Las autoridades sacrifican al perro y se marchan entre gritos de "asesinos"
  1. España
LA POLICÍA contaba CON AUTORIZACIÓN DEL JUEZ

Las autoridades sacrifican al perro y se marchan entre gritos de "asesinos"

Javier L. R., pareja de la enfermera contagiada de ébola, Teresa R. R., ha lanzado un grito de ayuda a través de las redes sociales para

Foto: Imagen del furgón que ha trasladado al perro. (EFE)
Imagen del furgón que ha trasladado al perro. (EFE)

Excalibur ha sido sacrificado. Así lo ha comunicado la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid, que ha detallado en una nota informativa que el animal fue sedado previamente. Posteriormente, siguiendo el protocolo previsto, su cuerpo ha sido introducido en un dispositivo precintado de seguridad biológica, trasladado para su incineración en una instalación autorizada para ello.

Las autoridades justifican el acto a partir de la "información científica disponible existen datos que confirman el hallazgo de perros con anticuerpos positivos del virus del Ébola, lo que indica que los perros pueden sufrir un proceso de viremia aunque se muestren asintomáticos. En consecuencia, no existe garantía de que los animales infectados no eliminen el virus a través de sus fluidos orgánicos, con el riesgo potencial de contagio".

Un furgón blanco ha salido a las 18.27 horas de la urbanización de Alcorcón al grito de "asesinos" y otros exabruptos por parte de la gente concentrada a las puertas y que se mostraban contrarias al sacrificio del animal. La furgoneta ha abandonado el lugar mientras algunos de los manifestantes intentaban frenarla. Cinco personas se han tirado al suelo a modo de protesta y otros tantos se han puesto a llorar. Hasta el lugar han acudido cinco furgonetas de la Unidad de Intervención Policial (UIP).

El marido de la auxiliar pide ayuda en las redes sociales

La polémica se desató ayer cuando el marido de la auxiliar de enfermería infectada de ébola, Javier L. R., denunció este martes que la Comunidad de Madrid le ha pedido autorización para sacrificar al perro de la familia como medida preventiva y que, en caso de que se niegue, solicitarán una orden judicial para entrar en la casa y acabar con su vida. En un comunicado publicado en las redes sociales la pareja –que permanece en aislamiento en el Hospital Carlos III de Madrid, al igual que su mujer, aunque en módulos separados– asegura que un responsable de Atención al Paciente de la Comunidad de Madrid se dirigió a él para pedirle que sacrificara al animal.

Javier aboga por buscar otro tipo de soluciones alternativas antes que matar al animal que, en su opinión, puede parecer "fácil" porque "un perro no importa tanto". Así, propone poner al perro en cuarentena y observación como se ha hecho con él y se pregunta que, si sacrifican al perro, porque no le sacrifican a él también "por si acaso".

Vídeo: Javier L. ha grabado este vídeo desde el hospital

En el texto, precisa que "un perro no tiene por qué contagiar nada a una persona y al revés tampoco", de ahí que considere "injusto" que por "un error de ellos quieran solucionar esto por la vía rápida". La Comunidad de Madrid ha ordenado sacrificar al perro de la auxiliar de enfermería contagiada por el virus del Ébola al entender que "supone un posible riesgo de transmisión de la enfermedad al hombre", ya que "vivía en estrecho y permanente contacto" con la paciente.

En una nota de la Consejería de Sanidad remitida a los medios se explica que, según la información científica disponible, "existen datos que confirman el hallazgo de perros con anticuerpos positivos del virus del ébola", por lo que estos animales "pueden sufrir un proceso de viremia aunque se muestren asintomáticos".

Frente a su domicilio, en la Urbanización Los Castillos de Alcorcón, cerca de un centenar de personas y representantes de varias sociedades protectoras de animales se concentraron para impedir la retirada del perro y su sacrificio. Según la organización Mascoteros Solidarios, Javier Limón ha cedido la custodia temporal del perro al veterinario y director del Programa Como el Perro y el Gato de Onda Cero, Carlos Rodríguez, mientras permanezca ingresado en el Hospital Carlos III, con el fin de salvaguardar la vida del animal.

El redactor recomienda