según adelantó 'el confidencial'

Dimite el jefe de los forenses de Málaga por las denuncias de incompatibilidades

La Consejería de Turismo, Regeneración, Justicia y Administración Local ha aceptado la dimisión presentada por el director del Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses (IMLCF)

Foto: El director del Instituto de Medicina Legal de Málaga, Sebastián Díaz Ruiz, a la derecha de la imagen, junto a otros cargos de la delegación en Málaga de la Consejería de Justicia de la Junta de Andalucía.
El director del Instituto de Medicina Legal de Málaga, Sebastián Díaz Ruiz, a la derecha de la imagen, junto a otros cargos de la delegación en Málaga de la Consejería de Justicia de la Junta de Andalucía.

La Consejería de Turismo, Regeneración, Justicia y Administración Local ha aceptado la dimisión presentada por el director del Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses (IMLCF) de Málaga, Sebastián Díaz Ruiz, tras las denuncias publicadas en exclusiva por 'El Confidencial' de sus incompatibilidades.

Díaz Ruiz, director en funciones del Instituto de Medicina Legal (IML) de Málaga desde el pasado mes de abril, se lucró embalsamando cadáveres de modo privado en la funeraria Francisco Camero SL de Benalmádena. Lo ha hecho sin permiso oficial de la Junta de Andalucía, como él mismo ha reconocido a la Consejería de Justicia tras las preguntas de El Confidencial. "No nos consta que se le haya concedido la compatibilidad", admitieron a este diario fuentes oficiales de la Administración autonómica.

Como ha comprobado El Confidencial, Díaz realizó la autopsia de un fallecido y su embalsamamiento, una práctica no permitida según la Ley de Incompatibilidades 53/1984 del personal de servicio de las administraciones públicas. El Real Decreto 296/1996, de 23 de febrero, por el que se aprobó el reglamento orgánico del cuerpo médico de forenses, detalla en el punto D del artículo 50, que analiza las incompatibilidades, que la intervención como particular del forense será “incompatible” en los casos que pudieran tener relación con sus funciones.

Emilio de la Cruz, que lleva 35 años trabajando como forenses y en el sustituto provisional de Díaz Ruiz, señaló a este diario que los embalsamientos se trataban de un "problema personal". "A mí me sorprendió la noticia de que Sebastián hiciera embalsamamientos irregulares, como se ha publicado". "No lo sabía. Cuando se publicó estaba de guardia y no he visto a Sebastián. Me sorprende que cualquier persona haga una actividad irregular".

Silencio administrativo no positivo

Al preguntar El Confidencial al jefe de los forenses de Málaga sobre cómo pudo hacer la autopsia y el embalsamamiento de un mismo cadáver, ofreciendo este diario datos exactos del nombre del fallecido, nacionalidad y nombre de la funeraria, se calló. El forense no quiso seguir hablando con este diario a pesar de las reiteradas cuestiones planteadas sobre su trabajo y ‘modus operandi’.

Solo cuando la Consejería de Justicia requirió información a Díaz Ruiz sobre este asunto, a instancias de El Confidencial, contestó que solicitó la compatibilidad "hace 14 o 15 años a la delegación de Málaga, sin obtener respuesta alguna. "Pasado un tiempo por silencio administrativo, entendió que la respuesta era positiva", señalaron fuentes oficiales de la Junta de Andalucía tras descartar conocimiento de cualquier denuncia de irregularidades sobre Díaz Ruiz. "No se ha reclamado ningún tipo de responsabilidad porque no se ha recibido nada al respecto".

Andalucía
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios