es un tercio de lo que se adjudicó en subasta

ACS negocia con Northleaf la venta de la planta fotovoltaica más grande de Europa

La firma presidida por Florentino Pérez está en conversaciones con el fondo canadiense por el complejo de Mula (Murcia) de 500 MW para una venta cuyo valor supera los 300 millones de euros

Foto: Foto de recurso de una macroplanta fotovoltaica. (EFE)
Foto de recurso de una macroplanta fotovoltaica. (EFE)

Grupo ACS sigue adelante con la idea de vender sus renovables tras construir. La compañía presidida por Florentino Pérez negocia con el fondo canadiense Norhtleaf Capital Partners la venta de la planta fotovoltaica que está construyendo en Mula (Murcia), según apuntan diversas fuentes conocedoras de las conversaciones.

Su filial Cobra, especializada en el desarrollo de infraestructuras energéticas llave en mano, está levantando una central solar de 500 MW, que tendrá una extensión de más de 1.000 hectáreas, con lo que se trata de la mayor planta que se desarrolla en toda Europa.

Por el momento, no hay nada cerrado y aún se están concretando los términos de la transacción. Los conocedores del proceso creen que existen diferentes variables a tener en cuenta antes de poner precio, que estaría siempre por encima de los 300 millones de euros.

En este momento se está viendo el nivel de apalancamiento bancario que puede asumir la operación, con lo que ya se está hablando con diferentes bancos. Grupo ACS ha rechazado hacer comentarios sobre este proceso.

Esta planta supone el mayor complejo fotovoltaico en construcción en España junto con el proyecto de Iberdrola, que desarrolla también alrededor de 500 MW en Badajoz (Extremadura), tal y como adelantó El Confidencial.

ACS fue la vencedora de la subasta de renovables que hizo el Gobierno a finales de julio de 2017, justo hace un año. La filial Cobra se adjudicó 1.550 MW. Ya entonces, fuentes próximas al grupo que dirige el presidente del Real Madrid aseguraban que la empresa de construcción y servicios buscaría el traspaso de los activos de generación eléctrica a terceros, dado que su valor añadido está en el proceso constructivo como epecista y no en la explotación y gestión de las plantas de renovables.

La venta del complejo solar de Mula supone dar salida a un tercio de la potencia adjudicada en subasta, que tendrá que estar en funcionamiento en 2020 por exigencia del Gobierno, so pena de perder los avales. ACS tiene comprometidos por el total de su adjudicación 93 millones de euros.

Habrá que ver qué hace con los otros más de 1.000 MW que tiene que tener listos en año y medio. Grupo Cobra anunció a finales de 2017 una inversión de 330 millones de euros para otros dos grandes proyectos solares fotovoltaicos en Chiprana y Escatrón (Zaragoza), que entre ambos sumarán unos 549 MW de potencia a lo largo de 12 parques.

Fuentes del sector aseguran que las posibilidades de venta de todo su portfolio de desarrollo aumentan, dado que ACS ya no es accionista de Saeta Yield, que tenía un acuerdo de primera opción de compra sobre los activos que desarrolla la constructora. Sin embargo, GIP y Florentino Pérez vendieron la compañía que aglutinaba parte importante de las renovables que construyó ACS al fondo de infraestructuras canadiense Brookfield.

Northleaf Capital Partners es un fondo que gestiona más de 10.000 millones de dólares. A la firma que invierte las dotaciones a planes de pensiones públicos, de empresas y otro tipo de instituciones no le es ajeno el mundo de las renovables. Recientemente ha cerrado la adquisición de una participación importante en un parque eólico de Australia.

Sin embargo, la inversión en España de este fondo, fundado como una subsidiaria del TD Bank Financial Group, entidad financiera de Toronto, es aún inédita.

Esta no es la primera vez que un fondo de pensiones canadiense se interesa por el sector energético español. Allianz, junto al Canada Pension Plan Investment Board (CPPIB), tomó un 20% de la red de distribución de gas de Naturgy en 2017. También un fondo de pensiones público de la ciudad de Ontario está detrás de Factor Energía. No obstante, el nombre del fondo que adquirió la comercializadora eléctrica que dirige Emilio Rousaud no ha trascendido aún.

El proceso de venta sigue el patrón que describen los expertos respecto al nuevo desarrollo de renovables en España. Tras una primera fase en que un actor promueve y obtiene toda la documentación administrativa, un segundo actor lo compra y desarrolla toda la construcción. En este punto es donde entra un tercer actor interesado en realizar una inversión de largo plazo con una expectativa de rentabilidad más limitada, como suele ser habitual entre los fondos de pensiones.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios