Es noticia
Menú
Isco ya sabe lo que le toca: trabajar en la banda si quiere ganarse un hueco en el once
  1. Deportes
  2. Fútbol
TIENE MUY DIFÍCIL JUGAR DE INICIO ESTE CURSO

Isco ya sabe lo que le toca: trabajar en la banda si quiere ganarse un hueco en el once

Isco es uno de los jugadores con más clase del fútbol pero sabe que no lo tendrá fácil en el Real Madrid. Por ello, sabe que está 'obligado' a reinventarse

Foto: Isco Alarcón, durante un entrenamiento con el Real Madrid en Los Ángeles.
Isco Alarcón, durante un entrenamiento con el Real Madrid en Los Ángeles.

Isco Alarcón es, sin duda, uno de los jugadores con más calidad del panorama español. Con el balón pegado en el pie es, posiblemente, uno de los futbolistas con mejor conducción de esférico delmundo, pero eso no es suficiente para jugar de inicio en el vigente campeón de Europa. Y así se lo hizo verCarlo Ancelotti en el primer partido de pretemporada. En un equipo plagado de suplentes y con una amplia nómina de jugadores delCastilla, Isco no pudo ocupar su demarcación habitual en el medio y se vio obligado a jugar en banda. ¿El motivo? Es donde le quiere el italiano.

El jugador malagueño no ha terminado de encajar en el conjunto blanco. En los primeros compases de la pasada temporada, el talentoso centrocampista se convirtió en un jugador básico para el RealMadrid.Indiscutible en el equipo, con el paso de las jornadasfue perdiendo fuelle y elsitio en el once, una situación que se terminó de concretar con la entrada de Gareth Bale en el esquema y el cambio de estilo de Carlo Ancelotti al 4-3-3, en el que la 'BBC' realmente se sentía cómoda. Pero con este dibujo, Isco no tenía sitio: la desaparición delmediapunta provocaba que se viera abocado a jugar en banda.

Así, durante buena parte del tramo final del curso, Isco se aplicó en el interior izquierdo. De hecho, su entrada al equipo en el descanso de la vuelta de los cuartos de final de la Champions ante el Borussia fue básica para que su equipo pasara de ronda. Con mucho sacrificio y trabajo, Isco se acopló a una posición desconocida, que le obligabaa vaciarse mucho máspor el equipo. Acostumbrado a ser el canalizador de juego allá donde ha jugadogracias a su enorme calidad, en el Madrid se ha visto obligado a caer a una banda y olvidarse del balón, para trabajar más por el bien del equipo.

Y en este primer partido de pretemporada, parece que Carlo Ancelotti quiso recordárselo a su pupilo. Pese a sólo contar con siete jugadores de la primera plantillla en el once inicial, el técnico italiano decidió colocar a Isco en banda... incluso con un 4-4-2 de inicio. Y, pese a no firmar su partido más brillante, lo cierto es que no desentonó. Con buenas dosis de presión y mucho trabajo para ayudar a Diego Llorente, titular frente al Inter, quizá a Isco síse le echó de menosen la salida de balón. Sin duda, una situación normaldadoel bajo momento de forma por el momento lógico de la pretemporada.

Incluso con la salida de Bale del equipo, momento en el que se le vio algo más centrado, a Isco no se le vio tan fresco con el balón como acostumbra. Pero, pese a ello, su trabajo defensivo fue encomiable. Y es que Isco es consciente de que va a tener que trabajar mucho para ganarse un hueco en el once inicial. Si al potente equipo con el que el conjunto madridista contaba la pasada temporada se le suman los dos refuerzos, Toni Kroos y James Rodríguez, lo cierto es que sus opciones se reducen sobremanera. Dando por hecho que la 'BBC' es intocable, sólo puede ganarse un hueco a base de trabajo.

De hecho, ya se habla de que puede ser uno de los jugadores que salgan del equipo en el presente mercado estival, aunque Ancelotti no está por la labor de dejar marchar a un jugador con mucha proyección. El problema radica en los escasos minutos con los que podría contar este curso. Consciente de que está llamado a jugar en banda, tiene un claro ejemplo en Ángel di María de cómo un jugador se puede 'reciclar' para ganarse un hueco en el once incial. De momento, ante el Inter, mostró actitud. Ahora, debe seguir trabajando para ganarse la confianza de Carlo Ancelotti.

Isco Alarcón es, sin duda, uno de los jugadores con más calidad del panorama español. Con el balón pegado en el pie es, posiblemente, uno de los futbolistas con mejor conducción de esférico delmundo, pero eso no es suficiente para jugar de inicio en el vigente campeón de Europa. Y así se lo hizo verCarlo Ancelotti en el primer partido de pretemporada. En un equipo plagado de suplentes y con una amplia nómina de jugadores delCastilla, Isco no pudo ocupar su demarcación habitual en el medio y se vio obligado a jugar en banda. ¿El motivo? Es donde le quiere el italiano.

Isco
El redactor recomienda