CDC Y ERC IRAN COALIGADAS EN LAS PRÓXIMAS ELECCIONES

Cómo Artur Mas ganó el pulso a Oriol Junqueras y se salió con la suya

Esquerra había presionado hasta lo indecible para formar la lista sin políticos, pero los argumentos aportados por CDC para que no fuese así pesaron mucho. Las CUP se salen del acuerdo

Foto: El presidente de la Generalitat, Artur Mas (d) y el presidente de ERC, Oriol Junqueras. (EFE)
El presidente de la Generalitat, Artur Mas (d) y el presidente de ERC, Oriol Junqueras. (EFE)

“La gente no comprendería que los partidos apoyasen una candidatura donde no hubiese ningún representante de esos partidos”. Así de claro justifica un alto cargo de Convergència Democràtica (CDC) el principio de acuerdo al que llegaron anoche el presidente catalán, Artur Mas, y el de Esquerra Republicana de Catalunya (ERC), Oriol Junqueras, para formar parte de una lista unitaria que se presentará a las elecciones del 27 de septiembre. El acuerdo es algo así como una coalición entre Convergència y Esquerra a la que apoyan las entidades Asamblea Nacional Catalana (ANC), Òmnium Cultural y la Asociación de Municipios por la Independencia (AMI), que esta tarde deberán ratificar los acuerdos.

La radical Coordinadora d’Unitat Popular (CUP) se cayó del acuerdo a las primeras de cambio precisamente por tratarse de una lista donde habrá políticos y concurrirá en solitario aunque con un pacto tácito de no agresión hacia la otra gran lista soberanista. Esquerra había presionado hasta lo indecible para formar la lista sin políticos, tal y como había propuesto Òmnium, pero los argumentos aportados por CDC para que no fuese así pesaron mucho.

Convergencia y ERC alcanzan un principio de acuerdo para concurrir conjuntamente a la elecciones

La preocupación de Artur Mas era cómo encarar el día después si en la lista no figuraban políticos y batalló hasta el último momento para que también hubiese representantes de los partidos que apoyan la candidatura. Evidentemente, se salió con la suya. “Aquí no ha ganado nadie, sino que ha ganado Cataluña. Ahora sabemos qué queremos y cómo lo queremos. Y esperamos ganar las elecciones del 27 de septiembre para convertir a Cataluña en un Estado independiente”, añaden las fuentes consultadas.

Lo cierto es que sobre la mesa estaba la opción de llegar a una candidatura sin ningún representante de CDC ni de ERC. Pero había muchas pegas a esa solución. ¿Quién y cómo formaría gobierno tras los comicios? Y había también una cosa irrenunciable: Artur Mas se jugó su futuro durante los dos últimos años y no sería cuestión de retirarse ahora, cuando está a punto de alcanzar la “gloria”. Para CDC, Artur Mas, el timonel del proceso, debe estar al frente del mismo hasta el último momento. Este mérito no le fue discutido por nadie.

Personalidades de reconocido prestigio

En cuanto los republicanos admitieron la presencia de Artur Mas en la candidatura, se abrió la posibilidad de incorporar también a Oriol Junqueras para escenificar la gran coalición. Las últimas encuestas, que les dan a una gran candidatura independentista más escaños que a los diferentes partidos presentándose por separado influyeron también a la hora de alcanzar el acuerdo. De lo que se trata es de llegar a una situación óptima para ganar las elecciones y, en todo caso, las guerras partidistas ya quedarán para el futuro.

El juez Santiago Vidal. (EFE)
El juez Santiago Vidal. (EFE)

De todos modos, aún quedan por determinar algunos flecos y la incorporación de “personalidades de reconocido prestigio” en la candidatura, como el juez Santiago Vidal, suspendido de sus funciones por haber participado en la redacción de la Constitución Catalana, o Carles Viver Pi-Sunyer, comisionado para la Transición Nacional, figura política para pilotar el proceso que también ha sido suspendida por el Tribunal Constitucional.

El nudo gordiano de esta situación, sin embargo, estará en la transparencia y legalidad que se quiera asumir tras el 27 de septiembre. Sectores de Convergència señalan que difícilmente se vulnerará la legalidad, pero los círculos más duros de CDC, ERC o la CUP no quieren tener en cuenta el marco legal a la hora culminar el proceso. Y en ese punto es donde no acaban de fiarse de Artur Mas: ¿aceptará el president tomar alguna medida cuya legalidad pueda ser puesta en duda o que rompa llanamente las normas establecidas?

Cataluña

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
49 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios