EL DECRETO ESTARÁ LISTO ANTES DE VERANO

Garzón no tocará el fútbol, YouTube ni redes sociales en la ley de publicidad del juego

Ni los eventos deportivos que comiencen a partir de las 20:00 ni los equipos de fútbol con patrocinio de casas de apuestas en sus camisetas se verán afectados por la nueva ley

Foto: Casa de apuestas deportivas. (Reuters)
Casa de apuestas deportivas. (Reuters)

La publicidad del juego no será "similar a la de los productos del tabaco", como se recogía en el acuerdo de gobierno entre PSOE y Unidas Podemos, con el objetivo de prevenir y frenar la ludopatía. Además, el deporte, y más concretamente el fútbol, será el gran beneficiado en el decreto de regulación de la publicidad de los juegos de azar que promueve el Ministerio de Consumo dirigido por Alberto Garzón, puesto que será una de las principales excepciones, según se recoge en el borrador al que ha tenido acceso este diario y que este mediodía anunciará el ministro en rueda de prensa. Ni los partidos de fútbol ni otros eventos deportivos que comiencen a partir de las 20:00 verán restringida la publicidad del juego, que para el resto de contenidos audiovisuales se limitará en horario de 1:00 a 05:00 de la madrugada, tanto para televisiones como radios.

Los equipos de fútbol también estarán exentos de limitar sus patrocinios, por lo que podrán seguir portando la publicidad de las casas de apuestas en sus camisetas. En cualquier momento y en cualquier horario, porque, según los legisladores, se entiende que los jugadores "están trabajando". La única excepción es que las camisetas de talla infantil destinadas a la venta no podrán portar el logotipo de este tipo de patrocinadores.

Respecto a las redes sociales y los servicios de retransmisión a través de plataformas digitales —'streaming'—, se está estudiando todavía su afectación y el texto final podría sufrir modificaciones, pero en un principio tampoco se verán afectados. "Todavía puede ser objeto de regulación en el procedimiento", explican fuentes del ministerio conocedoras del proceso de elaboración, aunque hasta el momento solo se incluyen medidas como el control parental o la obligación a los operadores del juego de los mecanismos habilitados por las propias redes sociales para evitar que los menores sigan sus cuentas oficiales. De este modo, las grandes plataformas digitales como YouTube quedarían exentas, a no ser que se produzcan variaciones en el texto de último hora.

Los principales avances se centran en los contenidos. No se podrán anunciar bonos de captación o fidelización (a no ser que sean menores de 100 euros) ni cuotas de las apuestas, se prohibirá la utilización de personajes famosos o de notoriedad pública y no se podrá vincular la publicidad a modelos de éxito o de superioridad moral. En el caso de los famosos, se sobreentiende que podrán portar camisetas con el logotipo de las operadoras de los juegos de azar si se considera que lo hacen mientras realizan una actividad laboral.

Entre el centenar de medidas incluidas en el borrador del decreto, prácticamente definitivo, se incluye también la prohibición de la publicidad en soportes físicos y vallas publicitarias o recintos deportivos en los que se celebren competiciones de menores de edad. Eso sí, quedará en manos de las administraciones autonómicas la decisión de aplicar la prohibición en soportes físicos.

Desde el Ministerio de Consumo, se argumenta que el decreto es de máximos dentro del marco permitido por la ley, y es que se ha decidido elaborar una regulación propia en lugar de modificar la ley del juego de 2011. Una decisión que se justifica ante la necesidad de dar respuesta urgente a una emergencia social por el incremento de la ludopatía durante los últimos años de expansión de las operadoras de juegos de azar, tanto físicas como 'online', con la intención de actuar en la prevención de conductas adictivas. Sin embargo, se justifica que este es solo un primer paso y que ya se están estudiando otro tipo de actuaciones de cara al futuro, como por ejemplo prohibir el uso de tarjetas de crédito.

En el capítulo de sanciones, el decreto se remite a lo establecido en la actual ley del juego, donde se prevé un régimen sancionador por infracciones consideradas graves de entre 100.000 y el millón de euros, o en caso de reincidencia se escalaría a las consideradas muy graves, con sanciones de uno hasta 50 millones de euros. Se prevé que este decreto esté listo antes del verano, según los plazos que baraja el departamento dirigido por Alberto Garzón.

Presión de colectivos sociales

El acuerdo de gobierno incluye también la introducción de medidas de información, gestión y limitación del consumo de juegos de azar en el marco regulador de los juegos de azar y apuestas en línea, con el objetivo de reforzar la autoconciencia y autonomía del jugador de cara a prácticas de consumo saludable y para prevenir, anticipar o identificar la generación de patrones de juego problemático. Por otra parte, en el marco de la conferencia sectorial, se prevé impulsar criterios homogéneos con las comunidades autónomas para evitar que los locales de apuestas puedan abrir antes de las 22:00 y que limiten su proximidad a centros escolares.

Por otra parte, se prevé reorientar la tasa por la gestión administrativa del juego que pagan los operadores en línea "con el fin de destinar un porcentaje a iniciativas preventivas, de sensibilización, de intervención y de control, así como de reparación de los efectos negativos producidos por la actividad del juego". Además, se apuesta por establecer la obligación de que los locales de juego y apuestas abiertos al público cuenten, en su entrada, con un cartel de advertencia sobre los peligros de la ludopatía, con un contenido y proporciones análogas a los que aparecen en las cajetillas de tabaco.

A medida que se han ido conociendo los pormenores del decreto, se ha incrementado la presión sobre Consumo desde las asociaciones de lucha contra la ludopatía y desde una parte de las bases de Podemos e Izquierda Unida, a través de la Coordinadora de Madrid Contra las Casas de Apuestas, en la que están presentes las Juventudes Comunistas, que consideran que no cumple con las expectativas ni el compromiso programático del Ejecutivo de coalición. De hecho, este último colectivo ha convocado para este viernes "un escrache a Alberto Garzón a las 11:45 frente al Ministerio de Consumo, donde será presentado el decreto de la vergüenza".

Desde el propio grupo confederal de Unidas Podemos, varios dirigentes no han escondido su descontento porque el decreto no aborde una prohibición integral de la publicidad de los juegos de azar, en línea con la del tabaco. Sin embargo, confían en que todavía haya margen para aumentar la restricción en lo que queda de proceso hasta la aprobación definitiva del decreto. Las presiones, por tanto, no solo se producen por parte de los 'lobbies' del juego, el mundo del fútbol y los grupos de comunicación, sino también desde los movimientos sociales y las organizaciones que respaldan al sector morado en el Gobierno de coalición.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
24 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios