VIAJÓ A CASTELLÓN DESPUÉS DEL MINUTO DE SILENCIO EN EL CONGRESO

Segunda pillada a Sánchez: tuiteros y medios le cazan esta vez de concierto en el FIB

El líder del PSOE es descubierto disfrutando como un 'fiber' más en Benicàssim. Sánchez ha vuelto a resguardarse de los focos después de su breve rueda de prensa del miércoles

Foto: Pedro Sánchez, durante su intervención tras el minuto de silencio en el Congreso por el atentado de Niza, este 15 de julio. Detrás, Pablo Iglesias. (Reuters)
Pedro Sánchez, durante su intervención tras el minuto de silencio en el Congreso por el atentado de Niza, este 15 de julio. Detrás, Pablo Iglesias. (Reuters)

Ya van dos veces. Pocos días después de las elecciones del 26-J, cuando todo el mundo se preguntaba dónde estaba Pedro Sánchez, porque no había contestado una sola pregunta pese a haber cosechado el peor resultado en escaños de la historia del PSOE, un tuitero descubrió con una foto dónde estaba: de descanso en Mojácar (Almería).

Y ahora, cuando ha vuelto a guarecerse de los focos tras su entrevista con Mariano Rajoy y el comité federal de su partido, las redes (y los 'paparazzi') le cazaron de nuevo: en esta ocasión, en el Festival Internacional de Benicàssim (FIB), en Castellón

Pedro Sánchez, disfrutando del FIB este 15 de julio, con la exdiputada por Castellón Susana Ros. ('LEVANTE-EMV')
Pedro Sánchez, disfrutando del FIB este 15 de julio, con la exdiputada por Castellón Susana Ros. ('LEVANTE-EMV')

El secretario general del PSOE allí se plantó en la noche del viernes, como un 'fiber' más, con camiseta y pantalones oscuros y alpargatas. Su imagen fue difundida en Twitter por varios testigos. Se le veía disfrutando del FIB y acompañado en la zona vip de políticos como la exdiputada socialista por Castellón y militante de Benicàssim Susana Ros, alineada con él y crítica con el 'president' de la Generalitat, Ximo Puig. También le pillaron varios medios valencianos, como el 'Levante' y 'Castelló Informació' o la misma agencia Efe.

A Sánchez se le pudo ver con la exdiputada socialista por Castellón Susana Ros. En el FIB también se dejó caer la dirigente popular Andrea Levy

Este viernes actuaron The Chemical Brothers, The Vaccines, Jamie XX o La Habitación Roja, uno de sus grupos favoritos. Sánchez ya confesó en su última visita a Castellón su afición por el FIB y adelantó que probablemente volvería en esta edición, que empezó el jueves y acaba mañana domingo. No obstante, no informó a la ejecutiva del PSPV, según indicaron a este periódico fuentes próximas a Puig. Sánchez publicó en otras ocasiones su presencia en otros conciertos, como el de Bruce Springsteen en Madrid el pasado 21 de mayo, del que disfrutó con su mujer, Begoña Gómez

No fue Sánchez el único dirigente político que se dejó ver en el FIB. También estuvo allí la parlamentaria catalana y vicesecretaria de Estudios y Programas del PP, Andrea Levy. Aunque ella sí que explicitó que era una 'fiber' total en su cuenta de Twitter.

En la mañana del viernes, Sánchez había estado en el minuto de silencio en el Congreso, convocado en solidaridad con las víctimas del atentado de Niza. Y por la noche ya estaba en la localidad castellonense. Luego dejó un mensaje en su cuenta de Twitter para mostrar su "preocupación" por las noticias de intento de golpe de Estado en Turquía, asonada militar frustrada finalmente. No es el líder socialista el único que controla sus perfiles en las redes sociales: también lo hace su equipo de comunicación. 

Preocupación por la filtración de audios

Sánchez hizo la escapada a Benicàssim cuando aún sigue empantanada la formación de gobierno (y parece que va para largo) y justo cuando se está negociando la Mesa del Congreso, que se constituye el próximo martes, 19 de julio, a las diez de la mañana. Los socialistas quieren retener la presidencia y que se mantenga en el cargo Patxi López, y están a la espera de la respuesta de Ciudadanos -a la que ofrece un puesto en el órgano rector de la Cámara Baja- y Podemos. 

Han sido contadas las apariciones públicas de Sánchez desde el 26-J: sólo contestó a preguntas de la prensa el pasado miércoles, pero fueron apenas seis

Han sido contadas las apariciones públicas del secretario general socialista desde el 26-J. Tras su comparecencia en la sede en la noche electoral, en la que no hubo preguntas, viajó a Bruselas a los dos días, cuando no admitió tampoco que le abordasen los periodistas. Luego siguió su agenda privada en Madrid y se marchó unos días a Mojácar, donde tiene una residencia familiar. La siguiente vez que dio la cara fue en el comité federal del 9 de julio. Sin preguntas. Y tras despachar con el presidente en funciones, el pasado miércoles, salió en rueda de prensa pero solo contestó a seis informadores. El viernes se sumó al minuto de silencio, pero lo que el compromiso que tenía en agenda, la clausura de un curso de verano de la Complutense organizado por una fundación de su partido en San Lorenzo de El Escorial, fue suspendido días antes. 

En todo este tiempo tampoco ha dado ninguna entrevista. La argumentación que ofrece Ferraz es que el foco debe estar puesto en Rajoy, pues es él quien debe intentar articular una mayoría. El líder socialista no ha aclarado ni cómo evitará las nuevas elecciones ni si intentará formar gobierno o si al final apostará por la abstención de su grupo en caso de que el PP amarre 170 apoyos. De ahí que los barones críticos con él desconfíen y le acusen de hacer lo posible para mantener las riendas del PSOE.

Sánchez en el FIB junto a Susana Ros. ('LEVANTE-EMV')
Sánchez en el FIB junto a Susana Ros. ('LEVANTE-EMV')

Mientras, dirigentes del partido observan con "preocupación" y hasta con sentimiento de "escándalo" que se hayan filtrado y publicado en el diario 'El País' varios audios de las intervenciones de los barones en el comité federal de hace una semana, y ven tras ella la mano de Ferraz. Algunos, como el diputado electo y rival de Sánchez en el congreso extraordinario de 2014, Eduardo Madina, la eurodiputada y ex vicesecretaria general Elena Valenciano o el secretario de Organización del PSPV, Alfred Boix, manifestaron sus quejas y malestar en público a través de Twitter. 

En las grabaciones se aprecia el grado de división interna por la investidura y el rechazo total de los críticos a que Sánchez pueda intentar articular una mayoría alternativa. No es la primera vez que trascienden audios del comité, pero como recuerdan los lejanos a la órbita del líder, todas las filtraciones se han producido con Sánchez como jefe del partido

Elecciones Generales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
13 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios