dará a conocer la crisis catalana en el mundo

El 'gurú' de Trump pacta con un asesor de Aznar su entrada en la campaña de VOX

Steve Bannon viajará en las próximas semanas a España para celebrar un acto público junto a Santiago Abascal y Rafael Bardají

Foto: Bardají y Bannon, el pasado viernes, en la casa del segundo en Washington, la misma finca que antes albergaba la sede de Breibart. (EC)
Bardají y Bannon, el pasado viernes, en la casa del segundo en Washington, la misma finca que antes albergaba la sede de Breibart. (EC)

La mano del que fuera asesor del expresidente del Gobierno José María Aznar y director de política internacional de FAES, Rafael Bardají, ya se nota en la estrategia de VOX, partido al que se incorporó el pasado 10 de marzo. Stephen Bannon, uno de los hombres que llevaron a Donald Trump a la Casa Blanca, colaborará en la estrategia electoral de la formación que dirige Santiago Abascal, que hasta el momento no ha logrado tener representación parlamentaria en el Congreso de los Diputados.

Bannon y Bardají, según explica este último, se entrevistaron en varias ocasiones en la Casa Blanca el año pasado, antes de que el considerado como ideólogo de Trump abandonara el cargo en agosto. En una de esas citas, asegura Bardají, el propio Bannon se interesó por VOX. "Yo ni siquiera estaba aún en el partido cuando me preguntó por sus líderes y por su presupuesto", recuerda el ahora miembro del comité ejecutivo de la formación, quien admite que aún mantiene amigos en Washington y que fue allí a entrevistarse con alguno de ellos.

Bardají y Bannon, en la Casa Blanca, el pasado 17 de mayo. (EC)
Bardají y Bannon, en la Casa Blanca, el pasado 17 de mayo. (EC)

Bardají cuenta que conoce a Bannon desde desde hace años. En concreto, desde que el norteamericano se dedicaba todavía a las finanzas. Ahora, tras su salida de la Casa Blanca, prosigue Bardají, Bannon sigue asesorando al Partido Republicano, sobre todo de cara a las próximas citas electorales de varios estados. También —continúa— viaja por Europa para explicar su visión a aquellos que quieren escucharle, que generalmente son formaciones afines a sus ideas.

El compromiso que adquirirá con VOX, según Bardají, irá previsiblemente algo más allá. Aún no hay nada concreto, pero el alto cargo de VOX asegura que su experiencia y "sus técnicas de difusión de mensajes ayudarán" a trasladar el discurso a la población. "La idea es que participe en la elaboración de la estrategia electoral del partido, que nos ayude a elaborar los mensajes de cara a los próximos comicios europeos", añade el máximo dirigente de VOX, Santiago Abascal, quien saca pecho de que haya encuestas que den a su formación dos escaños en la cámara comunitaria.

Tanto Abascal como Bardají pretenden también que Bannon ayude a divulgar "la realidad" del separatismo catalán, que a su juicio se está entendiendo mal en el resto del mundo, dado que hay incluso políticos de otros países que se hacen eco de los mensajes que lanzan los nacionalistas sobre esas supuestas agresiones policiales. "Hablé con él sobre el separatismo catalán y cómo se está viendo desde fuera y me dijo que podría ayudar a que se entendiera bien la realidad de España", admite Bardají, quien pretende que el exasesor de Trump visite pronto España.​

"Él dijo que quería venir en abril, pero por problemas de agenda de aquí no lo hemos podido cerrar; queremos tener reuniones técnicas con él antes de verano y celebrar un acto público", anuncia el miembro del comité ejecutivo de VOX, que pretende visualizar de ese modo la vinculación de Bannon con la formación española. Según Bardají, "él conoce bien los partidos de España, como Ciudadanos, por ejemplo, pero ve necesario que haya otros que defiendan con más claridad aspectos como la existencia de fronteras o la identidad del país". "VOX es el que más se adecua a sus ideas; de hecho, como he dicho, fue él quien se interesó por nuestra formación; considera que su discurso casa perfectamente con las ideas que defiende nuestro partido", subraya Bardají.

Bannon ha sido el principal estratega de la Casa Blanca hasta su salida el pasado agosto. Era el representante de la denominada 'alt-right' y está considerado como el ideólogo de muchas de las medidas más controvertidas de la Administración Trump. Su dimisión o cese se produjo después de que Bannon criticase públicamente la política del Gobierno republicano respecto a Corea del Norte en una entrevista. Bannon presentó su dimisión el 7 de agosto del año pasado, pero Trump no la aceptó hasta 11 días después.

La campaña electoral dirigida por Bannon, además, estuvo salpicada por el escándalo del robo de datos personales de Facebook. Como accionista de Cambridge Analytica, Bannon consiguió que esta empresa colaborara en una campaña en la que la divulgación del mensaje a través de redes sociales tuvo especial importancia y en la que la propaganda dirigida a cada usuario con el fin de alterar su percepción sobre la imagen de Trump resultó esencial.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
16 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios