NO SE PUEDEN CAMBIAR EN LOS BANCOS

Las monedas de 1 y 2 euros que te pueden colar al darte las vueltas y que no tienen valor

Llegan procedentes de todo el mundo y se confunden con las monedas europeas por su similitud, aunque siempre tienen mucho menos valor

Foto: Muchas monedas acuñadas en otros países se parecen a los euros (Foto: Twitter)
Muchas monedas acuñadas en otros países se parecen a los euros (Foto: Twitter)

Vas al supermercado, a una cafetería o a comprar el periódico y, tras pagar con tu billete, te devuelven unas cuantas monedas. Es algo tan habitual en el día a día que no le damos importancia y las personas actuamos de dos posibles maneras cuando nos dan el cambio: o lo metemos directamente en la cartera o lo ojeamos por encima para ver si la cantidad es correcta.

Lo que pocos hacemos es mirar, moneda por moneda, si el cambio que nos han dado es realmente en euros. No nos podemos ni imaginar que no sea así… pero en más ocasiones de las que parece las monedas que llegan a nuestros bolsillos no son las de 1 ó 2 euros que nos deberían haber dado, sino otras muy similares en aspecto pero de mucho menos valor.

Se trata de monedas procedentes de otros países que otras personas han ‘colado’ antes al pagar en esos establecimientos: son tan parecidas a las monedas europeas que casi nadie se da cuenta, por lo que incluso es posible que ahora mismo tengamos alguna de ellas en la cartera. Porque la Guardia Civil alerta de que hay nuevas monedas falsas en circulación.

De muchos países

Las nuevas monedas que han llegado a nuestro país proceden de Egipto y, de hecho, tienen la imagen de la esfinge grabada. Es una libra egipcia y su valor, tal y como nos explica la Guardia Civil a través de Twitter, es de menos de 5 céntimos, aunque nos la cuelan por una moneda de 2 euros dada su similitud: “Cuando la veas no pienses que ha llegado a tus manos una moneda del tesoro del faraón Ramsés II”, dice la Benemérita en las redes sociales.

Antes ya nos había alertado la Policía Nacional, también a través de las redes, y en ese caso con varias fotografías de monedas extranjeras similares a los euros pero con mucho menos valor. Así, aparecen monedas marroquís de 5 dirham, que equivalen a menos de 50 céntimos, pero que se confunden con las monedas europeas de dos euros.

También se confunden con la moneda de dos euros las liras turcas: una moneda de 1 lira de Turquía equivale a 32 céntimos de euro, pero pasa por una moneda de 2 euros dada su similitud. Algo parecido sucede con las monedas jamaicanas de 20 dólares. Son prácticamente exactas a las monedas de 1 euro, pero su valor es de diez veces menos: sólo valen 13 céntimos.

También hay monedas procedentes de Sudamérica que han cruzado el Atlántico para llegar a nuestros bolsillos en forma de euros falsos. Un peso argentino, que sólo vale 3 céntimos de euro, es igual que la moneda de 2 euros; y los 100 pesos chilenos, con un valor de apenas 15 céntimos, se confunden totalmente con la moneda de 1 euro. Hay que estar alerta porque, además de su escaso valor, no se pueden cambiar en ningún banco español.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios