PUESTO 31 DE 44 EN EL RANKING

España está en riesgo por longevidad: toca ahorrar y jubilarse más tarde, según Natixis

“En los primeros años habría que ahorrar más y si se acercan a la jubilación y no es suficiente lo acumulado, probablemente tengan que trabajar más tarde"

Foto: .
.

España no ha quedado en muy buen lugar tras el último índice mundial de jubilación de Natixis IM, que mide cuán preparado están los países para hacer frente a los retos del envejecimiento de la población y las prestaciones por jubilación.

Por primera vez se ha estancado y no ha subido puestos, quedándose en el 31 de 44. Con la misma nota prácticamente (6,3 sobre 10) que Italia y Portugal. Pero lo peor es el riesgo de longevidad, el país ha entrado de cabeza en el top 5 de este segmento concreto del ránking y desde el gestor de activos e inversión afirman que “para solucionar esto el primer paso sería retrasar la edad de jubilación”.

Además, no solo toca acabar la vida laboral más tarde, sino que la solución para Natixis IM pasa por ahorrar más y antes: “En los primeros años como profesional habría que hacerlo más y si se acercan a la edad de jubilación y no es suficiente lo acumulado, probablemente tengan que trabajar más allá de la edad a la que esperaban jubilarse”.

Esto sería la solución a una espiral de problemas en torno al modelo actual de las pensiones que sería bastante pesimista. Además la demografía, con un “rápido envejecimiento de las sociedades”, defienden que los tipos de interés y el cambio climático son problemas acuciantes con respecto a la calidad de la jubilación.

Sobre lo primero, unos tipos bajos “son buenos para el endeudamiento”, pero “malos para el ahorro”. Por lo que de cara a este asunto sería deseable cambiar la situación actual.

El volumen de ahorro que cree la gente que necesita puede no ser suficiente por el aumento de la esperanza de vida

El índice se basa en cuatro puntos fundamentales para medir que país lleva mejor el problema demográfico. Por un lado se mide la salud, por otro la calidad de vida y luego se analizan tanto la “calidad financiera” como las condiciones materiales.

Lo último se trata de los ingresos per cápita, la igualdad y el desempleo. De todos los puntos España es el único que suspende, en concreto con un 4. Mientras la media de la eurozona es un 6, el único país de la Unión Europea que está peor es Grecia, eso sí, a mucha distancia (1,4).

La calidad financiera se refiere a los recursos y capacidad que tiene un jubilado para acceder a servicios financieros. En este apartado España ha empeorado hasta el puesto 24, bajando un puesto. Sin embargo este índice se construye también teniendo en cuenta cosas como la gobernanza, el porcentaje de población envejecida frente al resto, la deuda o la presión fiscal.

Pese a esto España destaca en salud con un 8,1. Este país está, según la OMS, entre los tres con mayor esperanza de vida. Pese a eso no se encuentra entre los líderes en este apartado. Aunque, cabe destacar que para medir este índice la esperanza de vida cuenta, sí, pero va acompañada de factores como el gasto en salud no asegurado o el gasto per cápita en salud. Estos apartados favoreces a modelos más privatizados como es el caso de Luxemburgo, el número 1 del ranking en este tema.

El gran ganador, por otro año consecutivo, es Islandia que junto a otros nórdicos como Noruega, lideran el informe emitido por Natixis IM. Pero, advierten desde la gestora que el riesgo es una realidad para todos y que “hay que prepararse porque el volumen de ahorro que cree la gente que necesita puede no ser suficiente por el aumento de la esperanza de vida”.

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
7 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios