INVERSOR ANCLA DE SU NUEVA SOCIMI

El gigante mundial Pimco cree en el ladrillo español: compra un 12% de la socimi de Lar

La gestora de fondos estadounidense Pimco, una de las más importantes del mundo, acaba de formalizar su compromiso para invertir en inmobiliario español.

Foto: Bill Gross, fundador de PIMCO. (Reuters)
Bill Gross, fundador de PIMCO. (Reuters)

Otro inversor de renombre aterriza en suelo español. La gestora de fondos estadounidense Pimco, una de las más importantes del mundo, acaba de formalizar su compromiso para colocar una mínima parte de los dos billones de dólares que gestiona en nuestro país. Concretamente, en el sector inmobiliario. La firma con sede en California se ha convertido en el inversor ancla de la sociedad de inversión inmobiliaria (socimi) presentada la semana pasada por el Grupo Lar.

Según aparece en el folleto de salida a bolsa registrado en la CNMV, la gestora dirigida por Bill Gross se ha comprometido como inversor ancla a adquirir las acciones representativas de hasta un 12,5% de la sociedad de inversión que promueve Grupo Lar. Este acuerdo hace que Pimco pueda llegar a desembolsar hasta 50 millones de euros sobre un total de 400 millones, de los que la firma controlada por la familia Pereda aportará hasta un máximo de 10 millones (2,5%).

Este apoyo institucional debe hacer de gancho para que otros inversores cualificados apuesten por el vehículo promovido por Grupo Lar. Para garantizarse el éxito de su salida a bolsa, la familia Pereda ha contratado como asesor financiero al banco de negocios JP Morgan y asesor jurídico al bufete Linklaters. Tanto el equipo gestor como el inversor ancla tienen bloqueada limitada (lock-up) la venta de sus acciones durante los primeros 270 y 180 días, respectivamente.

Como recoge la documentación oficial, el objetivo de la socimi Lar España Real Estate será llevar a cabo inversiones en el sector inmobiliario español, principalmente sobre inmuebles terciarios, bien sean edificios de oficinas (Madrid y Barcelona) o centros/parques comerciales, además de grandes naves industriales de uso comercial. Excepcionalmente, la sociedad podrá invertir hasta un 20% de sus recursos en activos residenciales en el mercado español.

Los Pereda se comprometen con Pimco y el resto de inversores a lograr un objetivo mínimo de rentabilidad del 12% anual. Para llegar a esa referencia, nunca pronóstico, Lar apostará por activos devaluados o con oportunidades de gestión dinámica, a través de reposicionamiento, prórroga u optimización de alquileres. Dado el momento de "debilidad cíclica" del mercado inmobiliario español, "los accionistas tendrán la oportunidad de aprovecharse del reajuste de precios".

Como mayor gestora de deuda del mundo, Pimco viene apostando por España desde finales de 2012, a pesar de la situación macroeconómica de nuestro país, sobre el que pesó la sombra del rescate y la posible salida del euro. Un escenario posible que la gestora llegó a recomendar para países como Portugal, Grecia e Irlanda. Menos de dos años después, la gestora de Bill Gross ha confiado simbólicamente en la primera socimi española nacida para invertir en el mercado.

Empresas
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios