Independencia de Cataluña: La Guardia Civil acredita otros 300.000 € desviados al 1-O en plena crisis con Montoro
desvío de las subvenciones a través de Junts pel Si

La Guardia Civil acredita otros 300.000 € desviados al 1-O en plena crisis con Montoro

"La organización del acto celebrado en el Teatro Nacional de Cataluña fue gestionado y abonado por Junts pel Sí, por lo que ha podido emplear dinero procedente de subvenciones públicas"

Foto:  La Guardia Civil, en el registro de la empresa Unipost en el marco de la investigación sobre los preparativos del referéndum del 1-O. (EFE)
La Guardia Civil, en el registro de la empresa Unipost en el marco de la investigación sobre los preparativos del referéndum del 1-O. (EFE)

La respuesta de la Guardia Civil a las dudas expresadas por el ministro Cristóbal Montoro no se ha hecho esperar. En un nuevo informe aportado este miércoles al juez Llarena, el Instituto Armado acredita más de 300.000 euros suplementarios de gastos vinculados al referéndum del 1-0. Según el informe, al que ha tenido acceso El Confidencial, una de las líneas de investigación apuntan a un desvío de las subvenciones a través de Junts pel Si. La cantidad total de la malversación acreditada por los agentes roza ya la cifra total de dos millones de euros.

En concreto, los agentes se refieren al alquiler del Teatro Nacional de Cataluña tras localizar un pago de 17.690 euros. "La organización del acto celebrado en el TNC fue gestionado y abonado por Junts pel Sí, por lo que éste grupo parlamentario ha podido emplear dinero procedente de subvenciones públicas para hacer frente al pago de la presentación del referéndum”, dice el informe.

El informe detalla que el Grupo Parlamentario Junts pel Si tiene que rendir cuentas anualmente a la mesa Parlamentaria, de la contabilidad relacionada con las subvenciones que percibe, "por lo que esta última tiene que tener conocimiento del destino de las subvenciones públicas recibidas por el Grupo Parlamentario Junts pel Si y si se han empleado para cubrir los gastos de actos relacionados con el referéndum, como el celebrado en el Teatro Nacional de Cataluña".

Además los investigadores reflejan cómo la Generalitat, a través del secretario de Difusión y Atención Ciudadana del Departamento de Presidencia de la Generalitat, Antoni Molons, utilizó a Òmnium Cultural "como sociedad interpuesta", para realizar labores relacionadas con la solicitud a empresas de artes gráficas y distribución de carteles propagandísticos en los que se llamaba a la población a votar. La elaboración y difusión de estos carteles con el logo de la Generalitat, las gestionó la asociación de Jordi Cuixart "para ocultar que era la propia Generalitat, la que sufragaba los gastos de estos carteles". La valoración de esos carteles fue de 61.879 euros.

Las nuevas pesquisas elevan también el coste del desplazamiento, alojamiento y manutención de los observadores internacionales que se emplearon para "avalar" la consulta. Ese servicio supuso para la Generalitat además del coste de 119.700 euros, que abonó, "un compromiso de pago de 47.365 euros" que debía hacerse efectivo al final del mes de noviembre, según se ha detectado por la documentación aportada por la Delegación del Gobierno, lo que supone un total de 177.065 euros. Los agentes detallan de esta partida los gastos de "logística" y aseguran que se destinaron 18.835,76 euros a vuelos, 2.416 a hoteles y casi 4.000 a actos en los que participaron.

La Guardia Civil acredita otros 300.000 € desviados al 1-O en plena crisis con Montoro

También detallan discrepancias en las primeras valoraciones del coste de las papeletas que se encargaron y elaboró la empresa Unipost. Avanza otras líneas de investigación relacionadas con la malversación citada y habla de los posibles pagos con fondos públicos de unos informes, realizados por el que fuera magistrado del Tribunal Constitucional Carles Viver o su entorno. También de los gastos empleados para et acondicionamiento de un 'Call Center' donde se pretendía gestionar y centralizar los datos del referéndum, así como del material, principalmente informático para ese evento.

Sobre ese último punto indica que la Generalitat financió material informático con destino a ese centro, situado en una nave anexa al CTTI por valor estimado de 40.227,78 euros. "Se está todavía en fase de investigación para conocer qué cantidad se destinó a ese fin, y la que se cita de 40.227,78 euros en realidad se trata del total que la Generalitat destinó a la adquisición de material informático a la empresa Fujitsu".

Una empresa francesa

Otra de las líneas de investigación abiertas apunta a la intervención de una empresa francesa en la elaboración de sobres y papeletas. La investigación partió del registro, el 20 de septiembre, de un camión IVECO con matrícula francesa en el Polígono Les Comes, de la localidad de lgualada. De la inspección realizada en la nave citada y en el camión, se intervino 15 palés de 120 cajas cada uno, con 1.000 sobres cada caja y otro palé incompleto con 80 cajas, con 1.000 sobres cada caja, lo que sumaba un total de 1.880.000 sobres para el referéndum del 1-O. Los agentes apuntan que el material fue adquirido a la empresa Ghesquieres Zi Le Hellu con domicilio en 2 Rue Paul Langevin, Lezennes (Francia).

Los nuevos datos apuntalan la investigación y acrecientan la crisis desencadena a raíz de las declaraciones del ministro de Hacienda que debe dar cuenta al juez en los próximos días de los motivos que le llevaron a afirmar categóricamente que el 1-O no se pagó con dinero público. El partido Vox, personado en la causa como acusación popular, ya ha avanzado que solicita la dimisión de Montoro cuyas palabras han cargado a las defensas de argumentos contra el procesamiento por malversación. También prevé reclamara que comparezca como testigo en caso de que el escrito que debe aportar no resulte concluyente.

España
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
53 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios