Paca Sauquillo y sus seis expertos empezarán a cambiar las calles de Madrid en tres meses. Noticias de Madrid
ESPERAN TENER UN INFORME FINAL EN UN AÑO

Paca Sauquillo y sus seis expertos empezarán a cambiar las calles de Madrid en tres meses

El comisionado de la Memoria Histórica formado por seis expertos y presidido por la histórica política socialista podrá empezar a tomar decisiones sobre el callejero en sólo tres meses

Foto: La socialista y abogada Francisca Sauquillo comparece para informar de la constitución del Comisionado que elaborará el reglamento de aplicación de la Ley de memoria histórica del Ayuntamiento de Madrid. (EFE)
La socialista y abogada Francisca Sauquillo comparece para informar de la constitución del Comisionado que elaborará el reglamento de aplicación de la Ley de memoria histórica del Ayuntamiento de Madrid. (EFE)

Madrid ya ha constituido su comisionado para dar cumplimiento a la ley de Memoria Histórica, que estará presidido por la  abogada e histórica política socialista Paca Sauquillo y contará con seis expertos en distintos ámbitos: el escritor Andrés Trapiello, el historiador José Álvarez Junco, el catedrático en historia contemporánea Octavio Ruiz-Manjón Cabeza, la arquitecta y experta en Urbanismo Teresa Arenillas, la catedrática y experta en Ética y Filosofía Amelia Valcárcel y el sacerdote Santos Urías. El plazo máximo para finalizar el trabajo es de un año, momento en el que esperan contar con un informe final, que podría incluir iniciativas mayores como la creación de un museo de la historia de Madrid, tal y como adelantó Sauquillo a este diario en una entrevista.

La dinámica de trabajo pasará por mantener reuniones dos veces al mes en la Plaza de la Villa y cada tres meses darán cuenta de los avances al pleno del Ayuntamiento, según informó la propia Sauquillo este viernes en el Palacio de Cibeles, tal y como recoge el decreto de la creación del comisionado. El comisionado desarrollará una labor de asesoramiento por lo que sus decisiones no son estrictamente vinculantes y el poder ejecutor recaerá en los grupos políticos de la corporación madrileña. Aún así, Sauquillo reconoció que a partir de los tres primeros meses “habrá decisiones que ya se puedan tomar”, por lo que Madrid podría modificar por primera vez su callejero tras el verano. 

Las iniciativas de mayor calado como la creación de un museo de la historia han de contar con una partida presupuestaria concreta, por lo que el comisionado descarta que pueda aprobarse antes de que finalice el plazo final, estimado en doce meses. La prioridad ahora, según explico la presidenta del equipo, es “hacernos una opinión para actuar lo antes posible”. Aunque su trabajo partirá de cero, el grupo de expertos pretende contar con todas las labores anteriormente realizadas -estudios, el propio trabajo de la Cátedra de la Memoria Histórica de la Complutense que finalmente no cuajó y rompió su relación con el consistorio- y mantendrán reuniones con las distintas asociaciones de memoria histórica, las distintas juntas de distrito, bibliotecarios y archiveros de la ciudad.

El primer encuentro del equipo de expertos será a final de mes, por lo que difícilmente sus conclusiones llegarán al pleno antes del verano. Sauquillo reconoció que la tarea de dar cumplimiento a la ley será ardua porque “es muy difícil estar de acuerdo en todo” pero buscarán “el máximo consenso”. También pidió a los medios de comunicación que todas las informaciones que se hagan públicas “tengan su firma” para evitar otra polémica en torno a la cuestión como fue la publicación de un falsa lista que se atribuía al equipo de la historiadora Mirta Núñez y su equipo de la Cátedra de la UCM, y que motivó la ruptura con el equipo de Gobierno de Ahora Madrid.

Paca Sauquillo (en el primer plano) junto a Esperanza Aguirre y Manuela Carmena este viernes en el Ayuntamiento. (EFE)
Paca Sauquillo (en el primer plano) junto a Esperanza Aguirre y Manuela Carmena este viernes en el Ayuntamiento. (EFE)

Sauquillo no quiso adelantar ningún nombre que pueda ser susceptible de ser cambiado en el callejero. Sobre el Arco de la Victoria -situado entre Moncloa y la Ciudad Universitaria-, la presidenta del comisionado recordó que se decidirá su continuidad o no de acuerdo con el artículo 15 de la ley de Memoria Histórica que básicamente dice que cualquier elemento que simbolice el enfrentamiento de la época franquista, deberá ser modificado. “El artículo es muy claro”, recalcó.

Según manifestó la presidenta del comisionado a El Confidencial para zanjar la polémica surgida por que pudieran desaparecer nombres como Dalí, Bernabéu o Mihura del callejero, “el artículo 15 de la ley dice muy claro que todas aquellas personas o monumentos que inciten a la violencia o hayan incitado a la sublevación son los que no pueden seguir. A lo mejor no son tantos. Porque lo que plantea también la propia ley de 2007 en su preámbulo es la pretensión de reconciliación, concordia y reconocimiento. Esto es lo que hay que intentar y cometer los mínimos errores posibles”.

El PP insiste en que no se debe "reabrir heridas"

A la presentación del comisionado acudieron todos los portavoces de los grupos municipales y muchos de sus concejales. Begoña Villacís celebró que "la palabra consenso" fuera "la más repetida" durante el acto y felicitó también al equipo de Gobierno que hubiera hecho "autocrítica de la mala gestión" llevada a cabo hasta el momento en esta materia. Aunque los distintos dirigentes insisten en que "no hay que hablar de cuotas" en un tema como el que se trata, el consenso inicial en el comisionado está garantizado ya que todos los grupos participaron en su confección a través de propuestas. Octavio Ruiz-Manjón, por ejemplo, fue propuesto por el PP y Andrés García Trapiello por Ciudadanos. El PSOE y Ahora Madrid consensuaron sus propuestas pero el equipo socialista apostó por la presencia de José Álvarez Junco y Amelia Valcárcel, mientras que Teresa Arenillas cuenta con el apoyo de la propia Sauquillo.

Con todo, la portavoz popular Esperanza Aguirre, insistió en que "no es momento de reabrir heridas", deseando el correcto funcionamiento del comisionado que "debe generar realmente consenso". Además, la dirigente del PP reconoció que "no le gustaría" que el museo que quiere impulsar Sauquillo se llame "de la memoria histórica" porque "una cosa es la memoria y otra la historia" por lo que desde la bancada conservadora proponen un nombre como "museo de la Historia de Madrid". 

Madrid

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
10 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios