Es noticia
Menú
Eurostat ya urgió en 2015 a España a reforzar la independencia del presidente del INE
  1. Economía
POLÉMICA EN EL ORGANISMO ESPAÑOL

Eurostat ya urgió en 2015 a España a reforzar la independencia del presidente del INE

La Comisión Europea y Eurostat están al tanto de la marcha del presidente del INE, aunque rechazan hacer comentarios

Foto: El comisario europeo de Economía, Paolo Gentiloni, asiste a una rueda de prensa sobre el Eurostat. (EFE/Pool/Yves Herman)
El comisario europeo de Economía, Paolo Gentiloni, asiste a una rueda de prensa sobre el Eurostat. (EFE/Pool/Yves Herman)
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

La dimisión de Juan Rodríguez Poo como presidente del Instituto Nacional de Estadística (INE), teóricamente por "razones personales", ha llegado en plena ofensiva del Gobierno contra el organismo público por el modo en que calcula el producto interior bruto y el IPC. La salida abrupta de Poo es una muestra de la vulnerabilidad del INE a las potenciales injerencias del Ejecutivo. Se trata de una falla que Eurostat detectó hace al menos siete años, cuando recomendó reforzar la independencia del presidente del INE. Así consta en el informe que emitió la agencia europea en el año 2015, resultado del proceso de revisión ordinario de la operativa del INE.

"El Instituto Nacional de Estadística debe llevar a cabo acciones para promover la necesidad de cambios legislativos, estableciendo claras provisiones para el nombramiento y el cese del presidente del Instituto Nacional de Estadística, en línea con el Código de Prácticas Estadísticas Europeo", afirma el documento.

Este código de buenas prácticas establece que el criterio de selección de los jefes de las agencias estadísticas nacionales debe basarse en "criterios transparentes y exclusivamente profesionales" y que los ceses no pueden ampararse en "razones que comprometan la independencia profesional o científica". Además, señala que se debe garantizar “la independencia profesional de las autoridades estadísticas de otros departamentos y organismos políticos, reguladores o administrativos, así como de los operadores del sector privado, garantizando la credibilidad de las estadísticas europeas”.

Foto: El presidente del PP, Alberto Núñez Feijóo. (EFE/Javier Lizón)

De momento, la Comisión Europea ha rechazado hacer comentarios sobre la dimisión de Rodríguez Poo, que fue anunciada este lunes por la tarde por parte del Ministerio de Economía. ”La Comisión, y Eurostat en particular, tiene conocimiento de la dimisión de Juan Rodríguez Poo”, explicó este martes una portavoz del Ejecutivo comunitario, rechazando hacer comentarios respecto a la situación, y señalando que la oficina de estadística europea está en contacto con el INE.

En estos momentos, Eurostat se encuentra de nuevo en pleno proceso de revisión ordinario de la operativa del INE, un protocolo que se aplica a todos los Estados miembros. La publicación del resultado está prevista en octubre de este año. Como no ha habido cambios legislativos que refuercen los procesos de nombramiento y cese del presidente del INE, cabe esperar que la recomendación de Eurostat se mantenga en el informe de 2022.

La versión de Economía pasa de puntillas por las discrepancias con el presidente saliente

La versión oficial de Economía pasa de puntillas por las discrepancias con el presidente saliente. “El actual presidente del INE, Juan Manuel Rodríguez Poo, ha liderado este proceso de modernización y refuerzo de la institución desde su nombramiento en octubre de 2018. Logrados los objetivos, ha expresado su voluntad de dejar el cargo por motivos personales. Se abre un proceso de sustitución para este puesto que se espera cerrar en los próximos días”, ha señalado el Gobierno, hablando de un plan de modernización con el que, ahora, continuará.

El Ejecutivo, al anunciar la salida de Rodríguez Poo, ha señalado que en las próximas semanas publicará un nuevo estatuto para el INE y que, según asegura, seguirá la línea marcada por ese código de buenas prácticas. En ese nuevo estatuto se facilitará “la utilización de nuevas fuentes de información basadas en registros administrativos y 'big data', mejorando la calidad de las estadísticas”.

La dimisión de Juan Rodríguez Poo como presidente del Instituto Nacional de Estadística (INE), teóricamente por "razones personales", ha llegado en plena ofensiva del Gobierno contra el organismo público por el modo en que calcula el producto interior bruto y el IPC. La salida abrupta de Poo es una muestra de la vulnerabilidad del INE a las potenciales injerencias del Ejecutivo. Se trata de una falla que Eurostat detectó hace al menos siete años, cuando recomendó reforzar la independencia del presidente del INE. Así consta en el informe que emitió la agencia europea en el año 2015, resultado del proceso de revisión ordinario de la operativa del INE.

Eurostat Ministerio de Economía Comisión Europea
El redactor recomienda