¿Hidrógeno o aeronáutica? Gobierno y Junta chocan por la planta de Airbus en Puerto Real
  1. España
  2. Andalucía
TRAS EL CIERRE DE LA FACTORÍA GADITANA

¿Hidrógeno o aeronáutica? Gobierno y Junta chocan por la planta de Airbus en Puerto Real

Andalucía pide dedicar la fábrica clausurada a esta energía limpia, pero Industria prevé crear allí un Centro Aeronáutico Industrial 4.0 similar al que la Junta ya tiene en marcha al lado

Foto: Manifestación de trabajadores de Airbus en Puerto Real. (EFE)
Manifestación de trabajadores de Airbus en Puerto Real. (EFE)

Airbus y los sindicatos mayoritarios han alcanzado esta semana un preacuerdo para la firma del VI Convenio Colectivo que incluye el cierre de la planta que la compañía europea tiene desde hace 33 años en la localidad gaditana de Puerto Real.

Esta factoría —una de las cuatro con que cuenta Airbus en Andalucía— era la única especializada en la fabricación de aviones civiles, ya que el resto se dedica principalmente a la rama militar. De hecho, la cancelación en el año 2019 del programa Superjumbo o A380 (los aviones de pasajeros más grandes existentes), de los que aquí se construían grandes piezas como la panza ('belle fairing'), ha sido la puntilla para que el gigante aeronáutico tome esta dura decisión.

Foto: Logo de Airbus. (Reuters)

Buena parte de la carga de trabajo de la división civil se ha concentrado ya en la planta madrileña de Airbus en Getafe, que ha sido ampliada y modernizada recientemente tras una inversión de 400 millones de euros.

El cierre de la factoría de Puerto Real no supondrá una reducción de plantilla, ya que los 400 empleados directos de esta planta se repartirán entre otras, especialmente en el cercano Centro Bahía de Cádiz (CBC) situado en El Puerto de Santa María. Airbus cuenta con cuatro plantas en Andalucía. Las dos gaditanas (que consideraba que eran incompatibles) y otras dos en Sevilla (San Pablo y Tablada), referentes de la rama militar, con el ensamblaje final del avión de transporte militar europeo A400M o el C295.

Foto: Logo de Airbus. (Reuters)

Sin embargo, el impacto en el empleo indirecto e inducido en la bahía gaditana se dejará notar especialmente en las numerosas empresas del entorno que dependían de esta factoría, bien por ser proveedores de materiales, industria auxiliar, logística o servicios o, simplemente, por el volumen de personas que movía un centro de estas características.

Para paliar este golpe, Airbus pactó con los sindicatos y el Gobierno dedicar las instalaciones que van a quedar libres a un Centro Aeronáutico Industrial 4.0 que sería liderado por la Administración central, tal y como se comprometió en febrero el presidente español, Pedro Sánchez, con el CEO de Airbus, Guillaume Faury.

El conflicto se ha producido porque esta decisión del Ejecutivo nacional se solapa con un proyecto que tiene en marcha la Junta de Andalucía para la creación de un Centro de Fabricación Avanzada que debe inaugurarse el próximo año en la misma bahía de Cádiz. El proyecto fue acordado por la anterior presidenta de la Junta, Susana Díaz, con Navantia y Airbus, y lo está poniendo en marcha el nuevo Gobierno regional de PP y Ciudadanos presidido por Juanma Moreno.

IDEA será la encargada de dotar el centro de equipos y máquinas

En concreto, esta planta ocupará parte de las instalaciones de Navantia en Puerto Real, con una superficie de 7.000 metros cuadrados. El complejo, que tendrá acceso propio y diferenciado, se compone de una nave de aproximadamente 1.700 metros cuadrados de superficie totalmente diáfana con una altura de 17 metros acondicionada tras una inversión de la Junta próxima a medio millón de euros.

En la zona exterior de la nave se dispone de urbanización con alumbrado, aparcamientos y señalización, además de un espacio donde se ha acondicionado una zona técnica de instalaciones para ubicar casetas, cuadros eléctricos generales, equipos de climatización y de compresión de aire. La agencia pública andaluza IDEA será la encargada de dotar el centro de equipos y máquinas, instalaciones técnicas auxiliares y equipamiento técnico y general común. Junto a esta nave se están desarrollando las obras de construcción de unas oficinas por parte de Navantia como parte del acuerdo de cesión de las instalaciones que albergarán el CFA.

placeholder Imagen del proyecto del CFA de la Junta de Andalucía.
Imagen del proyecto del CFA de la Junta de Andalucía.

Tras algunos retrasos, problemas técnicos y normativos, la Consejería de Transformación Económica, Industria, Conocimiento y Universidades de la Junta adjudicó este pasado mes de agosto a la consultora de estrategia y operaciones Science & Innovation Link Office (SILO) la oficina técnica que dará soporte en las gestiones necesarias para la apertura del centro, prevista para el año 2022.

De hecho, aún se debe aprobar el diseño, licitación y adjudicación del contrato de concesión de servicio para la gestión técnica integral del CFA, así como el apoyo en la justificación de la aplicación de fondos europeos. Este complejo ofrecerá sus servicios a las empresas dentro del plazo de ejecución de los Fondos FEDER, que cofinancian la inversión de 21,5 millones de euros que requiere la puesta en marcha de este centro.

Según la Junta, el CFA es una infraestructura novedosa que el Gobierno autonómico pondrá a disposición de las empresas vinculadas al sector del transporte industrial, especialmente aeronáutico y naval, para que puedan desarrollar tecnologías aplicables y transferibles fácilmente a sus procesos productivos.

Este objetivo es similar al que se plantea el Gobierno nacional con su Centro Aeronáutico Industrial 4.0 propuesto en la planta de Airbus en Puerto Real que ahora se va a cerrar.

Foto: hidrogeno-sostenible-incentivos-marco-normativo-bra

Por ello, el consejero andaluz de Transformación Económica, Rogelio Velasco (Ciudadanos), envió este verano una carta a la ministra de Industria, Reyes Maroto, advirtiéndola de esta circunstancia. En su escrito, el responsable autonómico considera que “la actual factoría de Airbus en Puerto Real no debería dedicarse exclusiva y prioritariamente a un Centro Aeroespacial de Innovación en Industria 4.0, puesto que dicho contenido aparecería suficientemente cubierto por las actuaciones previstas por la Junta, no aportaría nuevas sinergias y tendría un carácter reiterativo”.

Además de oponerse a ese centro previsto por el Gobierno central, la Junta le hizo llegar una alternativa basada en la digitalización de procesos y en las energías renovables, con especial interés en el uso del hidrógeno verde. “La Junta de Andalucía propone un centro de Industria 5.0, concepto que aúna la digitalización de los procesos de fabricación mediante la incorporación de tecnologías habilitadoras 5G, IoT, inteligencia artificial o 'big data', junto con la incorporación de nuevos modos de energía sostenibles y no dependientes de combustibles fósiles, desarrollándose capacidades de investigación, desarrollo e innovación tecnológica en nuevas energías, con especial atención al uso de SAF y de hidrógeno verde”.

El Ejecutivo de Juanma Moreno recuerda que “Airbus no dispone de centros especializados en la investigación e innovación tecnológica en SAF, lo que permitiría posicionar al enclave de Cádiz en una referencia para la compañía”. Además, subraya que el hidrógeno “es una de las energías que deberá contribuir a la transición verde, siendo una de las actuaciones específicamente señaladas dentro del Programa Next Generation, y específicamente destacado en la propuesta del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia de la economía, España Puede”.

Foto:

Sin embargo, todas estas buenas intenciones del Gobierno andaluz han tenido hasta la fecha la callada por respuesta por parte de la Administración central y más concretamente por el Ministerio de Industria que dirige Reyes Maroto, a pesar de que el secretario general de Industria, Raúl Blanco, ha agradecido de forma verbal la propuesta de la Junta y dijo que la estudiarían.

Ante la evolución de los plazos, la falta de respuesta oficial y el acuerdo alcanzado esta semana en Airbus para el cierre de la planta de Puerto Real, el consejero andaluz, junto al vicepresidente de la Junta, Juan Marín, mostró ayer mismo su preocupación por esa falta de noticias por parte del Gobierno central e insistió en su idea de que esa planta se dedique al desarrollo del hidrógeno verde.

placeholder Juanma Moreno conversa con Reyes Maroto ante Juan Marín. Foto Efe
Juanma Moreno conversa con Reyes Maroto ante Juan Marín. Foto Efe

En un acto de entrega de Premios CIC Cartuja Ebro Foods celebrado en el Centro de Investigaciones Científicas del Parque Tecnológico Cartuja de Sevilla, el representante del Ejecutivo andaluz subrayó que “el sector aeronáutico tiene que realizar su propia transición ecológica para evitar seguir consumiendo queroseno a los niveles actuales y debe buscar otras fuentes de energías como el hidrógeno verde, por lo que este centro permitiría a Airbus posicionarse en ese sector de futuro”.

Las dos propuestas del Gobierno y Junta han desconcertado a los empresarios de la industria auxiliar aeronáutica andaluza, que consideran que lo más lógico es que “ambas administraciones se sienten en una mesa a hablar sobre lo que quieren hacer con la bahía de Cádiz y con el sector industrial y aeroespacial en lugar de hacer la guerra cada una por su cuenta”.

Ministerio de Industria Cádiz Sindicatos Transporte Referentes Navantia Pedro Sánchez Reyes Maroto Aeronáutica Ciudadanos Administraciones Públicas Noticias de Andalucía