aprobación definitiva DEL TEXTO en la cámara baja

PSOE, Podemos y C's se alían contra el PP para deshacer su forma de elección de RTVE

El Congreso revierte el mecanismo de nombramiento de los consejeros aprobado por los populares en el Senado. Ahora hará falta mayoría absoluta y respaldo de la mitad de los grupos

Foto: Miembros de los consejos de informativos de RTVE en la tribuna de invitados en el Congreso, este 21 de septiembre. (EFE)
Miembros de los consejos de informativos de RTVE en la tribuna de invitados en el Congreso, este 21 de septiembre. (EFE)

El Congreso alumbró este jueves de forma definitiva —y lista para publicar en el BOE— la reforma de RTVE y que contiene el sistema de elección de miembros del consejo de administración más complejo de la historia de la corporación: por una mayoría de dos tercios en primera instancia y de mayoría simple en segunda votación, pero con el requisito de contar con el apoyo de al menos la mitad de los grupos parlamentarios. La Cámara Baja rechazó las enmiendas que venían del Senado e impulsadas por los populares y que contemplaban una fórmula más simple de mayoría de tres quintos (alcanzable con el concurso de PP y PSOE). La reversión de lo tejido en la Cámara Alta fue posible por la alianza que el PSOE trenzó con Podemos y Ciudadanos.

El resultado práctico del 'pacto anti-PP' podría hacer, llegado el caso, que en el Congreso la oposición acordara designar el cupo de seis consejeros que le corresponde sin contar con el partido de Mariano Rajoy. Pero en el Senado, que tiene la potestad de nombrar a cuatro miembros del órgano de gobierno de la radio y la televisión pública, los populares, podrían hacer valer la mayoría absoluta de la que disponen por sí mismos para exigir al menos dos de esos puestos a reparto.

A la complejidad de pactar las cuotas de aspirantes propuestos por los grupos se sumará luego el largo proceso previo para decidir sobre los candidatos. Primero tienen que acordar los criterios de selección, luego elegir a los 'expertos' que deben examinar a los candidatos, auditar la ideonidad de los mismos. En última instancia, el propuesto de los 10 consejeros para el puesto de presidente tendrá otro examen añadido. Fuentes parlamentarias calculan que no habrá nuevo presidente de RTVE antes de febrero o marzo y eso en el caso de que no se atasquen las conversaciones entre todos los grupos.

Al margen de las dificultades que pueden encontrarse para renovar la cúpula de RTVE, lo cierto es que el nuevo sistema recupera el espíritu de la ley de 2006 impulsada por el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero y acaba con la fórmula impuesta por el PP en la primera legislatura de Rajoy, que le permitía nombrar un consejo ad hoc, "monocolor" —como denunciaban los grupos—, y por la mayoría absoluta de la que entonces disfrutaba. Contrarreforma que finalmente ejecutó y que le permitió poner al frente de RTVE a José Antonio Sánchez, muy contestado por la oposición y por los trabajadores de la casa por la pérdida de pluralidad e independencia.

Diez miembros y paritario

Al final, el futuro consejo de RTVE tendrá diez miembros —seis designados por el Congreso y cuatro por el Senado—, será paritario y se elegirá por concurso público, incluido su presidente. En este caso, la Cámara Baja sí respeta la enmienda introducida por el Senado por acuerdo de PP y PSOE y que deshacía las contradicciones del texto remitido por el Congreso, que por error hablaba de un consejo de nueve y de 12 integrantes.

La enmienda impulsada por el PP en el Senado para pasar a la mayoría de tres quintos fue rechazada por el pleno, y los populares se abstuvieron

El punto conflictivo, en efecto, se encontraba en el sistema de desbloqueo de los nombramientos. En la redacción aprobada por el Congreso el pasado junio, se decía que los consejeros de RTVE se elegirían, en primera vuelta, con mayoría de dos tercios y, si no se alcanzaba ese respaldo, se pasaría a una segunda ronda al cabo de por lo menos 15 días, y entonces se requeriría mayoría absoluta (176 diputados, 134 senadores), siempre que la candidatura hubiera sido propuesta por al menos la mitad de los grupos parlamentarios de la Cámara que corresponda.

¿Qué ocurrió en la tramitación en el Senado, que concluyó la semana pasada? Que el PP simplificó la fórmula de elección: mantuvo la mayoría de dos tercios en primera vuelta pero hizo que en segunda ronda se necesitase una mayoría de tres quintos. Los socialistas no veían problema a ese formato, porque de igual manera se exigía una mayoría reforzada, pero Podemos y Ciudadanos se levantasen en armas y acusasen a los dos grandes partidos de haber pactado para repartirse el consejo de administración. Y es que esa mayoría de tres quintos la alcanzan en ambas Cámaras PSOE y PP sin necesidad de que participen más grupos. Esa enmienda propuesta por el PP fue apoyada por el PNV y Coalición Canaria en el Senado, y el partido de Pedro Sánchez se abstuvo.

Torrespaña, la sede de RTVE en Madrid capital. (Reuters)
Torrespaña, la sede de RTVE en Madrid capital. (Reuters)


Los socialistas niegan que hubiera ningún acuerdo con los populares en este punto, y este jueves ponían como prueba su entente alcanzada con Podemos y Ciudadanos. Los tres partidos se unieron para votar en contra de esa conflictiva enmienda que venía del Senado, mientras que el PP se abstuvo. La redacción final de la ley, por tanto, vuelve a la literalidad de lo que salió del Congreso en junio: se necesitará mayoría absoluta y apoyo de al menos la mitad de los grupos (cuatro en cada Cámara). El presidente de la corporación, elegido de entre los diez consejeros, deberá ser designado por mayoría de dos tercios del Congreso.

¿Hubo pacto PSOE-PP?

Durante el debate, el diputado popular Ramón Moreno criticó la alianza de la oposición contra su partido, y calificó de "sorprendente" que Unidos Podemos haya arrastrado a su "cruzada antisistema" a los demás partidos. Y se lanzó contra el PSOE por haber apoyado "una propuesta tan poco cabal" —lo decía por el sistema de desbloqueo de los nombramientos— después de que su portavoz "cerrara este asunto y otros más" con el PP en el Senado.

Los populares subrayan que el método finalmente aprobado permite excluirles del proceso de renovación del consejo

"El grado de credibilidad que merece el PSOE desde esta fecha es mínimo", indicó Moreno, quien advirtió de que el método aprobado finalmente por el Congreso permite "excluir al primer grupo de la Cámara [el PP] rebajando el requisito numérico con el pretexto o subterfugio de sumar una pluralidad de grupos", informa EFE. Su afirmación, en puridad, es cierta, porque la oposición, unida podría sacar adelante los nombramientos sin contar con el PP, pero no es la pretensión de los socialistas, que apuestan por tejer consensos "amplios", según indicaban en la dirección. Estos recordaban que una mayoría de tres quintos (210 diputados) también podrían alcanzarla teóricamente todos los grupos sin los populares.

PSOE, Podemos y C's se alían contra el PP para deshacer su forma de elección de RTVE

El portavoz socialista, José Miguel Camacho, se felicitó de la redacción final de la ley, porque persigue una RTVE "lo más imparcial y transparente posible". "Además, viene a demostrar que todas las noticias y rumores que aparecieron cuando se presentaron las enmiendas del Senado, en las que se nos acusaba a los socialistas de habernos plegado al PP y haber llegado a un acuerdo para hacer un reparto entre los dos partidos, no eran ciertos", sostuvo. Pero el PSOE se abstuvo en la Cámara Alta, se le recordó. Camacho respondió que el PP tiene allí mayoría absoluta, así que podía sacar adelante sus enmiendas "independientemente del voto del resto de los grupos". Durante el debate, el diputado socialista subrayó que el trabajo no termina aquí e instó a los partidos a pasar a la segunda fase: trabajar para poner en marcha el concurso público que permitirá la designación del nuevo consejo de administración y se alcance así una RTVE independiente, "al servicio de los ciudadanos" y que acabe con los "vetos, las purgas y la manipulación constante".

Tres meses para poner en marcha el concurso

Juan Carlos Girauta, de Ciudadanos, también condenó el "trilerismo institucional" que ha existido en la gestión de RTVE y que ha dejado como consecuencia una tele "decadente, con bajos niveles de audiencia y una programación cuestionable". Por parte de Unidos Podemos, Noelia Vera, celebró el alumbramiento de la ley, una "victoria de los trabajadores" de la corporación que han luchado todos estos años por el cambio.

Los grupos se felicitan de que se acabe una etapa dominada por la "manipulación" en la tele pública y celebran que se camine a un modelo independiente

¿Qué ocurre a partir de ahora? La nueva legislación establece que las Cortes aprobarán en el plazo de tres meses la normativa que contemple la elección de los miembros del consejo por concurso público con la participación de un comité de expertos designados por los grupos. Ese comité hará públicos sus informes de evaluación y servirán de base para el examen a los candidatos.

Si en ese tiempo no se llega a desarrollar el nuevo sistema, la renovación del consejo no se bloqueará. Se elegiría a los diez miembros por la fórmula anterior: el pleno de cada Cámara procedería a los nombramientos de entre las propuestas de los grupos. Además, para esta primera elección, podrán ser renovados los consejeros que actualmente se sientan en el órgano de gobierno de RTVE.

Los consejos de informativos celebran la reforma y subrayan que blinda la independencia de RTVE

El debate en el pleno de la aprobación definitiva de la reforma de RTVE fue seguido desde la tribuna de invitados por miembros de los consejos de informativos de RTVE. Ellos mismos, aplaudidos por los diputados en el hemiciclo, celebraron la legislación alumbrada por las Cámaras y el sistema de elección del consejo y de su presidente, pues "blinda" la pluralidad y la independencia de la radiotelevisión estatal. 

"Esta ley nos acerca a la pluralidad y la independencia que llevamos mucho tiempo reclamando y sobre todo estamos particularmente contentos del consenso que se ha conseguido [...]. Es de alguna manera un aval para nosotros, blinda esa pluralidad y esa independencia de cara al futuro", declaró la vicepresidenta de los consejos de informativos, Alejandra Martínez.

Martínez sí reclamó a los partidos que la reforma se concrete "cuanto antes" en una presidencia independiente y que el proceso de elección "no vaya mucho más allá de Navidad".

"Mensaje para los políticos que piensen que la independencia es una persona que no les moleste a ninguno: no, lo que queremos es una persona que, si tiene que molestar, moleste a todos sin distinciones, pero queremos también una presidencia que tenga ambición, que tenga proyecto y trayectoria", recalcó Martínez, quien también reclamó un nuevo jefe de la corporación que la coloque en la "modernidad" y recupere la "credibilidad de los informativos", a día de hoy "bastante tocada". 

La vicepresidenta de los consejos solicitó a los grupos que sigan trabajando por un modelo más completo de RTVE que comprenda una financiación estable de forma que el antiguo ente público no dependa de "vaivenes políticos", informa EFE. 

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios