Es noticia
Menú
LVMH pincha en España desde máximos y Fendi entra en pérdidas en la pandemia
  1. Empresas
EL LUJO TAMBIÉN LLORA

LVMH pincha en España desde máximos y Fendi entra en pérdidas en la pandemia

Mientras que la matriz ha continuado creciendo con la pandemia, los negocios en España no han dejado de sufrir, con ERTE, retraso de proyectos y renegociaciones de alquileres

Foto: Louis Vuitton es una marca de LVMH. (Reuters/Charles Platiau)
Louis Vuitton es una marca de LVMH. (Reuters/Charles Platiau)
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

El lujo no ha sido inmune a la pandemia. Aunque el tirón asiático ha permitido al gigante Louis Vuitton Moët Hennessy (LVMH) presentar un crecimiento sostenido durante la pandemia y rondar sus máximos históricos en bolsa, el comportamiento de su negocio en España ha sido más accidentado.

La filial ibérica, que comercializa perfumes y productos cosméticos de marcas como Christian Dior o Kenzo y productos textiles de Loewe o Louis Vuitton, redujo drásticamente sus resultados en 2020 tras un 2019 de récord. De hecho, una de sus últimas apuestas en nuestro país, Fendi, entró en números rojos con la llegada de la pandemia. El contexto turístico no ayudó: el año que la pandemia impactó en Europa, el número de personas que visitaron España se redujo casi un 80%, desde los 83,5 millones de 2019 a los 19 millones.

Foto: EC.

LVMH Iberia SL había facturado 349 millones de euros en 2019, alcanzando máximos de ingresos tras sumar un 20% en un año. El beneficio también había sido récord, subiendo un 46%, hasta los 54,6 millones de euros. No obstante, la llegada del coronavirus ha frenado esta tendencia alcista. Según las cuentas de 2020, la cifra de negocios se contrajo en un 38% en 2020, hasta los 220 millones de euros. Por su parte, el beneficio neto cayó un 60%, hasta los 21,8 millones de euros.

Gran parte del negocio se lo llevó el departamento de bolsos, moda textil y complementos (un 61% del total en ingresos), seguido de la perfumería (29%) y el maquillaje (9%). Una proporción similar a la de años anteriores.

“Como consecuencia de las distintas medidas tomadas por los gobiernos de los países donde la sociedad vende sus productos, se ha producido una caída de ventas, fundamentalmente por la interrupción temporal de la actividad comercial”, explica el grupo en las cuentas. “En este sentido, como parte de las medidas específicas tomadas por la dirección de la sociedad para compensar dicha situación, la sociedad aprobó un ERTE que supuso la suspensión temporal del contrato de trabajo de 761 empleados con el objetivo de ajustar la estructura de personal a las necesidades de cada momento”, añade. “A su vez, se redujeron las inversiones en publicidad y promoción y se aplicó una política de reducción de costes”, matiza.

placeholder Un bolso de Fendi, en la pasarela de Milán. (Reuters/Alessandro Garofalo)
Un bolso de Fendi, en la pasarela de Milán. (Reuters/Alessandro Garofalo)

De hecho, ya en las cuentas de 2019 quedaba reflejado un cambio de política en las prácticas de distribución del beneficio. Si en los años anteriores LVMH Iberia había estado distribuyendo el beneficio en forma de dividendos a su matriz, a la hora de cerrar este ejercicio decidió engrosar las reservas de la sociedad española con ellos.

De hecho, una de sus otras filiales en España, Fendi Retail Spain, entró en pérdidas con el coronavirus. Esta unidad fue constituida en nuestro país apenas unos años antes del estallido de la pandemia, en 2018. Orquestada a través de la matriz de Fendi en Italia, la marca de los famosos bolsos ‘baguette’ (popularizados por series como 'Sexo en Nueva York') se había decantado entonces por debutar desde una primera tienda en Barcelona. Poco después, la firma había abierto en España con otra marca insignia del grupo, Loro Piana.

Si en sus resultados globales LVMH no ha dejado de destacar la fortaleza de Fendi por el tirón chino, en España la realidad ha sido distinta. La empresa no solo acusa la necesidad de acometer un ERTE entre el personal de tienda, sino que también tuvo que renegociar las rentas de alquiler con los propietarios de sus locales comerciales y cancelar “significativas acciones e inversiones de 'marketing' previstas inicialmente para el ejercicio 2020”, explica la empresa en las cuentas.

Foto: Taiwan blames dior for apologising to china for using china map without taiwan Opinión

Asimismo, la filial pasó de unos ingresos récord de casi 14 millones de euros a una cifra de 8,9 millones de euros (un 36% menos). En el contexto del coronavirus, esto se tradujo en unos números rojos de 20.000 euros. En 2019, la filial había registrado un beneficio de 668 euros.

Otra de las filiales de LVMH que ya ha formulado sus cuentas en España es el comercio de alta costura y joyería de Christian Dior, que en nuestro país lleva desde principios de los años ochenta operando. La cifra de negocios se redujo en un 40%, hasta los 32 millones de euros, mientras que el beneficio se desplomó un 80%, hasta los dos millones de euros. Al igual que el resto de negocios, Christian Dior Española SL admite haberse visto obligada a renegociar sus alquileres y firmar un ERTE para sus empleados.

Las cuentas de las filiales locales van con varios meses de retraso, a diferencia de los números de la matriz francesa, que cotiza en bolsa. Se espera que LVMH presente sus resultados a cierre de 2021 este jueves, y que, según el consenso de los analistas de Bloomberg, el gigante del lujo aumentará sus ingresos en un 39%, hasta los 62.209 millones de euros.

El lujo no ha sido inmune a la pandemia. Aunque el tirón asiático ha permitido al gigante Louis Vuitton Moët Hennessy (LVMH) presentar un crecimiento sostenido durante la pandemia y rondar sus máximos históricos en bolsa, el comportamiento de su negocio en España ha sido más accidentado.

Pandemia Lujo
El redactor recomienda