Es noticia
Menú
Los promotores de la America’s Cup se agarran a Málaga tras el descarte de Valencia
  1. España
  2. Andalucía
EN MARZO SE CONOCERÁ LA SEDE

Los promotores de la America’s Cup se agarran a Málaga tras el descarte de Valencia

Las dudas sobre el retorno económico de la inversión -en torno a 150 millones- y los recelos políticos llevan al Team New Zealand a volcar sus esfuerzos en la capital malagueña

Foto: Vista de la bahía de Málaga. (EFE)
Vista de la bahía de Málaga. (EFE)
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

El Team New Zealand, el equipo ganador de la última edición de la America’s Cup de vela, sigue tratando de buscar sede en España para la próxima edición, prevista para 2024. Sin acuerdo con su Gobierno para repetir en Auckland por los elevados costes, el CEO del TNZ, Gran Dalton, ha iniciado contactos a través de representantes con las ciudades españolas de Valencia y Málaga. Con la primera, comunicó en la mañana de este miércoles al Real Club Naútico su intención de concentrarse en la ciudad andaluza al no haber cerrado un acuerdo con la Generalitat valenciana.

La idea de que la capital malagueña -con una posible subsede en Cádiz- acoja este evento ha generado cierta ilusión porque se observa como un revulsivo económico postpandémico para una ciudad dependiente del turismo y su imagen. Hoteleros, restauradores y empresarios apoyan un evento mediático que reforzaría la proyección internacional que Málaga comenzó a consolidar con su apuesta por la cultura. No obstante, nada ha trascendido sobre la financiación de una cita deportiva millonaria y hay quien asemeja este movimiento con el reciente intento de acoger una sucursal del Hetmitage.

Foto: El CEO del Team New Zealand, Grant Dalton. (Reuters/Simon Watts)

Lo cierto es que los paralelismos están ahí. Una sociedad promotora que tiene una idea original y que se fija en la capital malagueña cuando se tuercen sus planes. Los impulsores de la sucursal española de la pinacoteca rusa contactaron con el Consistorio después de que el equipo de Gobierno de Ada Colau rechazase acogerla en Barcelona; y todo hace indicar que el Team New Zealand ha seguido los mismos pasos tras encontrar dificultades en Valencia.

Esta desconexión habría sido aprovechada por el Ayuntamiento de Málaga, que desde principios de año ha mostrado su predisposición para convertirse en sede de esta cita deportiva dentro de dos años. Teniendo en cuenta que los plazos son limitados, ya que en marzo debe estar decidido en qué ciudad se celebrará, las dudas surgen en torno a la financiación. Nada se sabe de posibles inversores privados que sufraguen los gastos millonarios que se derivan, en parte, del canon y el acondicionamiento de las infraestructuras. Fuentes de la Autoridad Portuaria, institución partidaria del proyecto, recordaron a El Confidencial que “habría que hacer obras de prolongación en el atraque adosado al dique de Levante para albergar las bases”. Y precisaron que “la nueva marina náutico deportiva de San Andrés, que fue la idea inicial, quedaría como apoyo”.

“Hay unos gastos del equipo organizador [...] y quieren que la ciudad que organiza colabore”

El alcalde, Francisco de la Torre, intenta recabar el mayor consenso para hacerse con un evento que, unido a la Exposición de 2027, situaría a la ciudad en la agenda internacional durante varios años. Por eso este martes solicitó el apoyo del Gobierno central y la Junta de Andalucía y remitirá cartas con el objetivo final de crear un consorcio con todas las administraciones. “Málaga es una ciudad que les atrae, pero hay unos gastos del equipo organizador, que están en torno 24 millones de euros al año, y ellos quieren que la ciudad que organiza colabore” -a pagarlos-, declaró, para añadir que, antes de rechazar el proyecto, hay que “contemplar los efectos económicos que tiene, que los tiene muy positivos”.

Aunque De la Torre es el principal valedor de esta opción ante los medios, y el regidor ha depositado la gestión con los ministerios en el director general de Deporte, Albert Soler, quien estaría llevando el peso de las negociaciones es el director Turismo y Promoción Internacional, Jonathan Gómez Punzón. “Se mueve bien” -dijeron las fuentes consultadas- porque tiene experiencia a la hora de desenvolverse en estos ámbitos exclusivos.

Segundo descarte de Valencia

Esta es la segunda vez que Team New Zealand descarta la ciudad valenciana como sede en esa suerte de proceso privado de selección que en realidad es una subasta abierta con varios ciudades para intentar ‘venderles’ la competición. El pasado mes de septiembre, los promotores de la candidatura valenciana, los responsables del Real Club Náutico, anunciaron su retirada por la falta de respaldo financiero e institucional de la Generalitat valenciana.

Foto: Miles de personas en el entorno del edificio Veles e Vents del puerto de Valencia, al término de la mascletá con la que ha quedado inaugurada la 33 edición de la Copa del América  que se celebró en 2010. EFE/Biel Aliño

Desde el Ejecutivo que preside Ximo Puig siempre se ha lanzado el mensaje de que están abiertos a escuchar, pero que difícilmente la Generalitat puede firmar un cheque en blanco como avalista económico del evento sin obtener garantías de retorno a través de inversión privada. Sobre el tapete hay un canon de 30 millones de euros para el equipo neozelandés que dirige Grant Dalton, 50 millones de coste de organización deportiva y gastos asociados de adecuación de las instalaciones y otros requisitos que piden los ‘kiwis’.

La factura, según las primeras evaluaciones, se elevaría por encima de los 150 millones, un riesgo que podría recaer sobre las arcas públicas sin presencia de potentes patrocinadores o fuentes de ingresos que por ahora no aparecen de forma comprometida.

Aunque han mostrado interés, ninguna firma había cerrado su compromiso económico con Valencia

Según representantes empresariales que están dando cobertura al club náutico y ejerciendo de ‘lobby’ en su favor, hay respaldo de firmas como Prada, Santander, Iberdrola o Coca-Cola, pero ninguno ha puesto encima de la mesa cifras concretas, según admiten. Tampoco los empresarios locales parecen dispuestos a sacar su billetera para cubrir parcialmente el evento.

Desde la Generalitat señalan que las ediciones de 2006 y 2010 ya sirvieron para acometer las obras de transformación de la fachada marítima de la ciudad. De hecho la factura de todas aquellas inversiones la acaba de pagar el Gobierno central de PSOE y Unidas Podemos al asumir la deuda que el Consorcio Valencia 2007 tenía con el Instituto de Crédito Oficial por aquellos gastos: 400 millones de euros. Las mismas fuentes indican que Valencia mantiene además un posicionamiento turístico importante, que ha recuperado las cifras prepandemia en visitantes y conexiones aéreas y que sin compromisos privados no termina de estar claro el coste-beneficio.

El Team New Zealand, el equipo ganador de la última edición de la America’s Cup de vela, sigue tratando de buscar sede en España para la próxima edición, prevista para 2024. Sin acuerdo con su Gobierno para repetir en Auckland por los elevados costes, el CEO del TNZ, Gran Dalton, ha iniciado contactos a través de representantes con las ciudades españolas de Valencia y Málaga. Con la primera, comunicó en la mañana de este miércoles al Real Club Naútico su intención de concentrarse en la ciudad andaluza al no haber cerrado un acuerdo con la Generalitat valenciana.

Valencia Málaga Generalitat Valenciana Comunidad Valenciana Ximo Puig PSOE Francisco de la Torre Noticias de Andalucía Noticias de Comunidad Valenciana