EL RIOJANO 'PICA' SUFRIÓ UNA LESIÓN MEDULAR

Nadie celebró el gol de Iniesta como él: "Me caí de una fuente y volví a nacer"

El 11 de julio de 2010 Luis Díez Picazo festejaba como tantos españoles el Mundial ganado en Sudáfrica y sufrió un accidente que, según él, "me ha dado más cosas de las que me quitó"

Foto: Andrés Iniesta celebra el gol que le dio a España su primer Mundial en 2010. (EFE)
Andrés Iniesta celebra el gol que le dio a España su primer Mundial en 2010. (EFE)

El reportaje se grabó hace poco menos de tres años, cuando aún se gestaba 'Vidas insuperables' y pocos personajes mejores que 'Pica' había para estrenar un proyecto destinado a la inclusión social. Si nunca está de más rescatar testimonios como el suyo, menos aún este 11 de julio de 2020, el día que se cumple una década de aquel gol de Iniesta que cambió la historia del fútbol español y la vida de Luis María Díez Picazo, todo un ejemplo de superación a sus 46 años, 36 cuando 'volvió a nacer'.

'Pica', como le llaman sus amigos, los de antes y los de ahora, celebró la victoria de la Selección en Sudáfrica como miles y miles de aficionados a lo largo y ancho de la geografía española. Él lo hizo en su ciudad natal, Logroño, y reconoce que lloró cuando a tres minutos del final de la prórroga el manchego más universal después de Don Quijote batió al holandés Stekelenburg con un impecable derechazo. Llevado por la emoción, Luis se encaramó a la fuente Murrieta de la capital riojana y entonces sucedió: "Me caí y me rompí el cuello", lo que le provocó una lesión medular que le ha dejado para siempre en una silla de ruedas.

"A partir de ahí, mi vida cambió. El accidente me restó movilidad, pero me ha dado muchas más cosas de las que me quitó", asegura 'Pica' en la conversación con su amigo Mauro Alcalde, un veterano periodista a quien conoció en el Hospital Nacional de Parapléjicos de Toledo. Sí, Mauro, que trabajó en el diario deportivo Marca, participa en la entrevista sentando en otra silla de ruedas, desde la que ahora regenta 'El ciento y pico', un restaurante en la madrileña calle de Alonso Cano que intenta sacar adelante con el mismo pundonor con el que juega al pádel adaptado.

El testimonio de 'Pica', un apasionado del fútbol, del rugby y del deporte en general, es digno de ser escuchado: “Mi vida era completamente distinta, trabajaba, salía de fiesta… Cuando me caí en la fuente mi cuerpo se paralizó en décimas de segundo. Solo piensas en las cosas que has podido hacer y no has hecho. Me ha dado un sentimiento de ver las cosas de manera diferente, de ver los pequeños detalles de la vida".

'Pica', junto a su amigo Mauro, celebra el gol de Iniesta en la final del Mundial que ganó España
'Pica', junto a su amigo Mauro, celebra el gol de Iniesta en la final del Mundial que ganó España

Sigue cantando gol y emocionándose

En contra de lo que podría pensarse, rememorar el gol de Iniesta no le trae malos recuerdos. Al contrario. 'Pica' vuelve a celebrarlo como si fuera hoy. Se vuelve a emocionar como si no supiera que iba a llegar. Lo califica como "el nacimiento de mi vida", vuelve a cantar gol y se abraza a su amigo Mauro... "A las personas que sufren lesiones medulares, les diría que el camino es tremendamente duro y la cuesta es muy empinada, pero al final de la cuesta hay vida”, asegura con esa fuerza interior que transmite y quiere compartir.

Al igual que hizo su ídolo Andrés Iniesta cuando habló abiertamente sobre la depresión que sufrió y superó, el riojano reflexiona sobre el hecho que "de nada te sirve tener un móvil bueno, la mejor casa o el mejor coche. Cuando estás tumbado en una cama de hospital, con el simple hecho de lavarte los dientes, te das cuenta de los pequeños detalles que tiene la vida en tu día a día. Todo ello comienzas a apreciarlo".

Otra paradoja. Aunque estuvo a punto de morir ahogado en la fuente en la que tuvo el accidente, Luis se ha aficionado al buceo. "Es un deporte que te saca de la silla. Tu cabeza se despeja y te olvidas de la discapacidad que tienes", comenta. "El mar está en continuo movimiento, así que tienes que equilibrar tu cuerpo constantemente, por lo que haces muchísimo ejercicio del tronco y de la espalda. Al tener que desplazarte moviendo los brazos, con la resistencia del agua, también los ejercitas mucho. Estás más ágil y te mueves con más facilidad".

Y siempre tiene un recuerdo para Mari Carmen, la fisioterapeuta que le trató en el Hospital Nacional de Parapléjicos. "Fue fundamental en mi recuperación. Cuando llegas a Toledo te das cuenta de que todo el mundo está como tú. Te sientes protegido y creas unos vínculos brutales de por vida con esas personas. Ella lo ha sido todo para mí: mi madre, mi psicóloga, y me dio el día más feliz de mi vida. Después de estar dos meses en la cama, tras una lucha tremenda de tu cabeza con tu cuerpo en una batalla interna que tienes que afrontar, me ayudó en todo ese proceso y conseguí dar tres pasos. En ese momento, rompí a llorar".

Esta es la historia de 'Pica', quien celebró el gol de Iniesta como nadie lo hizo. Según él, nada menos que volviendo a nacer, para convertirse en un ejemplo de superación. Aprendió a valorar las cosas importantes de la vida, sin perder nunca la sonrisa. La misma que exhibe cuando rememora aquel 11 de julio de 2010 junto a su amigo Mauro, quien nunca pensó que, aunque fuera de manera circunstancial, iba a retomar el periodismo para hacer un reportaje de 'cojo' a 'cojo', como él llama a quienes, aunque no puedan andar, nunca caminarán solos...

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios