Cambio en la organización anónima

Tsunami Democràtic recula y esquiva la protesta en el fin de semana electoral

Solicitan a sus más de 390.000 seguidores en Telegram que vayan donde les diga la aplicación móvil con sacos de dormir, baterías extra para el móvil, víveres y ropa de abrigo tras la cita electoral

Foto: Concentración ante la sede de la Delegación del Gobierno en Cataluña, convocadas por la plataforma Tsunami Democràtic ante la visita de Pedro Sánchez, a Barcelona. (EFE)
Concentración ante la sede de la Delegación del Gobierno en Cataluña, convocadas por la plataforma Tsunami Democràtic ante la visita de Pedro Sánchez, a Barcelona. (EFE)

Cambio en Tsunami Democràtic. Si el 3 de noviembre hacían un comunicado en que decían que “respetaban el derecho a voto”, hoy en una nueva nota colgada en su cuenta oficial de Twitter, han convocado una movilización de tres días tras las elecciones del 10-N. Piden a sus más de 390.000 seguidores en Telegram que pidan fiesta en el trabajo y que la protesta se prolongue del día 11, lunes, hasta el 13, miércoles También solicitan que vayan donde les diga la aplicación móvil con sacos de dormir, baterías extra para el móvil, víveres y ropa de abrigo.

Según el comunicado, los seguidores de este movimiento cuyos líderes se ocultan deberán “estar dispuestos a desplazarse por el territorio y, si pueden, pasar la noche fuera”.

Así se evita el problema legal de una movilización así durante la jornada electoral del 10-N. También que tenga efectos en el resultado final, ya que podría, por ejemplo, animar al voto de Vox en el resto de España, según expertos demoscópicos consultados.

Detalle de papeletas electorales en el Colegio Francesc Maciá de Barcelona. (EFE)
Detalle de papeletas electorales en el Colegio Francesc Maciá de Barcelona. (EFE)

Tsunami persevera así en la línea de amagar y no dar con el cauteloso redactado de la parte dedicada a hablar de "las acciones" del sábado nueve de noviembre, que califica de “prueba” para el funcionamiento de la app, y se centra en la complejidad y ambición extrema de lo que quieren hacer a partir del lunes 11, conocidos ya los resultados electorales. Lo que intenta es que miles de personas que no sean estudiantes universitarios o jubilados-desempleados pidan un día de fiesta (y se arriesguen a perder el anonimato del manifestante para participar en una acción desconocida, algo que parece difícil de conseguir.

El comunicado rompe con la línea marcada el pasado 3 de octubre, cuando Tsunami Democràtic hizo pública una nota por el mismo canal en el que aseguraba que priorizaba el derecho de voto.

La acción se anuncia como “tenazmente no violenta”, pero también como “la acción más ambiciosa propuesta por Tsunami Democràtic hasta ahora”, con lo que el reto es superar la invasión del aeropuerto de El Prat. Pero en la práctica es una marcha atrás, otra más del movimiento.

La Generalitat se ha cuidado mucho de no valorar las acciones de Tsunami Democràtic en los últimos días. La organización es inconstitucional porque el derecho a la asociación recogido en el artículo 22 de la Constitución prohíbe explícitamente la existencia de “asociaciones secretas”, que es justo lo que es Tsunami. Pero como en el caso de los CDR, la Generalitat les ha dado estatus de interlocutor, ha avalado sus protestas y ha animado sus acciones. También desde ERC.

Justificación

Tsunami Democràtic justifica este nuevo desafío a la ley porque “mientras no haya una solución política al derecho a la autodeterminación, la libertad de los presos, exiliados y represaliados y el libre ejercicio de los derechos fundamentales, la gente continuará movilizada y demostrando su fuerza”. Populismo de manual.

Es importante que la nota equipare a “los presos” –Jordi Sànchez, Oriol Junqueras y el resto– con los “represaliados” –los CDR detenidos y los arrestados durante las protestas callejeras–. Para la organización todo es lo mismo, y apunta en el sentido del sumario que instruye la Audiencia Nacional sobre los CDR, que vincula a los detenidos acusados por terrorismo precisamente con Tsunami, hablando incluso de una “dirección conjunta”.

Marco legal

En el comunicado de este movimiento anónimo se reconoce que la movilización implica “desobedecer a la Junta Electoral Central”. Pero al trasladar la movilización a después de las elecciones, aunque se mantienen las concentraciones en las plazas en el día de reflexión en la práctica no hay desobediencia ninguna.

Cataluña

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
7 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios