Las energéticas dejan sin calefacción a miles de clientes durante varios días de frío extremo
  1. Empresas
Problemas logísticos por alta demanda

Las energéticas dejan sin calefacción a miles de clientes durante varios días de frío extremo

Avalancha de quejas contra comercializadoras de gas y proveedores mayoristas por dejar sin suministro a sus usuarios varios días en plena ola de frío. Hay complejos enteros que siguen sin gas desde hace una semana

placeholder Foto: Nieve acumulada en el tejado de las viviendas de Toledo. (EFE)
Nieve acumulada en el tejado de las viviendas de Toledo. (EFE)

Miles de ciudadanos que utilizan gas para calefacción, cocina o agua caliente están sufriendo una situación límite: soportan el temporal sin este suministro básico. Es decir, durante la peor ola de frío vivida en España en décadas. Aunque las temperaturas más gélidas de hace pocos días han ido moderándose, aún hay comunidades enteras de vecinos a las que no les llega el gas para sus hogares.

Este es el caso de una comunidad de 44 viviendas en la localidad de Las Pedroñeras (Cuenca). Sonia, la administradora del complejo, explica a El Confidencial que llevan desde el 18 de enero sin gas propano canalizado, lo que les impide calentar sus casas, ducharse con agua caliente o cocinar. "Lo estamos pasando mal, sobre todo algunos residentes, que son discapacitados", advierte la administradora del núcleo residencial, que lamenta además que están teniendo que tirar de estufas eléctricas en medio de un fuerte alza del precio de la luz.

Foto: Energía eléctrica.

Más de una semana después de que se les vaciara el tanque de gas licuado de petróleo (GLP), su compañía comercializadora, Redexis, aún no se lo ha repuesto. Los afectados ya han hecho llegar su situación a Consumo y al Ministerio de Industria y aseguran que harán lo propio con el Ministerio para la Transición Ecológica, competente en materia energética. Además, el pasado jueves, han interpuesto una demanda contra la empresa gasista y están a la espera de que el juez la admita a trámite.

Desde Redexis, confirman que, al igual que ha sucedido en Las Pedroñeras, mantienen aún varias incidencias más: otras tres en Castilla-La Mancha, dos más en Castilla y León y otra más en Murcia. Es la resaca que deja el temporal Filomena. Durante los peores días de frío y nieve en el centro de la Península, se registraron varios cientos de incidencias de este tipo que dejaron sin calefacción, agua caliente y cocina a miles de ciudadanos. Un ejecutivo de una de las compañías afectadas señala que advirtieron a las administraciones de que esto podía suceder.

Desde el fin de semana en que cayó la mayor nevada en 60 años en la zona centro del país, ha habido una avalancha de quejas en las redes sociales fundamentalmente contra Naturgy, la propia Redexis o Madrileña Red de Gas. Las empresas ya han expresado a través de las redes sus disculpas por la situación creada. Explican que el problema ha sido principalmente de logística. Primero tuvieron problemas para que los camiones accedieran a algunos de los municipios por la nieve en las carreteras.

Pero el problema añadido de sobredemanda es el que está dilatando el desabastecimiento, que está provocando temperaturas insalubres dentro de los hogares con registros de -13 grados a las ocho de la tarde, según denuncia un usuario. Las comercializadoras de gas, a su vez, justifican ante los clientes afectados que están teniendo problemas de suministro con sus proveedores mayoristas, principalmente Repsol y Cepsa. Fuentes del sector señalan que la situación ha creado un fuerte malestar en la Dirección General de Industria de la Comunidad de Madrid, una de las regiones más afectadas.

Se está denunciando la falta de suministro desde municipios como Daganzo (Madrid), Rielves (Toledo), Guadix (Granada), Arcenillas (Zamora), Topas (Salamanca), Algete (Madrid), Riera de Gaià (Tarragona), Las Pedroñeras (Cuenca), Alpedrete (Madrid), El Provencio (Cuenca), Collado Villalba (Madrid), Torrelaguna (Madrid), Móstoles (Madrid), Boadilla del Monte (Madrid), Guadalix de la Sierra (Madrid), Griñón (Madrid), Navahermosa (Toledo), Huete (Cuenca), Madrid (Madrid), Cobisa (Toledo), Oropesa (Castellón), Soto del Real (Madrid) y Getafe (Madrid), entre otros.

Fuentes del sector calculan que se han producido varios centenares de incidencias que han dejado sin calefacción a miles de usuarios en los últimos días. No obstante, uno de los principales ejecutivos de las empresas que han generado el desabastecimiento resta importancia a la cuestión cuantitativa y advierte de que la respuesta debe ser la misma, sea el número de afectados que sea: "Que haya una sola familia que no puede bañar a su hijo pequeño con agua caliente porque no se le da el suministro es una situación inaceptable", señala.

Repsol confirma que la elevada demanda de gas en la zona centro de la Península y en el Levante ha provocado retrasos. La fuerte ola de frío les ha llevado a redoblar los esfuerzos para mantener la normalidad, pero tanto el uso de bombonas como el suministro a granel de gas propano se han disparado. Según sus datos, en las primeras semanas de enero, el consumo ha crecido un 40% con respecto al mismo periodo del año anterior.

Otras fuentes del sector añaden que, además, ha habido problemas con la logística desde las refinerías a los puntos de consumo. También por ferrocarril, que ha estado sin utilizar una semana y el tren de mercancías no ha podido llevar gas desde los centros de producción.

Al frío y mayor consumo doméstico por las restricciones generadas por el covid se ha sumado un efecto pánico que ha llevado a mucha gente a aprovisionarse de más para evitar problemas durante las nevadas. Algo similar a lo que ocurrió en los supermercados durante el inicio de la pandemia. Por si esto fuera poco, la crisis económica ha pillado a algún distribuidor del gas que trabaja para los grandes mayoristas en ERTE, una causa más que se añade al caos. Incluso se ha producido algún problema técnico en una refinería de Cepsa, detallan fuentes del sector. Todo ello ha generado unos cuellos de botella logísticos que aún se están arrastrando. No obstante, Repsol señala que tanto para tanques de GLP como para bombonas los problemas están disminuyendo y esperan en breve recuperar la normalidad.

Naturgy y Redexis han tratado de parchear algunas incidencias llevando bombonas allí donde se les solicitaba llenar un tanque de GLP para evitar el desabastecimiento. Pero en todos los casos no ha sido posible. Redexis, por su parte, asegura que está estudiando poder resarcir a los clientes que se han visto afectados por la falta de suministro, aunque aún no hay nada decidido.

A la espera de saber si las autoridades investigarán esta situación, y de escudriñar la letra pequeña de los contratos, en el sector hay quien cree que puede haber un reguero de demandas por los daños y perjuicios causados. Habrá que ver hasta qué punto la excepcionalidad de la catástrofe pueda dejarlo todo en papel mojado.

Frío Calefacción Hogares Ola de frío Castilla y León Ministerio de Industria Repsol Naturgy Cepsa
El redactor recomienda