Aranjuez y Tudela marcarán el mayor registro

La ola de calor convierte media España en un horno: ¿dónde se registrarán las máximas?

Las temperaturas extremas persistirán hasta el fin de semana y no se descarta que puedan extenderse hasta los primeros días de julio en algunas zonas del interior peninsular

Foto: La ola de calor alcanzará su punto culminante el fin de semana. (EFE)
La ola de calor alcanzará su punto culminante el fin de semana. (EFE)

El verano ha entrado en escena con una ola de calor procedente de África que provocará temperaturas por encima de los 40 grados en el centro, la mitad sur y el cuadrante nordeste peninsular a partir de este miércoles, según ha anunciado la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), que "debido a la intensidad y duración del episodio" ha emitido un aviso especial. Tampoco darán tregua las noches, pues las mínimas se mantendrán por encima de los 20 grados en amplias zonas e incluso podrían no bajar de los 25 en la mitad sur y centro del país.

El fenómeno tendrá especial incidencia en los valles del Ebro, Tajo, Guadiana y Guadalquivir, hasta el punto de que una veintena de provincias ya han activado avisos por altas temperaturas, entre las cuales se incluyen Zaragoza, Navarra, Guipúzcoa y Vizcaya, que estarán en riesgo importante (consideración que precede a la de riesgo extremo). A estas cuatro alertas se sumarán el jueves las de Huesca, Teruel, Ciudad Real, Guadalajara, Toledo, Burgos, Barcelona, Girona, Lleida, Madrid, La Rioja y Álava. De hecho, el naranja seguirá ganando terreno en el mapa durante el sábado y el domingo, aunque no se descarta que las altas temperaturas puedan prolongarse durante los primeros días de julio.

[¿No aparece tu municipio? Consúltalo aquí]

Los termómetros superarán los 38 grados hoy mismo en capitales como Madrid, Toledo, Pamplona, Logroño, Girona, Huesca o Granada, e incluso rebasarán los 40 en Tudela (Navarra), Illescas (Toledo) y Ejea de los Caballeros (Zaragoza). Mañana, las máximas de 41 serán una realidad en las grandes ciudades y llegarán a 42 en estas localidades además de en Aranjuez (Madrid). Mientras el resto del país se cuece, Monforte de Lemos (Lugo), Verín (Ourense) y Pontevedra registrarán las mínimas más bajas, con hasta 13 grados.

Se espera que las altas temperaturas persistan el viernes, cuando las máximas bordearán los 40 grados en amplias zonas del interior, y tenderán a subir el fin de semana en el cuadrante suroeste hasta el punto de situarse por encima de los 44 grados en Badajoz, Córdoba, Girona y Zaragoza, de acuerdo a la previsión de RTVE. Habrá que esperar hasta entonces para la entrada de un ligero descenso térmico en el noreste que podría generalizarse en todo el país a partir del lunes, si bien las predicciones no son demasiado precisas por el momento.

Sí es seguro que las regiones donde refugiarse del calor extremo durante estas fechas se pueden contar con los dedos de una mano. Únicamente en Galicia, Asturias y Cantabria se esperan cielos nubosos y precipitaciones débiles que podrían extenderse hacia el litoral, con máximas que no pasarán de 25 grados. El panorama será muy similar en Canarias, donde habrá intervalos de nubes y posibilidad de ligeras lluvias en el norte de las islas de mayor relieve, así como en el Estrecho y Melilla.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
10 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios