexsero es otra vacuna con graves problemas de abastecimiento. La Agencia Española del Medicamento ha incluido esta vacuna en la lista de de medicinas "con problemas de suministro". Es la única vacuna disponible en toda la Unión Europea que protege contra la meningitis B. Este antígeno está fabricado por GlaxoSmithKline (GSK) y está aprobado en cerca de 40 países. En España, donde la vacuna no está financiada, las farmacias ofrecen listas de espera varios meses para hacerse con una dosis (con un precio de 105 euros). Está previsto que lleguen nuevas dosis antes de que acabe abril.  

Madrid

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios