SERÁN ESTUDIADOS POR EL COMISIONADO DE SAUQUILLO

'Objetivo Ciudad Universitaria': 15 calles y placas bajo la lupa de la memoria histórica

El comisionado de Paquita Sauquillo estudiará la zona de la Ciudad Universitaria, donde existen hasta 15 elementos que podrían ser modificados en cumplimiento de la ley

El comisionado que dará cumplimiento a la ley de Memoria Histórica de Madrid, presidido por Paquita Sauquillo e integrado por otros seis expertos, quedó constituido la pasada semana y a partir de este mes comenzará el estudio para el cambio del callejero de la ciudad. Aunque esta comitiva de historiadores y catedráticos tiene la función única de asesorar -el poder ejecutor reside en los grupos políticos municipales- su dictamen será ciertamente vinculante y las primeras variaciones de calles y plazas podrán producirse en apenas tres meses. La zona de la Ciudad Universitaria, en el distrito de Moncloa-Aravaca, es prioritaria en el plan de la Memoria Histórica puesto que incluye, por lo menos, quince elementos que serán objeto de estudio.

El conocido como Campus de Moncloa, al noroeste de la ciudad, surgió a finales de los años 20 a instancias del rey Alfonso XIII que, siguiendo el modelo universitario anglosajón, creó un núcleo moderno de facultades 'alejado' de la ciudad, para distinguir el entorno del pensamiento y los estudiantes del de la vida estrictamente urbana. Años después, durante la Guerra Civil, la Ciudad Universitaria se convirtió en uno de los principales escenarios del conflicto en la ciudad, lo que explica la cantidad de resquicios que quedan de personajes vinculados a la época en muchas de sus travesías.

El Arco de la Victoria, que constituye una de las grandes entradas de Madrid, surge en los años 50 como símbolo del triunfo del ejército nacional en la batalla de la Ciudad Universitaria. El comisionado de memoria histórica cambiará con toda seguridad su denominación, sobre la que Sauquillo ya se ha pronunciado incluso. La presidenta del comisionado insiste en que se hará cumplir a rajatabla el artículo 15 de la ley aprobada en 2007 que, en suma, se refiere a "la retirada de todas aquellas placas, objetivos, insignias..." que "exalten" personal o colectivamente "la sublevación militar, (...) la Guerra Civil y (...) la represión de la Dictadura".

La socialista y abogada Francisca Sauquillo comparece para informar de la constitución del Comisionado que elaborará el reglamento de aplicación de la ley de Memoria Histórica. (EFE)
La socialista y abogada Francisca Sauquillo comparece para informar de la constitución del Comisionado que elaborará el reglamento de aplicación de la ley de Memoria Histórica. (EFE)

En aras de dar cumplimiento a la ley y con el objetivo de que en Madrid no quede ni rastro de elementos que simbolicen o exalten el enfrentamiento en la época franquista, también podría desaparecer la calle del Arquitecto López Otero, de quien es obra precisamente el Arco de la Victoria. Ya en 2004 hubo un intento de cambiarle el nombre al monumento, que al final quedó en aguas de borrajas. El consorcio urbanístico Ciudad Universitaria -integrado por la Complutense, la Politécnica, la UNED y el Ayuntamiento de Madrid- valoraron como nueva denominación el Arco de la Concordia, a propuesta directa del entonces rector del mayor centro universitario de España por estudiantes, Carlos Berzosa.

También será objeto de estudio el edificio de la Junta Municipal del distrito, ubicado en la plaza de la Moncloa, y que fue planeado como un homenaje a "los caídos por Madrid, por Dios y por España". De hecho, la parte trasera de la cúpula está repleta de cruces para cumplir con ese mandato. Muy cerca se encuentra la calle del Ministro Ibáñez Martín, quien ocupó la cartera de Educación durante años en el régimen franquista. En la parte posterior de la Ciudad Universitaria, lindando con la Politécnica y la zona de Metropolitano, el comisionado del Ayuntamiento deberá estudiar la continuidad de otras tantas calles como las dedicadas al General Dávila, General Rodrigo, General Asensio Cabanillas o al militar Juan Vigon.

De la misma forma, probablemente estarán bajo la lupa de Sauquillo y su equipo la calle de Ramiro de Maeztu o la dedicada al Rector Royo Villanova que, si bien es cierto, podrían continuar en el callejero de Madrid si el comisionado, como ocurrirá en otros casos, aplicara el apartado dos del artículo 15 de la ley que limita la retirada de calles y placas que exalten la sublevación y represión "cuando concurran razones artísticas, arquitectónicas o artístico-religiosas protegidas por la ley".

El otro cometido del que tendrá que ocuparse el grupo de expertos dirigidos por la exeuroparlamentaria socialista será el conjunto de placas que existen en algunas de las facultades como son los casos de Filosofía, Farmacia y Agrónomos en la Complutense, o la Escuela Técnica Superior de Ingenieros Navales de la Politécnica, donde residen conmemoraciones de la inauguración de los centros "siendo jefe de Estado Su Excelencia el Generalísimo Franco".

Imagen del Arco de la Victoria en la Plaza de la Moncloa. (Google)
Imagen del Arco de la Victoria en la Plaza de la Moncloa. (Google)

Al respecto, Sauquillo explicó a este diario que, dado que los terrenos de la Ciudad Universitaria "entran dentro de las competencias del comisionado", serán también objeto de estudio las placas. Eso sí, con toda seguridad la presidenta del grupo advirtió de que se pondrá en contacto con los rectorados de ambas para que haya un "acuerdo y un consenso" bajo el cumplimiento "del procedimiento debido". También en el caso de las placas, según afirma Sauquillo, "habrá que ver quién las puso en las facultades y a qué motivos respondieron" para, en función de ello, aplicar el apartado 1 o el 2 del artículo 15 de la citada ley.

La presidenta del comisionado reiteró a este diario el deseo de "revisar la zona de la Ciudad Universitaria" en un plazo de tiempo "muy corto" para después dar razón de su estudio. El objetivo, insiste "es el mismo que con el resto de la ciudad y se procederá con la ley en la mano".

Ley de la Memoria Histórica

Artículo 15. Símbolos y monumentos públicos.

  1. Las Administraciones públicas, en el ejercicio de sus competencias, tomarán las medidas oportunas para la retirada de escudos, insignias, placas y otros objetos o menciones conmemorativas de exaltación, personal o colectiva, de la sublevación militar, de la Guerra Civil y de la represión de la Dictadura. Entre estas medidas podrá incluirse la retirada de subvenciones o ayudas públicas.

  2. Lo previsto en el apartado anterior no será de aplicación cuando las menciones sean de estricto recuerdo privado, sin exaltación de los enfrentados, o cuando concurran razones artísticas, arquitectónicas o artístico-religiosas protegidas por la ley.

  3. El Gobierno colaborará con las Comunidades Autónomas y las Entidades Locales en la elaboración de un catálogo de vestigios relativos a la Guerra Civil y la Dictadura a los efectos previstos en el apartado anterior.

  4. Las Administraciones públicas podrán retirar subvenciones o ayudas a los propietarios privados que no actúen del modo previsto en el apartado 1 de este artículo.

Madrid

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
14 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios