RECTA FINAL DE LA TRAMITACIÓN PARLAMENTARIA

PP y PSOE desbloquean la reforma de RTVE en el Senado e indignan a Ciudadanos

A finales de mes estará lista la modificación del sistema de elección del consejo de la corporación. Tendrá 10 miembros y podrán ser elegidos en segunda vuelta con mayoría de tres quintos

Foto: Los portavoces de PP y PSOE, Rafa Hernando y Margarita Robles, junto con Pablo Iglesias y Albert Rivera, el pasado 27 de junio en el Congreso. (EFE)
Los portavoces de PP y PSOE, Rafa Hernando y Margarita Robles, junto con Pablo Iglesias y Albert Rivera, el pasado 27 de junio en el Congreso. (EFE)

Nuevo entendimiento entre el Partido Popular y el PSOE en el arranque del curso político. Los grupos parlamentarios popular y socialista en el Senado presentaron el lunes una serie de enmiendas coincidentes al proyecto de reforma de RTVE que supondrán este mismo mes el desbloqueo del texto (inviable según salió redactado del Congreso), un acuerdo que provocó la indignación de Ciudadanos (y también de Podemos), pese a que los de Albert Rivera no presentaron enmienda alguna en la Cámara Alta. Al final, el consejo de administración estará compuesto por 10 miembros, no nueve y 12 al tiempo, como decía el proyecto en trámite, y sus miembros podrán ser elegidos por una mayoría de tres quintos en segunda vuelta.

Después del lío organizado en el Congreso en las votaciones que alumbraron casi por unanimidad un proyecto inaplicable, populares y socialistas alcanzaron en agosto, a través de sus portavoces, Rafa Hernando y Margarita Robles, un principio de acuerdo que aclara la composición del citado consejo y simplifica el sistema de elección de sus miembros. El hecho de que, en segunda votación, baste con el acuerdo de los dos principales grupos parlamentarios para renovar la corporación de RTVE, como ha ocurrido siempre, levanta todas las suspicacias de Ciudadanos, temerosos de quedarse marginados del posterior pacto y reparto de influencias como cuarto grupo en liza.

[Consulta aquí en PDF las enmiendas de los grupos en el Senado a la reforma de RTVE]

El PSOE renuncia a la defensa de la cuota sindical para garantizar a las centrales más representativas dos puestos en el futuro consejo, punto que ya quedó descartado en las votaciones del Congreso —y sabía que no podía ganar esa batalla en el Senado, donde los conservadores disponen de una cómoda mayoría absoluta—, y el PP se adapta a la pérdida de la mayoría absoluta. Todos los cargos se elegirán por mayoría de dos tercios en primera votación, y de tres quintos en última instancia en caso de que en la primera ronda no se alcance el consenso suficiente.

La nueva legislación prevé que los miembros del consejo sean elegidos por concurso público con la participación de un comité de expertos

Las citadas enmiendas se incluirán en dictamen para que después sean aprobadas por el pleno de la Cámara Alta, previsiblemente el 13 de septiembre. El Congreso tiene previsto cerrar todo el trámite a finales de este mismo mes. A partir de entonces, los grupos tendrán un plazo de tres meses para fijar los criterios de selección y elegir al comité de expertos que 'examinará' a los candidatos para los 10 puestos del consejo de administración, y que deberá hacer públicos sus informes de evaluación. Si en esos tres meses no estuviera desarrollado el sistema de concurso público para la designación de los aspirantes, entonces se procedería a la nominación por el antiguo procedimiento, de forma que los grupos propusiesen directamente los nombres.

Diferencias por la paridad

En cualquier caso, el Congreso designará a seis de sus miembros y el Senado, a los cuatro restantes. Fuentes socialistas calculan que, en ese reparto de cuotas, el PP podría reservarse cuatro nombres; el PSOE, tres; Unidos Podemos, dos, y Ciudadanos, uno. Así, ningún grupo tendría la mayoría y necesitaría alianzas, por lo que "se promueve el consenso" dentro del propio consejo. En caso de empate en las votaciones, decidiría el presidente de RTVE con su voto de calidad.

C's critica el "cambalache" del "viejo bipartidismo", mientras Podemos pide al PSOE que rectifique para volver al sistema salido del Congreso

Fuentes del Grupo Popular calculan que para marzo estará listo el proceso y puede haber un nuevo presidente de la corporación pública de RTVE que saldrá de los 10 consejeros elegidos. La única discrepancia entre las enmiendas de los populares y los socialistas reside en la cuestión de la paridad: el PP propone que se procure elegir el mismo número de hombres que de mujeres y el PSOE quiere que sea obligatorio ese reparto igualitario entre sexos.

PP y PSOE desbloquean la reforma de RTVE en el Senado e indignan a Ciudadanos

Una vez conocidas las propuestas de modificación del proyecto, Ciudadanos consideró, en palabras de Miguel Gutiérrez, como "un cambalache del viejo bipartidismo" la coincidencia básica entre las enmiendas de populares y socialistas. Los de Rivera no registraron iniciativa alguna pese a que el proyecto del Congreso se presentaba inviable, pero descalificaron a los grupos principales por dejar en tres quintos la mayoría requerida para los nombramientos. Podemos también se quejó. Su portavoz parlamentaria, Irene Montero, confesó su "estupefacción" ante el supuesto pacto de los dos grandes y exigió a los socialistas "rectificar" y volver al texto aprobado en la Cámara Baja para "asegurar que la televisión pública responde a los intereses de los españoles y no a los partidistas".

Y es que el sistema de elección que salió redactado del Congreso establecía que para la primera votación de los consejeros de RTVE hiciera falta una mayoría de dos tercios pero, si esta no se conseguía, se fuera a una segunda vuelta donde se requería la mayoría absoluta y que la propuesta partiera de "al menos" la mitad de los grupos de la Cámara. Eso hacía que los nombramientos se desbloqueasen con el apoyo de cuatro de los siete grupos actuales del Congreso.

Pero en el Senado el PP introdujo una enmienda que, según el PSOE, no fue "pactada" con ellos, pero sí trasladada con anticipación. Con esta modificación, se mantenía la exigencia de una mayoría de dos tercios para la primera votación, pero se pasaba a una de tres quintos (210 diputados y 160 senadores) en la segunda, una mayoría a la que por sí solos llegan los dos grandes partidos, sin necesitar el concurso de los demás.

Vuelta al espíritu de 2006

Según explicó el PP a los socialistas, había una "interpretación jurídica" que recomendaba cambiar esa previsión de que los consejeros de RTVE pudieran ser elegidos por mayoría absoluta "siempre que su candidatura hubiera sido propuesta por, al menos, la mitad de los grupos parlamentarios de la Cámara que corresponda" podía inducir a la confusión. "Podía llevar a que con una lectura torticera se considerasen grupos propios, por ejemplo, a Foro, UPN y Coalición Canaria, cuando en realidad los tres partidos están en un mismo grupo, el Mixto", alegaban los negociadores socialistas. "En todo caso, no nos importa la mayoría de tres quintos porque, en cualquier caso, se exige el consenso y se impide que haya bloqueo". "La fórmula de desbloqueo basada en los tres quintos posibilita que sea necesario el acuerdo, donde incluso también sería posible un acuerdo de todos sin el PP", agregaba por su parte el secretario de Relaciones Institucionales del PSOE, Alfonso Rodríguez Gómez de Celis.

El nuevo órgano de administración podría estar operativo a comienzos de 2018. Los socialistas se felicitan del fin de la "politización" de RTVE

Ahora mismo, según la legislación exprés que impuso el PP en 2012 y que liquidó la reforma de la ley de RTVE que puso en marcha José Luis Rodríguez Zapatero, el consejo podía elegirse en segunda vuelta por mayoría absoluta, la que tenían los conservadores en el primer mandato de Rajoy. Lo que busca esta modificación es precisamente volver al espíritu de aquella norma impulsada por el Gobierno socialista en 2006.

José Antonio Sánchez, presidente de RTVE, el pasado junio en la comisión mixta de control. (EFE)
José Antonio Sánchez, presidente de RTVE, el pasado junio en la comisión mixta de control. (EFE)


Los socialistas niegan un acuerdo global con los populares. Solo reconocen que estaban obligados a resolver el desaguisado generado por la Cámara Baja, y que se imponía la necesidad de la negociación, puesto que en el Senado los conservadores disponen de mayoría absoluta, de modo que se hacía imposible aprobar cualquier enmienda que no contara allí con su apoyo. El PSOE quería que hubiera 12 miembros en el consejo y el PP, nueve, así que la fórmula de acercamiento fue dejar el órgano en 10 miembros. Y subrayan que lo importante es que será forzoso el entendimiento de varias fuerzas.

"La próxima semana, tendremos una oportunidad histórica en el Senado para terminar la negra etapa de RTVE bajo el Gobierno de Rajoy y poner fin a su politización”, señalaba Gómez de Celis en un comunicado, que denunciaba también cómo bajo el mandato de Rajoy el desprestigio de la radiotelevisión pública y los índices de audiencia habían caído en picado y sufrido "un daño lamentable". "Si sale adelante, RTVE podrá tener un nuevo presidente y un nuevo consejo, a principios de 2018, y se devolverá la radiotelevisión pública a los ciudadanos mediante el pluralismo presente en las Cortes”, remataba.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios