el miércoles, toque de campana

Aena fija el precio de su OPV en 58 euros, y su valor despega hasta los 8.700 millones

El mayor operador de aeropuertos del mundo se estrenará en bolsa este miércoles a un precio un 22% superior al estimado en el fallido intento de noviembre

Foto: Aena fija el precio de su OPV en 58 euros, y su valor despega hasta los 8.700 millones

La cuenta atrás ha comenzado. El miércoles por la mañana será el toque de campaña de Aena, la salida a bolsa más esperada en el parqué español desde Bankia, a un precio que ha terminado fijándose en 58 euros por acción, según Europa Press, lo que eleva el valor del operador aeroportuario hasta los 8.700 millones de euros y le garantiza un hueco en el índice Ibex 35, con una capitalización comparable a la de Sabadell.

Suma y sigue, porque esta cifra supondrá para las arcas del Estado una inyección de 4.263 millones de euros, si se ejecuta el green shoe, un jugoso cheque que llega en un año electoral y tras la decisión de maximizar el beneficio por encima de otros criterios como el de crear un colchón de seguridad con la formación de un núcleo duro. Esto ha permitido que el tramo reservado a la OPV haya pasado de representar el 28% al 49% del capital, lo que eleva el free float (capital que cotiza libremente en bolsa) y pone la alfombra roja para que Aena entre directamente en el selectivo en su próxima revisión.

Muchas cosas han cambiado desde el primer intento de sacar a bolsa Aena, inicialmente previsto para el pasado noviembre, y su estreno definitivo. La primera, el precio, ya que frente a la horquilla de 41,5 a 53,5 euros que se barajó a finales del pasado ejercicio, el 23 de enero, dentro del folleto definitivo de OPV, se pasó a otra de  entre 43-55 euros, que pocos días después, el 3 de febrero, y ante la elevada demanda, se incrementó hasta los 53-58 euros.

Esta constante toma de altura ha permitido disparar un 22,10% la valoración final de Aena, al haber pasado de los 47,5 euros por acción en que se situaba el rango medio de la primera horquilla, a los 58 euros en que ha terminado fijándose la colocación.

José Manuel Vargas, presidente de Aena, y Ana Pastor, ministra de Fomento
José Manuel Vargas, presidente de Aena, y Ana Pastor, ministra de Fomento

La consecuencia directa de este incremento ha sido que el núcleo duro inicialmente creado para dar estabilidad al valor, al controlar un 21% del capital, ha saltado por los aires, ya que tanto Ferrovial como Corporación Financiera Alba desistieron de presentar ofertas cuando vieron que sus propuestas iban siendo superadas por la voracidad del mercado. 

Desde el primer intento de colocación, la compañía presidida por Rafael del Pino puso sobre la mesa 48,55 euros por título a cambio de hacerse con el 6,5%, mientras que el brazo inversor de los March elevó su puja hasta los 53,3 euros y un 8% del capital. El fondo TCI también formaba parte de este extinto núcleo duro, con una propuesta de 51,6 euros, pero a diferencia de sus todavía compañeros de consejo (los tres tienen representantes en el máximo órgano de administración de Aena), sí que ha acudido a mercado a comprar.

Está por ver que esta estrategia le permita mantener su representante en el consejo del operador aeroportuario, algo por lo que TCI prevé pelear hasta el final e, incluso, no descarta tomar las medidas legales necesarias si lo considera oportuno para defender sus intereses. 

El 90% de la oferta ha ido dirigida a inversores institucionales, mientras que un 9% se colocará entre minoritarios y el 1% restante se ha reservado para los empleados del operador aeroportuario, los únicos que podrán adquirir los títulos con descuento. Aena destinará el 50% de su beneficio a dividendos, lo que eleva la rentabilidad de la remuneración para el accionista, el precio final de colocación, hasta el 3,5%.

Empresas
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
8 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios