Es noticia
Menú
El Gobierno usa los pinchazos para defender su ley del 'solo sí es sí' y cargar contra el PP
  1. España
"Es de extrema gravedad"

El Gobierno usa los pinchazos para defender su ley del 'solo sí es sí' y cargar contra el PP

La ministra de Justicia acusa a los de Feijóo de retrasar la entrada en vigor de una norma que permite castigar como violación y no como abuso los casos de sumisión química

Foto: La ministra de Justicia, Pilar Llop. (EFE / J.J.Guillen)
La ministra de Justicia, Pilar Llop. (EFE / J.J.Guillen)

El aumento de denuncias de pinchazos a mujeres en discotecas ha provocado este miércoles reproches desde el Gobierno al Partido Popular. La ministra de Justicia, Pilar Llop, ha recordado que hechos como los sufridos por cada vez más mujeres en distintos espacios de ocio serían castigados como un delito de violación en caso de demostrarse que se efectuaron con fines de sumisión química si estuviera ya en vigor la nueva ley de libertad sexual que fue bautizada como ley del solo si es si. Ha culpado al PP de la demora.

En una entrevista a TVE, Llop ha indicado que le parece de "extrema gravedad" que el PP retrasara la vigencia de la norma a través de una enmienda presentada por Junts y que ha provocado un retraso a septiembre de la ley por su aprobación en el Senado. Es especialmente grave en "momentos como este de vacaciones, de verano, donde hay muchas más fiestas, donde salimos más a la calle" y cuando no ha entrado en vigor la ley, ha dicho.

Llop ha especificado que la ley permite que casos en los que hay sumisión química y la víctima está privada de sentido o lo tiene muy alterado y se cometa un delito contra la libertad sexual en su contra, sean perseguidos como violación o agresión sexual en lugar de como abuso. Ha explicado también que el simple pinchazo sin delito posterior se tipifica como lesiones con agravante de género.

Foto: Los ataques se están produciendo en ambientes nocturnos y de fiesta. (EFE/Marta Pérez)

Según ha denunciado, lo sucedido son acciones de carácter "machista" que pretenden "expulsar a las mujeres de los espacios públicos y de ocio". Se ha confesado "preocupada" por estos hechos que "crean alarma" entre las jóvenes y que, por el momento, son un fenómeno que no se conoce bien. "Necesitamos saber qué pasa en el fenómeno del pinchazo, no sabemos si hay sustancias en determinados casos, pero es un hecho grave porque se nos expulsa de espacios de diversión y ocio donde queremos estar", ha apuntado. Ha pedido a las afectadas que acudan a los servicios de seguridad de los lugares de ocio, que se acerquen rápidamente a un centro médico para que se haga un análisis siguiendo los protocolos oportunos y que presenten una denuncia para evitar que estas conductas queden impunes.

La secretaria de Igualdad del PSOE, Andrea Fernández, ha aprovechado las declaraciones de la ministra para pedir "una política más seria". "Hoy la sumisión química con fines sexuales sería un delito de agresión y no de abuso si el PP no hubiera dilatado en el Senado la aprobación de la ley hasta septiembre", ha asegurado en un tuit.

La entrada en vigor de la ley se daba por hecha el pasado 24 de julio durante su votación en el Senado. Sin embargo, se aprobó una enmienda planteada por Junts en la que se pedía modificar en el preámbulo la frase "abortos y esterilizaciones forzosas" por "abortos y esterilizaciones forzosos". Salió adelante con el apoyo de los 'populares' y provocó que el texto deba volver al Congreso en septiembre para su definitiva aprobación.

El PP denuncia "falta de respuesta"

Del fenómeno de los pinchazos también se ha hecho eco el propio PP. La coordinadora de políticas sociales y portavoz adjunta del Grupo Popular en el Congreso, Marta González, ha anunciado la presentación de una Proposición no de Ley para la actualización del Pacto de Estado contra la violencia de género. "Queremos que el consenso vuelva en esta materia, es fundamental que todos los grupos estén de acuerdo para garantizar la seguridad de las mujeres", ha afirmado.

Ha mostrado su preocupación por la alarma social de los pinchazos y denunciado "la falta de respuesta por parte de los Ministerios de Igualdad, Interior y Sanidad a los que exige un protocolo de actuación y seguridad". Además, vinculando la situación con las medidas de ahorro energético, ha alertado "de las consecuencias negativas para la seguridad de las mujeres que implicaría el apagado de las luces".

Foto: El líder de Vox, Santiago Abascal. (EFE/Kiko Huesca)

Desde Vox, Santiago Abascal se subió a la ola de indignación en redes sociales y tildó las agresiones como "gravísimas". A través de un mensaje publicado en Twitter, el dirigente cargó contra las "feministas oficiales", los "mandarines progres" y "los palmeros mediáticos" por guardar silencio sobre una cuestión que, sin embargo, lleva días ocupando telediarios y portadas. A juicio de la máxima autoridad de Vox, el eco social que están teniendo las múltiples denuncias de mujeres que han sufrido casos de sumisión química en España y que también ha desatado el pánico en otros países de Europa no es suficiente. "Marean con frivolidades, ocultan los dramas reales. Nunca les ha importado la seguridad de las mujeres", zanjaba Abascal, en su mensaje.

El aumento de denuncias de pinchazos a mujeres en discotecas ha provocado este miércoles reproches desde el Gobierno al Partido Popular. La ministra de Justicia, Pilar Llop, ha recordado que hechos como los sufridos por cada vez más mujeres en distintos espacios de ocio serían castigados como un delito de violación en caso de demostrarse que se efectuaron con fines de sumisión química si estuviera ya en vigor la nueva ley de libertad sexual que fue bautizada como ley del solo si es si. Ha culpado al PP de la demora.

Pilar Llop Ministerio de Justicia Partido Popular (PP) Leyes Violaciones