España ha comprado un "exceso" de vacunas y las destinará a los países más pobres
  1. España
tras vacunar a toda la población española

España ha comprado un "exceso" de vacunas y las destinará a los países más pobres

En el V Foro Regional de la Unión por el Mediterráneo (UpM) se acordó con los Gobiernos de la UE y del sur y este del Mediterráneo un nuevo impulso a la asociación euromediterránea

Foto: La ministra en el V Foro Regional de la Unión por el Mediterráneo (EFE)
La ministra en el V Foro Regional de la Unión por el Mediterráneo (EFE)

La ministra de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación, Arancha González Laya, explicó este viernes que España ha comprado vacunas contra la Covid-19 "probablemente en exceso de las que necesite" para vacunar a sus ciudadanos, de manera que podrá destinar una cantidad a otros países, "empezando por los vecinos que más lo puedan necesitar". Apuntó que las dosis sobrantes se destinarán a los países más pobres del entorno tras vacunar a toda la población española.

Así lo afirmó el pasado 27 de noviembre en una rueda de prensa telemática al término del V Foro Regional de la Unión por el Mediterráneo (UpM) en respuesta a una pregunta sobre los esfuerzos para garantizar que la vacuna contra el coronavirus sea un bien público global. González Laya ha señalado que España lleva meses trabajando en vías para que la vacuna sea accesible no solo a los españoles, sino también para compartir recursos y esfuerzos con otros países. Otra vía es la financiación de la iniciativa colectiva Covax, en la que también participa la UE, para la producción y distribución de vacunas, especialmente para los países más pobres.

Con todo, la distribución de las vacunas no fue el tema central abordado en esta cita. El alto representante de la UE para la Política Exterior, Josep Borrell, recordó, no obstante, que la Comisión Europea está muy comprometida con la consideración de la vacuna como bien público. Según expuso, aún no es posible detallar cómo se hará la distribución, pero puntualizó que la asociación euromediterránea puede ser un lugar especialmente indicado para llevar a la práctica ese objetivo. "Si tenemos vacunas el Mediterráneo norte, que también las tenga toda la cuenca mediterránea", resumió al respecto.

V Foro Regional de la UpM

Este Foro reunió a los 42 Gobiernos de la UE y del sur y el este del Mediterráneo, donde acordaron dar un nuevo impulso a la asociación euromediterránea, coincidiendo con los 25 años de la Conferencia de Barcelona que lanzó este proceso y asumiendo que, pese a los progresos, no se ha logrado cerrar la brecha de desarrollo entre las dos orillas y la región mediterránea sufre hoy más conflictos que entonces. "¿Podemos decir que el Mediterráneo está peor hoy que hace 25 años? En muchos aspectos me temo que sí", dijo Josep Borrell.

La renta per cápita de la UE es 16 veces la de sus vecinos del sur. Además, estos siguen siendo una de las regiones económicamente menos integradas del mundo y apenas un 5 por ciento de su comercio se realiza entre vecinos. "Los viejos conflictos no se han resuelto y los nuevos crean obstáculos adicionales para la cooperación en la región", añadió Borrell. No obstante, quiso incidir en que en este foro no se abordaron los conflictos de la región, si bien algunos países los mencionaron.

Arancha González Laya, apuntó como retos el terrorismo y la violencia extrema, la grave crisis climática y la pérdida de biodiversidad y las desigualdades crecientes también dentro de los propios países. Expuso que los reunidos se han propuesto avanzar en dos direcciones: con un compromiso político decidido y con la puesta en marcha de proyectos en áreas concretas. En estos 25 años la UpM ha dedicado unos 5.000 millones de euros a 60 proyectos.

Ahora, se trata de poner el foco en la lucha conjunta contra el cambio climático, por la biodiversidad y por la 'economía azul' basada en el mar y su sostenibilidad; lucha "sin cuartel" contra las desigualdades impulsando sobre todo el empleo de los jóvenes, compromiso con la igualdad entre hombres y mujeres y una mayor integración económica, con la transición ecológica y la digital como nuevas palancas de competitividad.

Arancha González Laya Coronavirus
El redactor recomienda