cambia A los directores territoriales

Santander revoluciona la red comercial del Popular para que "cuadren los números"

La carta del consejero delegado del Santander, Rami Aboukhair, a los empleados envía un mensaje muy claro: "Los números tienen que salir y está en nuestras manos conseguirlo"

Foto: Oficina del Banco Popular. (Reuters)
Oficina del Banco Popular. (Reuters)

“2018 no será fácil”. Con esta frase encabeza Rami Aboukhair, consejero delegado de Santander España y de Banco Popular, una carta dirigida a los empleados de ambas entidades financieras para anunciarles cambios significativos en las dos redes comerciales. Especialmente, la de la institución comprada el pasado mes de junio por un euro, donde se releva a los directores territoriales de las tres grandes áreas de influencia.

Aboukhair afirma que acaba un año que ha sido “muy intenso para todos, de mucho trabajo, pero a la vez altamente ilusionante”, en referencia a la adquisición del Popular por parte del Santander desde el pasado 7 de junio. Un ejercicio 2017 en el que “juntamos nuestros caminos” y “nos convertimos en líderes del mercado”, subraya la mano derecha de Ana Botín. Una posición que, “tenedlo siempre presente, debemos ganarnos día a día”.

Rami Aboukhair, consejero delegado de Santander España y de Banco Popular. (EFE)
Rami Aboukhair, consejero delegado de Santander España y de Banco Popular. (EFE)

Con ese objetivo, Aboukhair asegura que “los desafíos que tenemos por delante son de gran envergadura. Por ello, os pido que elevemos nuestro nivel de ambición y exigencia personal para poder así seguir creciendo”. Un pronóstico que ha generado inquietud en los representantes laborales de la plantilla, en plena ejecución de un expediente de regulación de empleo (ERE) que afecta a 1.100 personas de los servicios centrales de las dos instituciones.

Sobre todo porque la carta del consejero delegado agrega un mensaje muy claro: “Los números tienen que salir y está en nuestras manos conseguirlo”. Una aseveración que ha sido interpretada como un aviso velado ante el temor de que a finales del próximo año, una vez finalice la integración de los sistemas informáticos de ambas redes comerciales, Santander ponga en marcha otro plan de bajas. Y mucho más agresivo que el actual, puesto que los analistas dan por hecho que el grupo cerrará al menos 500 oficinas y despedirá a unos 3.000 empleados, tal y como hizo cuando absorbió Banesto.

Ambas instituciones están en plena ejecución de un expediente de regulación de empleo que afecta a 1.100 personas de los servicios centrales

“En los últimos meses hemos adoptado decisiones valientes con el objetivo de recuperar el negocio y revitalizar la actividad comercial. Ahora acometemos cambios en las direcciones territoriales y regionales para afrontar los nuevos retos”, explica Aboukhair, en referencia al esfuerzo realizado para convencer a los clientes y accionistas que perdieron toda su inversión en el Popular de que aceptasen el bono de fidelización y evitar de esta manera una oleada masiva de demandas en los tribunales.

Así, Rafael Bellido, hasta ahora en la Dirección de Negocio, ha sido nombrado responsable de la zona centro, todo lo que es Castilla y León y Madrid. Por su parte, Luis Pernas, que venía de la dirección territorial de Málaga, se convierte en el nuevo director del Banco Pastor, es decir, de Galicia. Por último, Juan María Torres, jefe del área de Murcia, asume la dirección territorial de Andalucía, una de las más potentes del antiguo Banco Popular. Los que dejan sus cargos son Manuel Quero, Pablo Fernández y Luis Martín, en una revolución que en total suma 29 cambios y promociones en puestos directivos de la red.

Trasvases entre bancos

El consejero delegado también ha decidido darle la vuelta a la dirección comercial del Santander, una estrategia basada en la “promoción interna, el trasvase de talento entre diferentes áreas, la diversidad y la meritocracia”. Entre los ascensos, destacan los de Rocío Vielva, que asume la dirección comercial universal de Cantabria; Maribel Peláez (Castilla y León); David Casado, que se incorpora de director de Empresas en Cataluña; Carlos Blesa (Madrid); Eduard Miró (Cataluña), y Óscar Sánchez (Baleares).

El banco también ha empezado con los trasvases entre empleados, como demuestra el nombramiento en el Santander de Javier Merino Nieto como director de Negocios y Pymes en el País Vasco y de Javier Pascual Vicente, con la misma responsabilidad en la zona de Aragón-Navarra y La Rioja, ambos procedentes del Popular.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios