una semana después de las elecciones

Rivera: "Lamento decir que España sigue esperando a que Rajoy mueva ficha"

El presidente de Ciudadanos compareció una semana después de las elecciones para ratificar que Rajoy todavía no ha descolgado el telefóno y no tienen noticias ni del PP ni del PSOE

Foto: El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, en la sede del partido en Ventas (Reuters)
El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, en la sede del partido en Ventas (Reuters)

Una semana después de que se celebraran las elecciones generales el bloqueo político sigue más vivo que nunca. Albert Rivera reapareció tras varios días después de la ejecutiva nacional de su partido este lunes en Madrid para ratificar que todavía no tiene noticias de Mariano Rajoy ni tampoco ha mantenido contactos con el PSOE. “Lamento decirles que nosotros, que España sigue esperando a que el PP mueva ficha después de ocho días”, afirmó el dirigente de centro. El líder del partido naranja recordó que al día siguiente del 26-J llamó a Rajoy y Sánchez para proponer una mesa de negociación a tres, rechazada por sus rivales políticos. Ahora es tiempo de espera para Ciudadanos.

[Rivera descarta apoyar el Gobierno de Rajoy pero será "responsable" en la investidura]

“La verdad es que no tenemos muchas noticias. No sé si ‘no news, good news’, bromeó Rivera, antes de reiterar que siguen aguardando a que “quien quiera gobernar se mueva y ponga en marcha el desbloqueo”. El dirigente barcelonés insistió en su apuesta por un Gobierno “fuerte y estable” que cuente con el apoyo de una amplia mayoría en el Parlamento para que la legislatura que todavía ha de iniciarse -la constitución de las Cortes está prevista para el 19 de julio- pueda ser fructífera. “Para que haya un Gobierno con reformas y con tres partidos constitucionalistas apoyándolo es necesario que PP y PSOE dejen de darse la espalda mutuamente”, concluyó.

La otra opción, la de un Gobierno en minoría, es la que pretende esquivar el partido de centro. “Tendría que tener un apoyo permanente en la oposición, para cada ley, para cada cosa. Es un mecanismo que funciona en Europa pero al que en España no estamos acostumbrados”, reconoció. En todo caso, Rivera insistió en que siguen pendientes de que inicien esas conversaciones que el presidente en funciones anunció y que por el momento sólo se producirán con Coalición Canarias.

A nivel interno, el líder centrista anunció que en los próximos días su ejecutiva analizará un informe encargado al comité electoral para comprender los peores resultados de su partido el pasado 26 de junio. Ciudadanos estudiará los detalles del voto en provincias y en CCAA, si el Brexit influyó en la sociedad a la hora de depositar su papeleta en la urna y por qué hubo una mayor abstención.

Ciudadanos espera hasta el encargo del Rey

Las negociaciones empiezan estos días, pero las decisiones no se tomarán hasta después de que Felipe VI haga el encargo a un candidato de formar Gobierno. La repetición de elecciones no sirvió para que el escenario político tuviera menos complejidad. Todo lo contario: las mayorías siguen sin existir, los pactos vuelven a ser necesarios y los partidos chocan todavía más en sus vetos y exigencias. Las Cortes se constituirán el 19 de julio y la ronda de contactos en la Zarzuela entre el Rey y los representantes parlamentarios podría producirse de forma inmediata, incluso esa misma semana.

Ciudadanos tomó la iniciativa al convocar la primera reunión entre las tres formaciones, que PP y PSOE rechazaron. A partir de entonces, la estrategia de los de centro es clara: esperar a que Rajoy dé los siguientes pasos y dejar claro que son los socialistas los que antes deben pronunciarse, porque con su abstención bastaría para que hubiera Gobierno. El PSOE busca precisamente lo contrario: que otros partidos, entre ellos Ciudadanos, se movilicen a favor de permitir el Gobierno de Rajoy para ellos dar el apoyo estrictamente necesario. En la formación naranja perciben la importancia que para los socialistas tendría permitir un nuevo Ejecutivo popular con apoyos de más fuerzas, antes que convertirse en los únicos artífices de la investidura del candidato conservador.

Elecciones Generales

El redactor recomienda