Es noticia
Menú
Qué es la sumisión química por pinchazo: síntomas y cómo actuar en caso de sufrirla
  1. España
Pinchazos en discotecas

Qué es la sumisión química por pinchazo: síntomas y cómo actuar en caso de sufrirla

Suelen emplear sustancias "de acción rápida y corta duración, activas a dosis bajas, fáciles de obtener y de administrar, que produzcan los efectos buscados: amnesia, sedación, alucinaciones y desinhibición"

Foto: Síntomas y cómo actuar ante el pinchazo que se está denunciando en Barcelona.(istock)
Síntomas y cómo actuar ante el pinchazo que se está denunciando en Barcelona.(istock)

Actualmente, los Mossos están investigando hasta 14 denuncias por pinchazos en zonas de ocio nocturno, aunque de entrada no consta que en ninguno de estos casos la víctima sufriera una agresión o abusos sexuales ni robos, ni se ha determinado si fueron drogadas. Esta información llega después de que en los sanfermines también se registrasen otras ocho denuncias de escenas similares. Cabe destacar que aunque las víctimas llegan a un estado de semiconsciencia después de sentir un pinchazo, en los análisis posteriores no se detectan presencia drogas y se debe a que se suelen emplear sustancias que desaparecen rápidamente del organismo.

Aunque no se ha confirmado ninguna agresión sexual ni violación vinculada a estos pinchazos, el Instituto Nacional de Toxicología indica que una de cada tres violaciones es llevada a cabo bajo sumisión química y, durante los últimos cinco años, el 33% de las víctimas de agresión sexual dieron positivo en drogas, alcohol, ansiolíticos o fármacos sedantes. Estas cifras y el aumento de denuncias durante los últimos meses han hecho saltar las alarmas por este nuevo método de sumisión química mediante un pinchazo.

Foto: Imagen de archivo

Qué sustancias usan

Según los expertos, las sustancias empleadas no son extrañas y la doctora Luisa García, del hospital Clínic de Barcelona explica que "no hay una droga de la violación". Suelen utilizar cualquier sustancia que deprima el sistema nervioso central, altere el nivel de conciencia y deje a la víctima sin voluntad y sin capacidad de respuesta.

La Guía de Justicia sobre la intervención ante la sospecha de sumisión química especifica que se tratan de sustancias "de acción rápida y corta duración, activas a dosis bajas, fáciles de obtener y de administrar, que produzcan los efectos buscados: amnesia, sedación, alucinaciones y desinhibición".

Según varios estudios realizados en España, el alcohol está presente en un 80 % de los delitos de sumisión química, y el 20 % restante corresponde a las benzodiacepinas, el GHB o éxtasis líquido, la ketamina y de forma muy limitada la burundanga. Pero la doctora insiste en que los números "pueden dar una idea, pero no son reales", porque el hecho de que las sustancias "no aparezcan en sangre no quiere decir que no hayan estado. Algunas desaparecen muy pronto del organismo".

Síntomas

Numerosas mujeres en redes sociales que alegan haber sido víctimas de estos pinchazos, principalmente en zonas de ocio nocturno, han compartido los síntomas que han sufrido tras sentir el pinchazo. Las principales y más recurrentes son las siguientes:

  • Mareo
  • Adormecimiento en las extremidades
  • Pérdida de visión
  • Incapacidad de hablar
  • Sensación de cansancio

Cómo actuar

Numerosas asociaciones feministas han reaccionado al aumento de casos que se están relatando en redes y denuncias registradas, entre ellas el Equipo Ágora, que a través de sus redes han indicado los pasos a seguir si crees que has sido víctima. En este sentido, recalcan estos pasos a seguir:

  1. Ya que es una droga difícil de evitar, en caso de notar un pinchazo avisar a más personas que estén de testigo y puedan cuidarte.
  2. Avisar rápidamente a la policía y/o acudir al hospital y pedir un protocolo de sumisión química.
  3. Además, hay que aplicar un Protocolo de seguimiento de posibles enfermedades que se contagian vía sanguínea ante la probabilidad de que la aguja fuera usada con más de una persona.

Por su parte, la policía catalana también ha instado a las víctimas a acudir de inmediato al hospital con independencia de si quieren denunciar para poder detectar indicios del delito que posteriormente desaparecen o son más difíciles de percibir: "En estos casos es clave".

Actualmente, los Mossos están investigando hasta 14 denuncias por pinchazos en zonas de ocio nocturno, aunque de entrada no consta que en ninguno de estos casos la víctima sufriera una agresión o abusos sexuales ni robos, ni se ha determinado si fueron drogadas. Esta información llega después de que en los sanfermines también se registrasen otras ocho denuncias de escenas similares. Cabe destacar que aunque las víctimas llegan a un estado de semiconsciencia después de sentir un pinchazo, en los análisis posteriores no se detectan presencia drogas y se debe a que se suelen emplear sustancias que desaparecen rápidamente del organismo.

Agresión sexual Drogas