archiva lo relativo al pequeño nicolás

La jueza procesa a Villarejo, su mujer y un periodista por la reunión del CNI y la Policía

Argumenta que el comisario sabía de la existencia del encuentro por su cargo de adjunto al director operativo y conocía al periodista porque éste trabajaba en el diario de su mujer

Foto: José Manuel Villarejo (EC)
José Manuel Villarejo (EC)

La titular del Juzgado número 2 de Madrid, Pilar Martínez Gamo, ha procesado al comisario jubilado José Manuel Villarejo, a su mujer Gema Alcalá y al periodista Carlos Mier por revelación de secretos al entender que existen indicios suficientes para pensar que los tres intervinieron en la captación y filtración de la reunión secreta que mantuvieron dos agentes del CNI con tres de la Unidad de Asuntos Internos el 20 de octubre de 2014, justo después de la detención del joven Francisco Nicolás Gómez Iglesias.

La magistrada considera que Villarejo tenía una vinculación directa con el entonces director adjunto operativo de la Policía Nacional, Eugenio Pino, ya que trabajaba codo con codo con él, y pudo tener conocimiento a través de este último de la reunión. Entiende también que el comisario retirado y hoy encarcelado por el caso Tándem estaba igualmente relacionado con el periodista Carlos Mier, que en ese momento trabajaba en el diario digital Información Sensible, propiedad de la mujer del funcionario y medio donde venían apareciendo informaciones relativas al caso Nicolás.

Según refleja Martínez Gamo en el auto de transformación de la instrucción en procedimiento abreviado, Villarejo "ordenó presuntamente a Mier llevar a cabo la grabación de la reunión con el fin tanto de conocer su contenido como de divulgarla con fines espurios". "Minutos después de concluir la llamada a través de la cual se llevó a cabo la grabación -continúa la instructora-, Mier efectuó una llamada al teléfono personal de Villarejo".

Esta última llamada, muestra el escrito judicial, duró 13 minutos y se produjo "justo en el momento en el que la reunión se estaba produciendo". "A pesar de ello, el comisario niega en su declaración que recibiera dicha llamada", añade la magistrada, que se reafirma en que "los distintos informes periciales" que obran en la causa ponen en evidencia que "la grabación presuntamente fue capturada y transmitida de forma simultánea a través del canal telefónico y con un dispositivo de captura situado en el propio escenario de la reunión".

"El registro de la transmisión telefónica fue presuntamente realizado mediante un dispositivo de grabación a través de una transmisión de área", subraya la jueza, que califica como "constatado", por otro lado, que el teléfono del comisario tenía "anulados los servicios de seguridad". "Dos días después -prosigue Martínez Gamo-, el diario digital en el que prestaba sus servicios Mier publicó una noticia en la que se hace referencia al contenido de la reunión; y un mes más tarde, publica otra en la que abiertamente alude a la celebración" del mencionado encuentro. La magistrada argumenta asimismo que la dueña del medio, Gema Alcalá, tuvo que conocer "necesariamente" el encargo ordenado a Mier, dado que finalmente se publicó y esto requiere el consentimiento de la propiedad.

El auto ordena, por otra parte, archivar la causa relativa a Gómez Iglesias, al que considera ajeno a toda esta planificación y ejecución, que pretendía divulgar el contenido de la conversación, que tuvo lugar entre las 17.30 y las 18.45 horas del citado 20 de octubre de 2004. En encuentro se celebró en el despacho del entonces jefe de Asuntos Internos, Marcelino Martín Blas, y congregó a este mando, a un inspector, a un inspector jefe y a dos agentes de CNI no identificados por el juzgado. La reunión fue convocada por Martín Blas para informar a los servicios secretos del desarrollo de la investigación relativa a Gómez Iglesias.

Mier llamó por teléfono a Martín Blas y grabó la llamada, que duró 13 minutos, sin que el comisario tuviera conocimiento de ello. Tras el encuentro, a las 20.05 horas, el periodista llamó de tres segundos a la empresa Club Exclusivo de Negocios y Transacciones, relacionada con Villarejo. Dos días después, Información Sensible publicó un artículo firmado por Mier que menciona los contactos entre el CNI y Asuntos Internos a cuenta de la investigación del caso Nicolás. "Información Sensible se ha puesto en contacto con el comisario Martín Blas con objeto de recabar su opininón y contrastar la información, pero éste ni ha confirmado ni ha desmentido las preguntas sobre el caso Nicolás", rezaba el texto.

Un mes más tarde, el diario digital ya menciona expresamente la reunión. En concreto, el 22 de noviembre publica la noticia. "Según ha podido saber Información Sensible, un miembro del CNI que desde el principio se opuso a la intervención telefónica de los móviles de Nicolás ha hecho llegar de manera anónima al entorno del joven un breve extracto de una conversación entre Martín Blas y unos espías". A raíz de esta publicación, otros medios se hicieron eco del contenido. El texto íntegro del encuentro grabado por Mier apareció finalmente en el diario Infolibre el 19 de diciembre de 2014 a las 22.58 horas, como relata el propio auto del Juzgado 2 de Madrid.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios