fueron adquiridos en septiembre de 2003

El testaferro de Rato controla ocho inmuebles comprados en su etapa de vicepresidente

El imputado Miguel Ángel Montero, presunto testaferro de Rodrigo Rato, controla un entramado societario en el que destaca Terrenos de Alcobendas SL, que oculta un patrimonio de ocho inmuebles

Foto:  Imagen de televisión de Miguel Ángel Montero (c). (EFE)
Imagen de televisión de Miguel Ángel Montero (c). (EFE)

La implicación del abogado Miguel Ángel Montero Quevedo en la presunta trama societaria de Rodrigo Rato ha expandido la investigación sobre el exvicepresidente del Gobierno de José María Aznar a nuevas sociedades con las que, hasta ahora, no mantenía en apariencia ningún tipo de relación. Según la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil y el instructor de la causa, el juez Antonio Serrano-Arnal, titular del Juzgado número 31 de Madrid, Rato habría estado utilizando a Montero como testaferro para ocultar ingresos ilegales y evadir impuestos a la Agencia Tributaria. Pero Montero también habría ocultado bienes y patrimonio del clan del expresidente de Bankia.

El nombre del presunto testaferro de Rato aparece vinculado a más de medio centenar de sociedades, pero el nombre de una ellas destaca sobre el resto por su opacidad. Se trata de Terrenos de Alcobendas SL. Montero ha ocupado diferentes puestos en esa mercantil pero desde 2012 desempeñaba las labores de presidente. Supuestamente, se trata de una empresa dedicada a la promoción inmobiliaria fundada en 1994. En su composición aparecen dos consejeros con el apellido Rato pero no hay rastro del exministro de Economía. Sin embargo, la sociedad sigue domiciliada en el número 50 de la calle de Castelló de Madrid, la misma dirección en la que el exdirigente del PP tiene su despacho y el mismo lugar que fue registrado hasta en dos ocasiones por funcionarios de Aduanas el pasado abril cuando estalló el ya conocido como caso Rato.

En teoría, se trata de una empresa con una actividad más que discreta. Terrenos de Alcobendas apenas facturó en 2012 (último año en el que presentó cuentas) 15.947,75 euros, menos aún que en 2011, que cerró con ingresos de 18.065,79 euros. Además, declaró carecer de empleados. Pero tras esa mercantil se ocultan en estos momentos ocho activos inmobiliarios.

En concreto, según consta en el Registro de la Propiedad, la sociedad controla dos viviendas de lujo y seis plazas de garaje en una exclusiva urbanización situada al oeste del municipio madrileño de Majadahonda. Se ubican en el número 15 de la Avenida del Guadarrama. Las casas tienen 151 y 158 metros cuadrados, respectivamente, y las plazas de garaje, más de 20 metros cuadrados cada una. Ni rastro de Rato en el Registro de la Propiedad.

Con todo, lo más llamativo es el momento en el que Terrenos de Alcobendas adquirió esas propiedades. Los ocho inmuebles fueron comprados por la sociedad en septiembre de 2003, solo dos semanas después de que Rato se hiciera cargo de la vicepresidencia primera del Gobierno y cuando llevaba siete años al frente del Ministerio de Economía. Cuando el exdirigente del PP abandonó el Ejecutivo en marzo de 2004, Terrenos de Alcobendas ya tenía entre sus activos ese patrimonio, y Montero era quien aparentemente lo controlaba.

Número 15 de la Avenida del Guadarrama en Majadahonda. (Google Street View)
Número 15 de la Avenida del Guadarrama en Majadahonda. (Google Street View)

La UCO deberá determinar ahora la verdadera propiedad de esos inmuebles y, también, de dónde salieron los fondos con los que se formalizó la compra. Hasta ahora, los investigadores han puesto el foco en las presuntas irregularidades cometidas por Rato durante su etapa como presidente de Bankia (2011-2012). Por lo pronto, los funcionarios del Instituto Armado han podido acreditar que cobró comisiones por valor de 835.025 euros por amañar contratos de publicidad de la entidad financiera que sumaron 56,2 millones de euros. El juez Serrano-Arnal le imputa cinco delitos fiscales (uno por cada ejercicio no prescrito), blanqueo de capitales y corrupción entre particulares.

Pero la aparición de Montero y también de la secretaria de Rato, Teresa Arellano, acusada igualmente de prestar su identidad a Rato con fines delictivos, ha ampliado el foco de las indagaciones a un periodo que sobrepasa la etapa del político en Bankia. La pista de Terrenos de Alcobendas conduce directamente a la época en que Rato ocupó las más altas responsabilidades de Gobierno.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios