LLEGÓ AL BARÇA DE LA MANO DE TITO VILANOVA

'Dela', el intocable de Ter Stegen que sobrevivió a Setién (y ahora a Koeman)

José Ramón de la Fuente no pudo triunfar como portero, pero ahora lo hace entrenándolos en el FC Barcelona, donde el guardameta alemán lo quiere a su lado y el club se lo permite

Foto: Ter Stegen, entrenado por De la Fuente en la ciudad deportiva Joan Gamper. (EFE)
Ter Stegen, entrenado por De la Fuente en la ciudad deportiva Joan Gamper. (EFE)

"El hecho de que el portero con el que trabajas te quiera e incluso pida al club que te mantengan a su lado yo creo que tiene mucho valor", comenta Roberto Navajas, exentrenador de porteros de Real Sociedad y Granada, sobre su colega del FC Barcelona, José Ramón de la Fuente (Castell d'Aro, Girona, 1970). "Tener buen feeling, en este caso con Ter Stegen, me parece algo muy importante a la hora de poder desempeñar tu trabajo", añade el creador y director de ZeroGravity, un servicio de asesoramiento y formación para porteros y entrenadores de porteros.

Aunque confiesa que solo le conoce de coincidir en los campos, el propio Navajas destaca de De la Fuente que se nota que sabe permanecer en un segundo plano. De hecho, su nombre ha salido a la luz a raíz de la renovación del guardameta alemán del Barça, que acaba contrato en 2022 y que año tras año se ha revalorizado. Según el diario 'Sport', precisamente un gesto que el club catalán ha tenido con Ter Stegen para tenerle contento ha sido mantener al preparador de porteros dentro del staff técnico de Ronald Koeman, quien ha incorporado a otros ayudantes como Henrik Larsson y Alfred Schreuder.

Además de una sintonía personal, tal vez por su manera de entender el juego, por ejemplo, la importancia que para ambos tiene el juego con los pies y su excelente golpeo de balón, lo cierto es que Ter Stegen y De la Fuente mantienen una gran relación y el alemán considera que no ha dejado de crecer desde que lo tiene a su lado. 'Dela', como le llaman en el vestuario, empezó su carrera como guardameta en el Barça Atlético, para luego jugar en Palamós, Toledo, Córdoba, Nàstic, Girona, Sabadell y de nuevo Girona, donde en 2005 colgó los guantes. Un año después se inició como entrenador de porteros en el Écija, para pasar después por Hércules, Racing, Nàstic y de nuevo Hércules, donde guardan un gran recuerdo de él.

Fue en julio de 2012 cuando, justo tras la marcha de Pep Guardiola, regresó al Barça, y desde entonces ha trabajado con el difunto Tito Vilanova (45 partidos), quien le reclutó para sustituir a Juan Carlos Unzué. Después fueron Jordi Roura (15), Gerardo Martino (59), Luis Enrique (181), Ernesto Valverde (145) y Quique Setién (25). El cántabro, que llegó junto al estridente Eder Sarabia de segundo y el preparador físico Fran Soto, sí trajo a un hombre de su confianza para trabajar con los porteros. Sin embargo, 'Dela' siguió trabajando con Ter Stegen, confinamiento por el covid-19 incluido, e incluso fue él quien se sentó en el banquillo, mientras Jon Pascua siguió los partidos desde la grada.

De la Fuente, junto a Messi, durante un partido del Barça en el Camp Nou. (Reuters)
De la Fuente, junto a Messi, durante un partido del Barça en el Camp Nou. (Reuters)

Confidente de Messi en el vestuario

El entrenador catalán vive en Castelldefels como varios futbolistas del Barça. Entre ellos Messi, con quien también tiene una estrecha relación. De hecho puede decirse que es uno de los confidentes del argentino en el vestuario, lo cual no se sabe si en estos momentos es bueno para él tras el fallido intento de marcharse, aunque sí puede serlo a la hora de intentar recuperar al mejor Leo. En general, 'Dela' es el típico hombre de fútbol y de club que genera confianza y buen rollo, aunque durante los partidos es de sangre caliente. En febrero del año fue expulsado en el Clásico de la Copa del Rey disputado en el Camp Nou —cómo no, por Mateu Lahoz—, algo que ya le sucedió en el Calderón en la eliminatoria de Champions contra el Atlético de Madrid.

Tal y como pasa en todos los equipos que disputan tantas competiciones y entre partido y partido apenas tienen tiempo de entrenar, más allá de mantener la forma y pulir el estilo de juego, en el FC Barcelona tampoco puede decirse que el preparador de porteros disponga de mucho margen de maniobra. De ahí lo especialmente importante que es mantener una buena relación con los guardametas, y más concretamente con el indiscutible Ter Stegen. Junto al mencionado Messi, el alemán se ha convertido en una pieza vital para el equipo que esta temporada dirigirá Koeman y que seguirá teniendo a 'Dela' como vínculo con el club.

Uno de los grandes problemas que tuvo Setién, si no el más importante de todos, fue su incapacidad para conectar con el vestuario, donde nunca gustaron las formas de su segundo, Eder Sarabia. De hecho, que Ter Stegen exigiera que De la Fuente siguiera a su lado, mientras Jon Pascua se encargaba de sus compañeros, es un claro ejemplo de la falta de sintonía y de la unión necesaria en una plantilla, sobre todo en las difíciles circunstancias en la que el entrenador cántabro cogió al equipo y que, como era de esperar, desembocó en un despido que, para colmo, acabará en los tribunales.

Fútbol
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios