la infanta cristina se sentó en el banquillo

Felipe VI pasó en su despacho de Zarzuela el primer día del juicio del caso Nóos

El Rey no tenía actividades programadas para este lunes, cuando su hermana se sentó por primera vez en el banquillo de los acusados. Felipe VI pasó la jornada entera en su despacho trabajando

Foto: Fotografía facilitada por la Casa del Rey que muestra a Felipe VI trabajando en su despacho. (EFE)
Fotografía facilitada por la Casa del Rey que muestra a Felipe VI trabajando en su despacho. (EFE)

Felipe VI pasó la jornada del lunes, en la que se celebró el primer día de juicio sobre el caso Nóos, "en su despacho y trabajando", según confirman fuentes oficiales de la Casa del Rey. Su Majestad no tenía otras actividades programadas en la agenda de ayer, y aunque la institución no hace otros matices al respecto, el Monarca pudo seguir el transcurso de los acontecimientos en el juzgado de Palma de Mallorca desde La Zarzuela.

La imagen de la infanta Cristina sentada finalmente en el banquillo de los acusados por dos posibles delitos fiscales contra la Hacienda Pública ha terminado de escenificar el golpe más duro que probablemente ha sufrido nunca la institución. Aun así, la Casa del Rey -como es habitual- opta por no hacer más comentarios al respecto expresando solo su "respeto absoluto" a la independencia del poder judicial.

Felipe VI pasó en su despacho de Zarzuela el primer día del juicio del caso Nóos

El empeño de Felipe VI por marcar distancias con su hermana Cristina ya se hizo patente en la última etapa de don Juan Carlos al frente de la Corona siendo él todavía príncipe, y terminó por consumarse el pasado junio cuando a punto de cumplirse un año de reinado dio un verdadero golpe de efecto revocándole el título de duquesa de Palma. Se trató de un gesto sin precedentes en la institución para dar respuesta a un hecho también sin precedentes: una infanta de España imputada. En todo caso, aquella era la única iniciativa posible que el Rey tenía en sus manos, ya que doña Cristina es la única competente para renunciar a sus derechos sucesorios, algo que no ha hecho hasta el momento.

Entonces, fuentes consultadas por El Confidencial aseguraron que la reaparición de la hermana del Rey -tras una larga temporada a la sombra- en acontecimientos sociales de gran relevancia como el funeral de Kardam de Bulgaria o la comunión de su sobrina Leonor, precipitaron la decisión del Monarca. El distanciamiento, en todo caso, es ya una realidad. La última prueba de ello ha sido la celebración de estas navidades en el Palacio de la Zarzuela, que no contó con la presencia de doña Cristina, ni con la de su marido y sus hijos.

La infanta Cristina, en el primer día de juicio sobre el caso Nóos. (EFE)
La infanta Cristina, en el primer día de juicio sobre el caso Nóos. (EFE)

A pesar de haberse mantenido al margen, tanto Felipe VI como el Rey emérito fueron mencionados en el primer día de juicio celebrado en la sede de la Escuela Balear de la Administración Pública. Fue el abogado de Diego Torres, el exsocio de Iñaki Urdangarin, quien solicitó la comparecencia de los monarcas como testigos pese a saber que la Ley de Enjuiciamiento Criminal dispensa al Rey de "la obligación de prestar declaración" en procesos judiciales.

El rey Juan Carlos es el miembro de la familia real que más cercanía ha demostrado con la Infanta, junto con la reina Sofía, que en ocasiones ha viajado incluso a Ginebra a visitar a su hija y nietos. El Rey emértito tiene prevista, por cierto, una actividad institucional este miércoles, cuando acudirá a Guatemala a la toma de posesión del presidente Jimmy Morales después de un largo periodo con pocos actos de representación en su agenda.

El Rey no recibe a Carme Forcadell

Otro de los motivos por los que don Felipe podría haber mantenido disponible su agenda al inicio de esta semana es la situación política en Cataluña. La posibilidad de unas elecciones autonómicas anticipadas en la región sonaba con fuerza, pero un acuerdo 'in extremis' entre Junts Pel Sí y la CUP se saldó con la investidura del hasta ahora alcalde de Girona, Carles Puigdemont.

Aun así, Felipe VI no recibirá personalmente a la presidenta de la Cámara catalana, Carme Forcadell. Así lo comunicó este lunes la Casa del Rey al Parlamento en un mensaje en el que le pidió que trasladara por escrito, en vez de personalmente, la comunicación oficial sobre la investidura del nuevo presidente de la Generalitat. Fue la propia Forcadell quien confirmó a través de las redes sociales que, efectivamente, comunicó la investidura por escrito a pesar de haberse mostrado partidaria en un principio de acudir personalmente a La Zarzuela.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios