La operación fue "abierta y neutral"

Guindos defiende la venta del Popular al Santander: se contactó con los 5 interesados

La JUR solicitó una auditoría independiente a mediados de mayo por los problemas recurrentes de la entidad y descubrió unas pérdidas potenciales de 8.200 millones

Foto: Guindos, durante su comparecencia en el Congreso. (EFE)
Guindos, durante su comparecencia en el Congreso. (EFE)

La venta del Banco Popular al Santander por un euro fue una operación "abierta y neutral" en la que se contactó con los cinco bancos que habían mostrado interés en la entidad durante los meses previos a la resolución. De todos ellos, solo dos dieron el primer paso (BBVA y Santander) y firmaron con la Junta Única de Resolución (JUR) un acuerdo de confidencialidad, previo a presentar su oferta. Finalmente, la subasta se la llevó el Santander, que compró el Popular por un euro el pasado miércoles, un precio de venta que fue "superior a la valoración independiente que se realizó del Banco Popular".

Así lo ha explicado el ministro de Economía, Luis de Guindos, en su comparecencia en la comisión de Economía del Congreso de los Diputados para explicar la resolución de la entidad española de la semana pasada. Guindos se ha mostrado satisfecho de cómo se llevó a cabo la resolución, la primera desde que se pusieron en marcha la Unión Bancaria y el Mecanismo Único de Resolución (MUR). La operación fue "abierta y neutral" y finalmente se cerró con la mejor oferta existente, la del Santander.

Guindos no ha querido aclarar si finalmente hubo alguna otra oferta, pero sí ha querido dejar claro que las pérdidas acumuladas en el balance hacen que el valor neto de la entidad fuese negativo. Lo que no hubo es interés de bancos extranjeros, "ojalá hubiese habido alguna oferta", ha reconocido el ministro, "lo que uno quiere en estos casos es que haya muchas ofertas".

La caída del Banco Popular se precipitó al inicio de la semana pasada, ya que en solo dos días agotó toda la liquidez de emergencia proporcionada por el ELA. La entidad se quedó sin colaterales y ya no pudo conseguir más 'cash' en la ventanilla única del BCE. Ante esa situación, el supervisor europeo declaró la entidad inviable el martes a las 11 de la noche. En ese momento arrancó la cuenta atrás para resolver el banco antes de que abrieran los mercados a la mañana siguiente. En ese corto periodo de tiempo, la Junta Única de Resolución contactó con las cinco entidades que en los meses anteriores (cuando se buscaba una operación privada sin la intervención del BCE) habían mostrado algún interés en el banco. A la mañana siguiente, la operación estaba cerrada con el Santander.

[Liberbank sufre tras el Popular]

La oferta de la entidad cántabra fue lo que permitió abrir las oficinas del Popular esa misma mañana del miércoles, ya que el Santander garantizó la liquidez para operar con normalidad, ha explicado Guindos. Sin esa oferta, esa mañana se hubiese tenido que declarar el concurso de acreedores del Popular, lo que hubiese puesto en riesgo algunos depósitos (los que no están protegidos por el Fondo de Garantía). "Un millón de hogares son depositantes del Banco Popular", ha señalado Guindos, por lo que su caída "hubiese supuesto enormes retrasos e incertidumbre sobre la capacidad de los ahorradores para recuperar su dinero".

Guindos defiende la venta del Popular al Santander: se contactó con los 5 interesados

Las dos alternativas eran o bien resolver el banco y venderlo a otra entidad, que fue lo que se hizo, o declarar el concurso de acreedores y cerrar el banco. En cualquiera de los dos casos, los accionistas y bonistas hubiesen perdido todo su dinero, ha remarcado el ministro. "En estas situaciones, tienes que optar por la solución que genera el menor número de complicaciones, y la resolución es infinitamente mejor que el concurso", ha recalcado,

No costará "ni un euro"

Las dudas sobre la viabilidad del Banco Popular generaban preocupación en Europa desde hacía meses. El flamante presidente del banco, Emilio Saracho, no contribuyó a calmar las aguas cuando reconoció, el 10 de abril, que la entidad necesitaba reforzar su capital. En esa junta de accionistas, Saracho admitió la situación delicada del banco, pero "no detalló ningún plan concreto", ha criticado Guindos. Lo que provocó que las acciones cayeran un 17% adicional en apenas cuatro sesiones.

La situación se volvía insostenible a medida que avanzaba el mes de mayo, por lo que la Junta Única de Resolución empezó a actuar, ha explicado Guindos. A mediados de ese mes, solicitó una auditoría independiente de las cuentas de la entidad española, unas semanas antes de su resolución. También contrató a un equipo de asesores legales para prepararse ante una liquidación acelerada. En ese momento, todavía se buscaba una solución privada, ya fuese una ampliación de capital o una operación corporativa (venta), pero ninguna de las dos opciones fue posible. Cuando se conoció el informe independiente, se confirmaron los temores: las pérdidas podían alcanzar los 8.200 millones de euros en un escenario estresado. La solución privada se complicaba por momentos.

Ante esta situación, la JUR empezó a preparar posibles soluciones para, en el caso de que se desencadenase una huida de depósitos de la entidad, hubiese algún plan sobre la mesa. "Las instituciones europeas ya venían trabajando en una resolución", ha señalado Guindos. Esta preparación previa fue lo que permitió intervenir y vender la entidad en una sola noche. Y lo que es más importante, no costará "ni un solo euro" a los contribuyentes. Así lo ha asegurado Guindos. "Las medidas adoptadas no han comprometido ni un solo euro de recursos propios", ha indicado el ministro. Cualquier pérdida que sufra la entidad, ya sea por los agujeros que tenga en su balance, como por las pérdidas potenciales futuras, las asumirá el Banco Santander: "Ha adquirido todos los activos y pasivos del Popular".

El desenlace dramático del Popular no ha tenido impacto sobre la cotización del bono español, una situación impensable hace solo cuatro años. En aquellos momentos, cualquier duda sobre el sistema financiero disparaba la rentabilidad que exigía el mercado al bono español. En esta ocasión, la resolución se ha hecho sin sobresaltos en la prima de riesgo. Guindos ha celebrado que "este desenlace no habría sido posible sin un sistema financiero saneado".

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
12 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios