NUEVO PRESIDENTE DE LA CONFERENCIA EPISCOPAL

Gana el Gobierno, gana el Papa: Omella, nuevo líder de los obispos españoles

Afín al papa Francisco y favorito de Moncloa, afrontará una nueva etapa en la que tendrá que gestionar las negociaciones con el Ejecutivo, sobre el IBI o la asignatura de Religión

Foto: Juan José Omella (d), en una misa en la Sagrada Familia. (EFE)
Juan José Omella (d), en una misa en la Sagrada Familia. (EFE)

Gana el Gobierno. Gana el Papa. Ganan los obispos… a medias. Con la elección del cardenal Juan José Omella como presidente de la Conferencia Episcopal, se abre una nueva etapa en el episcopado español que estará marcada por su acercamiento al Gobierno socialista y el espíritu de acuerdo en los controvertidos temas del pago del IBI, la revisión de las inmatriculaciones de bienes eclesiales o el estatus de la asignatura de Religión.

Pero con esta elección, a la que se suma como vicepresidente Carlos Osoro, de sensibilidad muy cercana a Omella, queda derrotado y en minoría el sector más beligerante del episcopado.

A nadie se le oculta que el ganador subsidiario de estas elecciones ha sido el Gobierno socialista. Omella es un gran comunicador. Divertido, a veces socarrón, siempre tiene en la boca la palabra exacta que su interlocutor desea escuchar. Una actitud que no le ha granjeado enemigos y que le posiciona como eterno candidato a mediador en los conflictos. Desde esa perspectiva, no es extraño que Moncloa se fijara en él para garantizarse un interlocutor cercano en las difíciles negociaciones que tiene por delante con la Iglesia española.

En uno de ellos, el pago del IBI en los inmuebles que no se dediquen al culto, parece haber obtenido ya una primera victoria, pues los obispos parecen dispuestos a asumirlo, siempre que no suponga una discriminación con otras entidades. Pero quedan por delante otras graves cuestiones para el Ejecutivo, como la “recuperación de los bienes inmatriculados indebidamente por la Iglesia”, la revisión del estatus de la asignatura de Religión, el papel de la escuela concertada católica y, de fondo, la constante amenaza de la derogación de los acuerdos Iglesia-Estado.

El cardenal Juan José Omella. (EFE)
El cardenal Juan José Omella. (EFE)

Además, Omella puede jugar un papel importante en la negociación entre el Gobierno y los independentistas catalanes. No en vano, ya protagonizó un intento de mediación, junto al cardenal Osoro, en los días previos al 1-O, cuando se reunió con Puigdemont y Rajoy. Aunque en aquellos momentos el Papa frenó la iniciativa, su ambigüedad ante el 'procés' y el hecho de que sea un turolense que habla catalán (nació en Cretas, en la 'franja' de habla catalana de Aragón) hace que sea bien visto por ambas partes.

Con la llegada de Omella a la presidencia, queda por ver cuál será el papel del sector derrotado este martes en la Conferencia, y que siempre ha mostrado una mayor beligerancia contra los planteamientos del Gobierno. Es posible que asuman lo minoritario de sus posiciones y pasen a tener un perfil bajo en estas cuestiones, en aras de la colegialidad episcopal, o bien que se conviertan en versos sueltos y continúen la batalla por su cuenta.

Falta por ver cuál será el papel del sector derrotado este martes, que siempre ha mostrado una mayor beligerancia contra los planteamientos del Gobierno

Pero Omella cuenta con otra baza para influir en la Iglesia española, pues es miembro de la Congregación para los Obispos, el organismo de la Santa Sede encargado de los nombramientos de los nuevos obispos y los traslados de los que están en ejercicio. Desde ahí, su influencia en la Iglesia española no se reducirá a este tiempo de mandato al frente de la Conferencia, sino que se ampliará a las próximas décadas, puesto que en estos cuatro años se van a renovar más de una treintena de obispos (una tercera parte de los actuales).

Aunque técnicamente los nombramientos los hace el Papa, la opinión de Omella sobre los candidatos será más que tenida en cuenta. Con su elección, los obispos han dado inicio a la era Omella de la Iglesia española.

Gana el Gobierno, gana el Papa: Omella, nuevo líder de los obispos españoles

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
42 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios