la gran aventura borja y ana maría

De Islas Cook a Islandia: una historia de amor llamada 'Voley por el mundo'

¿Qué tienen en común Lugo y las Islas Cook? ¿Y Melilla y Neskaupstadur? Esta es la historia de Borja González y Ana María Vidal, dos grandes apasionados del voleibol

Foto: En la imagen, Borja González y Ana María Vidal, dos apasionados del voleibol (Foto cedida por Subetudeporte)
En la imagen, Borja González y Ana María Vidal, dos apasionados del voleibol (Foto cedida por Subetudeporte)
Autor
Tiempo de lectura10 min

Llevan el voleibol en el ADN. Ahí estaba, desde siempre, desde antes de comenzar a golpear por primera vez la pelota. Él ya lo sospechaba, pues en Melilla su padre entrenaba al equipo de la ciudad autónomo, y ella también lo intuía, pues fue en Lugo donde su familia fundó el club en el que se iniciaría poco después. Pronto se descubrieron como dos auténticos deportistas y sus grandes cualidades les llevaron a ser convocados por sus respectivas selecciones regionales. Entre concentraciones y entrenamientos, no podía ser de otra forma, se conocieron; fue en el marco de un campeonato nacional y desde entonces han jugado por media geografía española. Pero pronto el perfil que dibuja España se les queda pequeño, y su inquietud por aprender y conocer les lleva a cruzar el mundo buscando nuevas canchas, a dar el salto a Nueva Zelanda. ¿Qué tienen en común Lugo y la Islas Cooknbsp;¿Y Melilla y la ciudad islandesa de Neskaupstadurnbsp;La pasión por el voleibol de Borja González y Ana María Vidal, un melillense y una gallega que han recorrido medio mundo jugando, enseñando y viviendo su amor por el voleibol.

La cosa funciona y superan su nuevo reto, una hazaña pionera en nuestro deporte: entrenar a la selección de voley playa de las Islas Cook. Incansables ciudadanos del mundo, continúan con su tour, cerrando puertas para abrir otras en cualquier lugar donde su deporte tenga presencia. Tras esa experiencia en el Pacífico deciden dejar el calor tropical y trasladarse a Islandia, donde juegan y entrenan. Este curioso periplo de varios años por pistas de medio mundo les hace buscar la forma de llegar a todos los rincones sin necesidad de usar de nuevo el pasaporte. Deciden trasladar su experiencia profesional al mundo online, donde ofrecen 'masters class' a través de su blog 'Voley por el mundo'.  

Ana María, Valal para los amigos, nos lo explica: "Fue una idea que surgió cuando nos fuimos a jugar por primera vez al extranjero, en 2012. Desde entonces, hemos vivido ya en cuatro países diferentes y hemos viajado por otros muchos y todas esas experiencias nos han dado nuevas formas de ver el voley, que era lo que queríamos compartir en el blog. En los últimos tiempos hemos ido evolucionando mucho más hacia el entrenamiento, sobre todo porque la respuesta está siendo muy positiva, pero la idea original sigue en nuestra mente. Creemos que es enriquecedor aprender de lo que se hace fuera de nuestras fronteras".

De Islas Cook a Islandia: una historia de amor llamada 'Voley por el mundo'

El componente psicológico

Para Borja el voleibol representa unos valores que lo hacen único entre el resto de los deportes por equipos. Asegura que "sin duda alguna el hecho de que la red separe a los equipos y no exista contacto convierte al voley en uno de los deportes colectivos con menos conflictividad, existe mucho más respeto y deportividad. Además, dado que un jugador no puede atrapar el balón ni realizar más de un toque seguido y depende de sus compañeros, el equipo tiene más importancia y existen menos individualidades".

Tras años de viajar y convivir con otras formas de jugar y observar su deporte, comprueban con detalle las particularidades del juego en diferentes lugares. Si alguien conoce si existen diferentes 'voleiboles' esos son estos deportistas trotamundos. "Son sorprendentes las grandes diferencias con los que uno se puede encontrar incluso cuando el reglamento es el mismo. Nos hemos encontrado países donde el físico era totalmente determinante, otros donde lo más importante era la calidad técnica, en otros la velocidad en el juego, etc. Y si hablamos de las categorías inferiores donde cada país o incluso región modifica el reglamento... ya ni te cuento. A ese respecto, hemos podido observar cómo las diferencias de normativa llegan a condicionar ciertos aspectos en el aprendizaje de la técnica", asegura Valal.

La base de este deporte la muestran en su bitácora, todo un éxito donde sus videos de iniciación tienen miles de reproducciones en su canal de www.subetudeporte.com. Es un deporte aparentemente sencillo, pero de una gran complejidad en su aprendizaje; toque de dedos, golpeo, saque, bloqueos, ataque...,¿Cuál es la técnica más difícil de enseñar? "Se me ocurren varias", continúa Valal", afirmando que "que si tuviera que escoger una ahora mismo quizás me quedaría con el aprendizaje del saque de arriba. No creo que sea una técnica con una elevada complejidad en sí misma, pero puede resultar muy frustrante para algunos jugadores cuando no consiguen ejecutarla; tiene un componente psicológico muy elevado".

De Islas Cook a Islandia: una historia de amor llamada 'Voley por el mundo'

Visión de juego, liderazgo, sacrificio...

Con más de veinte años a sus espaldas dedicados al voley y después de enfrentarse y ver centenares de jugadores de todas las categorías, Borja nos explica cómo distinguir y reconocer a una posible figura del voleibol y las cualidades básicas para llegar a ser un buen jugador. "Creo que existen muchos indicadores de que un deportista tiene talento o potencial; algunos resultan muy obvios, como las características antrompométricas, la coordinación, el control de balón, etc. Sin embargo, existen otros que no se pueden medir u observar, son innatos en los jugadores, y para mí resultan clave, como pueden ser la visión de juego, la capacidad de liderazgo, de sacrificio u otros aspectos psicológicos que pueden condicionar la evolución de un jugador", explica, destacando el poder de la fuerza en los resultados, "y aunque cada posición de juego requiere de unas condiciones físicas o técnicas diferentes, no se puede obviar que, en la mayoría de los puestos, la altura o, en todo caso, un gran potencial de salto es un aspecto bastante determinante para un jugador con aspiraciones a la élite, a excepción del líbero. También se puede hablar de otros puntos en común en todo jugador de voleibol como pueden ser una buena velocidad de reacción, elasticidad en los movimientos o una buena coordinación óculo-manual”.

Son conocimientos, secretos, trucos que nos acercan en sus tutoriales para ayudar a los apasionados de un deporte con escasa difusión. La gran acogida de 'Voley por el mundo' es su forma distinta de compartir y divulgar las diferentes técnicas aprendidas. Una sorprendente puesta en escena, tan original que nos gustaría saber como se les ocurrió. Recalca que "nos gusta innovar. Hay ejercicios de nuestros antiguos entrenadores, otros que hemos aprendido a base de estudiar y leer, pero también hay muchos que son propios, como el 'liberty drill'. Creemos que es fundamental trabajar la técnica y que es necesario hacer mucha repetición de cada acción para mejorar, pero no nos parece que sea necesario limitarse a hacer siempre lo mismo. Nuestros jugadores, a través de distintos juegos y ejercicios, repiten cada gesto técnico muchas veces pero, además, se lo pasan bien y notan que mejoran".

El voleibol cuenta con millones de practicantes en el mundo (Foto cedida por Subetudeporte)
El voleibol cuenta con millones de practicantes en el mundo (Foto cedida por Subetudeporte)

Segundo deporte en el mundo

Con un amplio currículum en equipos de la Superliga española, nadie como Borja para explicar cómo es la vida de un jugador profesional de voleibol en España. "Ahora mismo te podría hablar de Islandia, Nueva Zelanda... pues llevo ya cuatro años fuera. Pero vivir del voleibol hoy en día, con la crisis existente en nuestro país, es prácticamente imposible", afirma Borja, entendiendo que solo alguien que juegue en España puede dar información más concreta.

Ninguna superficie se les resiste, también han jugado a un altísimo nivel y entrenado al voley-playa. Sin embargo no siempre un buen jugador en pista es un gran jugador en la arena. Valal es contundente: "No necesariamente; el voley-playa es un deporte más completo y más exigente a nivel físico, donde el jugador debe ser capaz de prácticamente todo: recibir, colocar, defender, atacar, etc. En voleibol existe más especialización por puestos y lo que te hace bueno en un deporte no necesariamente te hace bueno en el otro".

Es un deporte divertido y vistoso, cuyos puntos y tutoriales tienen miles de reproducciones en internet con una legión de seguidores por todo el mundo. El voleibol es uno de los deportes estrella en las actividades extraescolares en España, razón de más para no entender cómo no se cosechan los éxitos internacionales como en otros deportes de equipo. Borja intenta explicarnos el por qué. "Es una pregunta difícil, pues el voleibol es el segundo deporte a nivel mundial y, sin embargo, en España no tiene éxito. Una razón es que somos un país bastante monotemático por culpa del fútbol, además de que la crisis económica ha perjudicado a todos los deportes minoritarios. En consecuencia el nivel de las ligas españolas ha bajado bastante y eso repercute negativamente en el nivel de los jugadores que se forman en nuestro país. No hay referentes en los que fijarse y no se consigue que los jóvenes acudan a los pabellones como parte de su formación. La pena es que si seguimos en esta línea veo al voleibol masculino en vías de extinción".

Borja González lleva su pasión por el voley a todo el planeta (Foto cedida por Subetudeporte)
Borja González lleva su pasión por el voley a todo el planeta (Foto cedida por Subetudeporte)

Voley social

Tenemos cantera pero nos falta dar el salto y arrastrar a esa afición que llene pabellones en las categorías inferiores y abarrote los partidos de las superligas femenina y masculina. Valal nos da una de las claves para conseguirlo. Recuerda que "en España, como comentaba Borja, resulta demasiado complicado competir con el fútbol, está en todas partes y queda poco espacio para los demás. De todas formas, creo que el principal error del voleibol en España es que no se fomenta algo que funciona de maravilla en casi todos los países en los que hemos estado: el voley social, el jugar sin entrenar, pasarlo bien con los amigos... Eso en España existe en fútbol y poco más. Esa masa social sería la que después vendría al pabellón a animar a su club porque se sentiría parte de algo, pero hoy en día no existe. En voley playa podemos verlo, con cientos de redes cada verano en nuestras playas y torneos amateurs con límite de admisión. Sin embargo en pista no hemos sido capaces de dar ese saltito que supondría mucho para nuestro deporte, pues no todo el mundo puede ser profesional".

Con este consejo nos quedamos, con la experiencia de Borja y Valal, un melillense y una gallega sentando cátedra de voleibol en Islandia. Una historia de amor por su deporte que les ha llevado a recorrer miles de kilómetros y crear el blog 'Voley por el mundo' para disfrutar y hacer disfrutar, para enseñar y divulgar el voleibol. Una pasión sin límites.

Más información en subetudeporte.com

Llega el verano y hay que evitar los calambres

Global Windsurf Tarifa: ¡A navegar!

Otros deportes

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios