SOLO ACUDIÓ EL PRESIDENTE JOSEP LLUÍS BONET

Los consejeros de la Fira plantan a Miquel Valls para protestar contra la Generalitat

Los miembros del consejo de administración de Fira de Barcelona plantaron este viernes a Miquel Valls en protesta por la injerencia política que está sufriendo

Foto: El presidente de la Cámara de Comercio de Barcelona, Miquel Valls. (EFE)
El presidente de la Cámara de Comercio de Barcelona, Miquel Valls. (EFE)

Los miembros del consejo de administración de la Fira de Barcelona plantaron este viernes a Miquel Valls en protesta por la injerencia política que está sufriendo la Fira, en donde la Generalitat acabó imponiendo a la Cámara de Comercio de Barcelona el nombramiento de Pau Relat, presidente de MAT Holding como nuevo presidente, tal y como avanzó La Vanguardia. Pau Relat es un empresario miembro de la patronal independentista FemCat y no ocultó nunca su simpatía por el soberanismo catalán.

Este viernes estaba previsto que se celebrase el consejo de administración de la Fira, que iba a ser presidido por Miquel Valls para explicar la propuesta de Relat. Pero los miembros del consejo optaron por no presentarse, según confirmaron fuentes empresariales, en protesta por haberse enterado por la prensa pero, sobre todo, porque se ha roto una tradición en que la Generalitat y el Ayuntamiento no forzaban un nombramiento político en la Fira y se aceptaba lo que proponía el propio organismo. En el Salón de Protocolo de la Fira en Gran Vía se presentaron solo Valls y el presidente, Josep Lluís Bonet. El consejo -que además iba a ser comida- se iba a celebrar a las 14:00 horas.

La llegada de Ada Colau rompió los consensos. Y el proceso independentista hizo el resto. Colau fue tumbando los candidatos que fue planteando la Cámara y, al final, han debilitado tanto a Miquel Valls que este ha acabado aceptando sin ningún tipo de contraprestación la figura de Pau Relat. Así fueron cayendo los diversos candidatos que la Cámara fue poniendo sobre la mesa durante años.

Eso ha irritado a los miembros del consejo de la Fira y a buena parte del empresariado catalán, como fueron los diversos candidatos Miquel Martí (Moventia), Kim Faura (Telefónica) o Pedro Fontana (Áreas). Al final, Colau, como es tradición, se ha inhibido y esa inacción ha sido aprovechada por la consellera de Presidència, Elsa Artadi, para imponer a Pau Relat, una opción que parecía marginal para un organismo de la relevancia de la Fira.

Algunos participantes en el plante como Núria Bassi (Bassi), Luís Conde (Seeliger y Conde), Agustín Cordón, Pedro Fontana, Enric Crous (Cacaolat) o Enrique Lacalle están especialmente preocupados por las interferencias políticas en el proceso de designación del presidente de la Fira. El plante a Miquel Valls se produce a las puertas de unas nuevas elecciones a la Cámara de Comercio de Barcelona.

Un motor de la ciudad

La Fira de Barcelona es un motor para la ciudad. Factura 187 millones, con un beneficio bruto de más de 20 millones. Organiza 141 eventos anuales, algunos tan significativos como el Mobile World Congress, Alimentaria o Construmat. Es uno de los pilares del turismo de negocios para toda Cataluña.

La Fira ha estado especialmente bien gestionada estos últimos años, pero el consenso político se ha roto como consecuencia del 'procés'. Muchos empresarios no lo apoyaron y algunos, como Bonet, el actual presidente, fueron especialmente beligerantes en contra. Por eso ahora que se releva a Bonet la Generalitat quiere asegurarse el control de la Fira.

La Fira está controlada a partes iguales por la Generalitat, el Ayuntamiento de Barcelona y la Cámara de Comercio de Barcelona. Las tres partes debían mantener la gestión de la Fira preservada de los partidos políticos. El consenso roto ahora provenía de un pacto cerrado en el año 2000 y que habían suscrito en su día Jordi Pujol y Pasqual Maragall.

Cataluña
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
14 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios