“quiebra técnica e institucional”

‘Kichi’ se pone a merced de Montoro tras admitir la “bancarrota” en Cádiz

El alcalde de Podemos pide una auditoría del Tribunal de Cuentas, proclama la “quiebra técnica” del ayuntamiento heredado del PP y no desvela cómo resolverá el pago a proveedores

Foto: El alcalde de Cádiz, José María González Santos Kichi. (EFE)
El alcalde de Cádiz, José María González Santos "Kichi". (EFE)

Bancarrota” y “quiebra técnica e institucional”. Con esta contundencia describe el alcalde de Cádiz, José María González ‘Kichi’, la situación económica del consistorio tras varias auditorías internas sobre las cuentas municipales. El regidor de Por Cádiz sí se Puede sorprendió a los grupos de la oposición por la contundencia de su diagnóstico, ofrecida en una entrevista en la Cadena Ser, donde llegó a calificar de “caos” la situación de las empresas municipales. Kichi elevó la deuda viva del consistorio a los 275 millones de euros y el impago a proveedores a 60 millones. Cifras que disparan las cantidades ofrecidas por el anterior equipo municipal del PP, que se sometió a varios planes de refinanciación tras ver cómo se disparaba la deuda viva en los últimos años de gestión de Teófila Martínez, que llegó hace veinte años con una deuda reconocida de 75 millones de euros.

El duro diagnóstico ofrecido por el regidor de Podemos no está, de momento, acompañado por un plan económico para salvar la grave situación que asegura que ha heredado de la anterior alcaldesa. Los datos sobre la mesa proceden de una auditoría interna, realizada principalmente por funcionarios municipales, que aún no ha concluido. No hay señales de cómo va a abordar la situación financiera. Desde su equipo avanzan que el próximo 3 de septiembre el alcalde gaditano se reunirá con el Tribunal de Cuentas, organismo al que encargará una auditoría externa. En paralelo, el ayuntamiento tiene previsto abrir a través del portal de transparencia una “auditoría ciudadana” que sirva para consultar a los vecinos sobre la ejecución o el grado de cumplimiento de las principales inversiones y proyectos.

La anterior alcaldeesa de Cádiz, Teófila Martínez. (EFE)
La anterior alcaldeesa de Cádiz, Teófila Martínez. (EFE)

Ni se han abierto contactos con el Ministerio de Hacienda, con quien no hay comunicación oficial más allá de los cauces ordinarios, ni tampoco se han dado pistas desde el equipo de gobierno sobre si se va a afrontar el pago o se plantea algún tipo de quita o impago de la parte de la deuda que consideren ilegítima, como venía proclamando el líder de Podemos los últimos meses y en campaña electoral. El alcalde asegura que el tiempo medio de pago a proveedores en mayo se situaba en 127 días cuando el límite legal fija 30. Ahora está en 121 días, sostienen desde su equipo. “La situación era ya insostenible cuando llegamos al ayuntamiento y ahora, cuando se vislumbra un cambio de gobierno y se aproximan las elecciones generales nos amenazan desde el Ministerio”, advierten fuentes municipales.

Las prioridades del gasto ante el próximo presupuesto municipal, apuntan desde Por Cádiz sí se pueden, se decidirán en asambleas vecinales y el compromiso de que sean los gaditanos quienes fijen las prioridades, al margen del pleno municipal, aseguran que sigue en pie pese a la crudeza de los números. Otros ayuntamientos en situación de quiebra, como el vecino de Jerez de la Frontera (Cádiz), gobernado en minoría por el PSOE con el apoyo de Ganemos Jerez e IU, han acudido ya a nuevos préstamos del ICO para inyectar liquidez a las arcas.

Fuentes de PSOE y PP coinciden en señalar lo “alarmante” de estas valoraciones, lo que sorprende especialmente cuando “no hay una hoja de ruta que ofrezca una salida a la actual situación”. Kichi se pone a merced de las medidas que pueda adoptar el Ministerio de Hacienda de Cristóbal Montoro. El ministro ya advirtió el pasado junio a comunidades y ayuntamientos constituidos tras las elecciones de mayo de la obligación de cumplir la ley de estabilidad presupuestaria, el techo de gasto y el plan de pago a proveedores. Hacienda se reserva, tal y como recordó Montoro, la posibilidad de adoptar sanciones frente a posibles incumplimientos. El Ayuntamiento de Cádiz ya acudió a los planes de refinanciación puestos en marcha por el Ministerio para tratar de aliviar la situación de las arcas municipales y que conllevan estrictas contraprestaciones para controlar el gasto.

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro. (EFE)
El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro. (EFE)

 

La situación de bloqueo a la que la oposición de PP y PSOE somete la gestión del alcalde de Podemos ha llevado al primer edil de hablar de “pinza política” en su contra. “De verdad que no recuerdo en Cádiz al PSOE tanta saña en la oposición cuando gobernaba el PP. Ahora bloquean juntos empresas municipales”, dejó escrito en su cuenta de Twitter la secretaria general de Podemos en Andalucía, Teresa Rodríguez, que es pareja del alcalde gaditano. Si a principios de julio el consistorio quedó casi un mes bloqueado por el rechazo de los demás partidos al plan de gastos y sueldos para los grupos municipales, ahora la situación vuelve a repetirse en el caso de las empresas municipales.

Los principales partidos han vuelto a rechazar la propuesta del alcalde para que en cada consejo de administración de estas empresas la presidencia quede en manos de un miembro del equipo de gobierno y se creen hasta dos vicepresidencias, antes inéditas, para PP y PSOE. La auditoría sobre las empresas municipales también está en marcha aunque todavía no hay resultados, según informan desde el ayuntamiento, ni planes para su reestructuración. Este viernes el ayuntamiento celebrará de nuevo un pleno municipal en cuyo orden del día no figura ninguno de los asuntos que vuelven a enfrentar a los partidos aunque la crispación está garantizada.

Andalucía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
71 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios