Endesa pone a prueba a los particulares, para los que reserva 1.000 millones en la OPV
  1. Empresas
DESTINA EL 30% DE LA OFERTA A LOS minoristas

Endesa pone a prueba a los particulares, para los que reserva 1.000 millones en la OPV

La eléctrica controlada por Enel destinará hasta el 30% de su próxima oferta de acciones a los particulares, un importe insólito desde la fallida OPV de Bankia.

Foto: El presidente de Endesa, Borja Prado (EFE)
El presidente de Endesa, Borja Prado (EFE)

Enel presentó este miércoles el nuevo traje de Endesa con el que pretende lanzar una oferta pública de venta (OPV) de hasta el 22% del capital de la eléctrica española. Una colocación que tendrá un alto componente minorista, ya que un 30% de la operación estará reservada a inversores particulares. Será la mayor oferta de acciones con tramo retail desde el debut de Bankia en el verano de 2011.

Según han indicado fuentes próximas a Endesa, el importe de la colocación asciende a cerca de 3.000 millones de euros. De esta cantidad, aproximadamente un 70% se destinará a inversores institucionales –gestores de fondos, de pensiones y aseguradoras–, con especial hincapié en los internacionales. El restante 30% se venderá a pequeños ahorradores a través de las sucursales bancarias de las entidades colocadoras.

Una de las principales será BBVA, que ha sido nombrado coordinador global de la OPV junto con Credit Suisse, JP Morgan y Mediobanca. Además del banco presidido por Francisco González, se espera que Santander participe como colocador y que ponga su red de oficinas al servicio de la operación.

Fuentes próximas a la compañía están convencidas de que la oferta de acciones de Endesa tendrá una buena acogida entre los inversores particulares pese a la sensación general de que la empresa ha perdido su carácter nacional tras la guerra de opas en la que se impuso Enel. Tampoco creen que afecte que la italiana haya desplazado todo el centro de poder –recursos humanos, departamento financiero y varias direcciones generales– a Roma, ni que el hecho de que la italiana se quede con la parte mollar de Endesa, los activos de la española en Latinoamérica, sea un agravante.

El cebo del dividendo

Al contrario, confían en que en los inversores predomine la idea de que comprar acciones de Endesa es una excelente oportunidad para invertir en una compañía con poco riesgo y una elevada rentabilidad por dividendo. Según la presentación que José Bogas, el nuevo consejero delegado que sustituyó a Andrea Brentan hace apenas una semana, hizo ante los inversores, la eléctrica ofrecerá un retorno ordinario para los accionistas del 4,5% en 2014, con crecimientos anuales del 5%.

Endesa tiene previsto repartir a sus accionistas actuales –Enel tiene el 92% del capital actual– 8.300 millones a cambio de quedarse con los activos de Latinoamérica, así como 6.353 millones adicionales en concepto de segundo dividendo extraordinario para enviar la caja a la matriz antes de la OPV. Para los que se planten comprar acciones de Endesa, la compañía ha anunciado que pagará un dividendo ordinario a cuenta de los resultados de 2014 de 0,76 euros por acción. El dividendo se pagaría en dos partes, enero y julio de 2015, y se desembolsaría íntegramente en efectivo.

Endesa se ha puesto como objetivo que el dividendo ordinario que se reparta con cargo a los resultados de 2015, es decir, el que abonará en 2016, aumente al menos un 5%, por lo que este sería de 0,798 euros. El dividendo a cuenta de 2016 crecerá igualmente hasta los 0,837 euros por acción. Un cebo con el que el patrocinador de la Liga ACB quiere a unos inversores minoristas –basketlovers según su campaña comercial– que han sido esquilmados por las anteriores OPV, pero que buscan alternativas a los pírricos depósitos bancarios.

Mediobanca Enel Endesa Borja Prado Eulate Retail Oferta Pública de Venta (OPV)
El redactor recomienda