A MEDIADOS DE SEPTIEMBRE

Sánchez y Rufián acuerdan convocar la mesa de diálogo entre Gobierno y Govern

Sobre los Presupuestos no se ha producido ningún tipo de acercamiento, dado que se sigue manteniendo por parte de los republicanos su incompatiblidad con Cs

Foto: El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, recibe al portavoz de ERC, Gabriel Rufián (d), este jueves en el Palacio en La Moncloa. (EFE)
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, recibe al portavoz de ERC, Gabriel Rufián (d), este jueves en el Palacio en La Moncloa. (EFE)

PSOE y ERC mueven ficha conjuntamente y trasladan toda la presión sobre el diálogo entre Gobierno y Govern a Quim Torra. El presidente del Gobierno Pedro Sánchez y el portavoz de ERC en el Congreso, Gabriel Rufián, han acordado convocar la mesa de diálogo entre el Gobierno y el Govern. Este ha sido el principal resultado del encuentro de unas dos horas que ambos han mantenido esta mañana en Moncloa dentro de la ronda de contactos del presidente con los representantes de los principales grupos políticos. Su expectativa pasa por celebrarla a mediados de este mes de septiembre, según han propuesto ERC y aceptado Sánchez, sin condiciones de partida, más allá que "desbloquear el diálogo", y a expensas de que se avenga a participar un reticente Quim Torra.

"Hay que intentar sentarse a hablar sea con quien sea para encontrar una solución, y entendemos que el president Torra también lo sabe", añadió Rufián. Mostrándose optimista, vaticinó que Torra accederá a participar porque "ya hubo una primera reunión de la mesa y la parte de convergencia del Govern anunció a sus interlocutores y entendemos que habrá una nueva reunión arrastren más los pies o menos para llegar a ella". E incluso ha ido más allá argumentando que el rechazo de Torra a sentarse en la mesa "es una opción que no contemplamos porque sería antipolítica y si eres político sería bastante extraño".

El president ya avanzó que solo se sentaría si era bajo la premisa de negociar la autodeterminación, sin embargo el portavoz de ERC se ha abierto a "escuchar otras propuestas" aunque recalcando que su objetivo es "la amnistía y el referéndum". La única vía es el diálogo, enfatizó en referencia a estas posiciones que ponen en duda la continuidad de la mesa de diálogo. A los posconvergentes ha mandado un mensaje debido a sus divisiones internas y sus efectos dentro del Govern con relevo de consellers incluido, conminándolos a "no trasladar la guerra del espacio convergente a la primera institución del país". Más concretamente, ha elevado el tono contra sus actuales socios de gobierno en Cataluña, al criticar que "dentro del independentismo hay una pugna entre el hacer, el pragmatismo e intentar gobernar el mientras tanto, y lo otro que es magia".

La portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, confirmó la disponibilidad del Ejecutivo para retomar la mesa de diálogo a mediados de este mes, "si así lo acuerdan los gabinetes tanto de Sánchez como de Torra". Un compromiso que incluyó en la agenda programática del Gobierno de coalición "para buscar una solución dialogada al conflicto". Asimismo, avanzó que en los próximos días hablarán Sánchez y Torra, aunque la portavoz reconoció desconocer si el president está dispuesto o no reunirse.

Rufián sobre la predisposición de JxCat: "Entendemos que habrá una nueva reunión arrastren más o menos los pies para llegar a ella"

Sobre los Presupuestos Generales del Estado no se ha producido ningún tipo de acercamiento más allá de la disposición a negociar, dado que se sigue manteniendo por parte de los republicanos su incompatibilidad con Ciudadanos, una formación "no solo incompatible con ERC, sino con la izquierda". "No es lo mismo Ciudadanos que ERC, y eso lo sabe al menos una parte del Gobierno que es Unidas Podemos", recalcó Rufián en rueda de prensa desde el Congreso para valorar su encuentro con Sánchez que calificó de "cordial, amable y fluido". A todas las preguntas sobre la posibilidad de apoyar las Cuentas respondió Rufián con la misma aseveración: "Somos incompatibles".

En esta línea recalcó que la líder de Ciudadanos, Inés Arrimadas, tampoco quiere pactar las Cuentas ni con Unidas Podemos ni con ERC y asoció cualquier influencia de los naranjas en el proyecto de presupuestos "solo implica recortes". Asimismo, para ERC, antes de llegar a un hipotético acuerdo presupuestario, que en cualquier caso pasaría por su abstención, hay que cumplir primero el acuerdo que consiste en mantener viva la mesa de diálogo. La reactivación de la mesa también sitúa a Ciudadanos en una difícil posición. Los naranjas asociaron su giro para apoyar las prórrogas del estado de a alarma a que no se celebrase y, posteriormente, avisaron a Sánchez que debería "elegir".

La reactivación de la mesa sitúa a Cs en una difícil posición, tras asociar su apoyo a que no se celebrase y conminar a Sánchez a "elegir"

Si desde el PSOE aseguraban durante las horas previas a la reunión con ERC que estos últimos se habían "autodescartado", el vicepresidente segundo, Pablo Iglesias, seguía sosteniendo que la negociación debía priorizar el bloque de la moción de investidura, incluyendo a ERC. A estas alturas de las negociaciónes todavía confían en atraerlos, no tanto con su voto afirmativo, sino a través de una abstención que evite dinamitar los puentes para el resto de la legislatura.

Tras el encuentro celebrado este miércoles, en cambio, Montero se mostró menos pesimista al no dar por hecho el rechazo de los republicanos, subrayó que el programa progresista del Gobierno coincidiría con las aspiraciones de ERC y no escondió su deseo de que "podemoa llegar a un acuerdo de Presupuestos que cuente con la mayor participación posible de los grupos parlamentarios". Y es que pese a los vetos cruzados, Rufián ha trasladado a Sánchez su disponibilidad para negociar.

La mayoría de la investidura es para el líder de Unidas Podemos la única que "garantiza la estabilidad de este Gobierno", además de que se trataría de la "única mayoría que se ha demostrado en los últimos seis años que podría construir una alternativa progresista". En esta línea, reiteraba ayer en una entrevista en 'La Sexta' que para que unos Presupuestos basados en el programa de coalición sean viables, "van a tener que construirse en una mayoría que se parezca lo máximo posible a la mayoría de la investidura". Una "obligación", concluyó, no solo por una "preferencia ideológica" sino por la estabilidad del Gobierno: "Debemos cuidar a nuestros aliados más obvios".

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
83 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios